jueves,7 julio 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaDigitalizaciónAlemania quiere una velocidad de 50 megas en todos sus hogares
Buscan fomenter la nube y el Big Data

Alemania quiere una velocidad de 50 megas en todos sus hogares

Redacción
El Gobierno alemán ya tiene en marcha el gran programa de impulso al crecimiento que le piden a gritos desde París.Pero la inversión pública no llegará en forma de ladrillo ni de programas de empleo ni de crédito blando, sino que se traducirá en banda ancha.

El primer Consejo de Ministros tras las vacaciones ha dado a luz un gran programa cuyo primer objetivo es que para 2018 todos los hogares del país puedan descargar de internet al menos a una velocidad de 50 megas por segundo. Durante la presentación de su Agenda Digital, el vicecanciller y ministro de Economía, Sigmar Gabriel, ha proclamado con entusiasmo que "la Agenda Digital va a cambiar Alemania de arriba abajo".

El Gobierno comenzará por establecer mesas de negociación con todos los actores económicos implicados en el sector para calcular con más exactitud la "suma de inversiones" que debe aportar el Estado. Su intención es valorar cuánto está dispuesto a invertir el sector privado y calcular el agujero de diferencia. "Allí donde no sea rentable, el Estado llevará la banda ancha", ha dicho Gabriel.

En las 38 páginas del documento aparece 45 veces el verbo "queremos", pero no se detallan cifras y esa es la principal crítica que está haciendo ya el sector, aunque la prensa alemana hace cálculos que rondan los 20.000 millones de euros, en línea con las inversiones en infraestructuras pactadas entre el Partido Socialdemócrata (SPD) y la Unión Cristianodemócrata (CDU) de Merkel durante las negociaciones para formar la gran coalición de gobierno.

La Agenda Digital pretende asimismo que "en los próximos cuatro años Alemania se convierta en el número uno europeo en crecimiento digital". Para eso, agrega el documento, es preciso digitalizar la "industria tradicional", por lo que el Gobierno alemán se compromete también a fomentar el potencial de "tecnologías como el cloud computing y el Big Data", en referencia al almacenamiento virtual en la nube y al aprovechamiento de la acumulación masiva de datos.

El proyecto destila deseos de independencia, en el sentido de "soberanía digital" que han empleado en los últimos meses varios miembros del Gobierno al mencionar la conveniencia de que la "gestión federal sea más independiente de los conglomerados tecnológicos globales" y que "guarde su información y la transmita" según sus propias posibilidades y "a través de redes propias".

El sector, lejos de recibir la Agenda Digital con entusiasmo, reacciona con un "mejor tarde que nunca", en palabras de la plataforma Euractiv. Pablo Martínez, de GoEuro, un buscador de viajes con un año funcionando y presente ya en siete países, subraya que este plan "no sólo no es ambicioso, sino muy necesario" y que "Alemania no podrá en breve mantener su PIB si no logra digitalizar con rapidez su economía".

La advertencia es válida también para el resto de los países europeos, donde las start ups encuentran dificultades añadidas. GoEuro, por ejemplo, empresa a la que tratan de seducir potentes inversores de Silicon Valley, no ha podido abrir oficina en Madrid por no encontrar personal que hablase inglés más otro idioma que no fuera el español, por lo que ha sido más rentable llevarse a Alemania el 15% español de su plantilla que establecerse en la capital de España.

De interés

Artículos Relacionados