sábado,29 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadBolonia y su dimensión social
Que el poder adquisitivo no sea un obstáculo

Bolonia y su dimensión social

ibercampus.info
El Gobierno defiende la dimensión social de la reforma universitaria que establece la Declaración de Bolonia así como el papel que jugarán las universidades a la hora de atender las necesidades de la formación permanente. Así lo puso ayer de manifiesto el director general de Política Universitaria del Ministerio de Educación, Felipe Pétriz Calvo, quien participó en Valladolid en una sesión informativa sobre el llamado Proceso de Bolonia. Dicha reforma se asienta sobre dos ejes "fundamentales" con los que se han comprometido 46 países desde el primer acuerdo, en 1998, y hasta el firmado hace muy pocos días, que son la reforma estructural en cuanto a los créditos de grado y máster o la duración de las titulaciones, y la reforma metodológica.

En este sentido, según Pétriz, en la declaración se recogen dos elementos que, a su juicio, se han "destacado poco" y que, en primer término, tiene que ver con la dimensión social de la reforma, punto en el que el director general de Política Universitaria del Ministerio de Educación puso de manifiesto que desde la declaración de 2005, los ministros han incidido en este aspecto como desarrollo del principio de igualdad de oportunidades.

Los gobiernos, destacó, se han comprometido a establecer políticas en base al principio de igualdad con el fin de que las condiciones socioeconómicas de los estudiantes no constituyan un obstáculo para su acceso al sistema universitario.

Asimismo, Pétriz consideró que, al igual que en el caso de la dimensión social de la reforma, en este tiempo se ha ahondado poco en el aspecto vinculado a la formación a lo largo de la vida ya que la reforma, añadió, busca impulsar que los estudiantes no lo sean sólo entre los 18 y los 23 años sino que las universidades atiendan las necesidades formativas de modo permanente.

A estos aspectos se unen otros, según el director general de Política Universitaria del Ministerio de Educación, como la nueva forma de trabajar establecida en la relación profesor-estudiante.

Estas realidades, a su juicio, se contraponen con los mensajes lanzados desde algunos sectores de la comunidad universitaria que, en su opinión, hay que "desmitificar" porque no son verdaderos. "Espero que alguien los argumente", aseveró Pétriz antes de rechazar algunas posturas en relación, entre otros, a la nueva política de becas que llevará consigo el proceso.

Campaña de difusión

El debate se enmarca en la campaña de información que desde la Universidad de Valladolid se puso en marcha el pasado mes de febrero para explicar tanto a la comunidad universitaria como a la sociedad en general lo que trae consigo el Espacio Europeo de Educación Superior.

Esta campaña arrancó con la instalación en todos los centros académicos de la UVA de buzones en los que los alumnos pudieron depositar sus cuestiones y hacérselas llegar así al Rectorado y que permitieron la recepción de 140 preguntas que se suman a las 280 cuestiones formuladas a través de la web que sobre el Proceso de Bolonia se puso también en marcha.

La mayoría de las preguntas, un 71,9 por ciento, se refieren a temas como la adaptación de las titulaciones al Espacio Europeo de Educación Superior (26,7 por ciento), adaptación de los titulados de carreras técnicas o diplomaturas (17,2 por ciento), adaptación de los estudiantes en curso (9,9 por ciento), adaptación de los segundos ciclos (6,9 por ciento), grados que se impartirán en el curso 2009/2010 (5,9 por ciento), y adaptación del CAP (5,3 por ciento).

Fuente: EP

De interés

Artículos Relacionados