miércoles,1 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaBruselas urge que las grandes empresas deban publicar dónde y cuánto tributan
Esto permitiría frenar recortes en educación y sanidad

Bruselas urge que las grandes empresas deban publicar dónde y cuánto tributan

Redacción
Al calor de los escándalos por el uso de paraísos fiscales para no pagar impuestos hasta por famosos como Mario Vargas Llosa, Comisión Europea aprobó este martes un proyecto de directiva para obligar a las multinacionales a publicar sus cuentas con Hacienda país por país. Bruselas quiere que estos datos redoblen la presión sobre las compañías que eludan impuestos. Ello permitiría a los estados tener más recursos para financiar gastos como los de educación y sanidad sometidos a recortes.

 

La nueva norma obligará a más de 6.000 multinacionales a publicar estas facturas La mayoría de esa información ya es pública o está a disposición de las autoridades de Hacienda, pero Bruselas quiere que los datos se difundan de manera clara y sencilla para que se redoble la presión de la opinión pública sobre aquellas compañías que reduzcan artificialmente el pago de impuestos.

La propuesta estaba preparada antes de la publicación de los papeles de Panamá. Pero Bruselas confía en que ese escándalo acelere el visto bueno del Parlamento Europeo y del Consejo de Ministros de la UE, a los que previamente habían llegado dictámenes pidiendo drásticas actuaciones contra los paraísos fiscales, como el promovido por los españoles Carlos Trías, representante de los consumidores en el Comité a Económico y Social Europeo (CESE) y el profesor de la UAM Gustavo Matias, con el apoyo del fiscalista y hoy diputado de Ciudadanos y presidente de la comisión de Presupuestos del Congreso. La norma obligará a las empresas que facturen más de 750 millones al año a publicar varios puntos sobre sus negocios en cada país europeo donde operen, como actividad, empleados y facturación total, entre otros.

El comisario de Mercados Financieros, Jonathan Hill, dijo que de estas sociedades "dependen de que haya un sistema fiscal justo, pero hoy en día hay multinacionales que gracias a complicados arreglos fiscales pagan menos que las empresas que operan en un solo país".

La propuesta del CESE para completar la unión monetaria con medidas fiscales, aunque impugnada en sus contenidos iniciales por Irlanda y otros países del euro favorables a los paraísos fiscales, fue aprobada con la recomendación de que las empresas cotizadas en las bolsas incluyeran en sus memorias de responsabilidad social corporativa la presencia en tales  países. Este último dictamen sobre unión fiscal  resalta contenidos del previo sobre el paquete de unión bancaria

A corto plazo (de seis a dieciocho meses), el CESE proponía  crear una base imponible consolidada común en la UE, además de cooperar a nivel global a nivel de la OCDE y del G-20 contra la erosión de la base y el desplazamiento de los beneficios (BEPS), para asegurar que los regímenes fiscales sean transparentes y no concedan ventajas fiscales injustas. También aconseja mejorar la cooperación administrativa y, sobre todo dentro de la UE, avanzar en el proceso de armonizaciones y simplificaciones fiscales reduciendo la fiscalidad sobre el trabajo y aumentando la del capital para así complementar desde el ingreso la mejora en los beneficios sociales desde el gasto.

Siguen los escándalos de desde Panamá 

Entre tanto, los escándalos fiscales siguen. El ministro de Industria, Energía y Turismo en funciones, José Manuel Soria, anunció ayer su petición para comparecer la próxima semana, posiblemente el martes, ante la Comisión de Industria, para dar explicaciones sobre su vinculación con los papeles de Panamá. En rueda de prensa en el Congreso, Soria negó que en sus últimos 25 años de trayectoria política haya tenido vinculación con ninguna sociedad ni en Panamá ni en las Bahamas.

Soria, que dijo ser el primer interesado en que "se sepa la verdad", expresó su convencimiento de que "de esa investigación saldrá cero presencia de mi persona y de mi nombre en ningún tipo de entidad, porque nunca ha estado relacionado con ninguna sociedad domiciliada allí. En otro momento, José Manuel Soria incidió en que nadie en el Gobierno le ha presionado ni le ha pedido la dimisión. "En absoluto", remarcó, además de señalar que siente que cuenta con la confianza del presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy.

Soria negó ser secretario de la compañía UK Lines Limited, con la que se le ha relacionado en las últimas informaciones, tras lo que indicó que aparece como administrador en la sociedad comercial Oceanic Lines junto con su hermano, un hecho que es totalmente legal y "no tiene incompatibilidad, ni legal ni política". El ministro en funciones reiteró que la relación con esa empresa era comercial, porque se encargaba de la consignación de los barcos enviados desde Canarias por la empresa familiar, la consignataria Oceanic Lines, y explicó que en 1998 cesó la actividad de la misma. Soria dijo haberse enterado ayer de que era secretario de la empresa UK Lines, lo que calificó como un nuevo "error" y pidió a sus abogados una investigación. El ministro en funciones dijo que en 1997 cuando Oceanic Lines atendía barcos cargados de fruta y hortaliza él era alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, pero reiteró que se trató de una actividad legal y compatible. Mientras que, según explicó, desde mayo de 1995 sólo se ha dedicado a la gestión política.

El ministro de Economía y Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro, dijo que las explicaciones dadas por el titular de Industria, José Manuel Soria, sobre la aparición de su nombre en los papeles de Panamá, "son las que él ha dado y me parecen bien". Los diarios informan que ayer, la Comisión de Hacienda del Congreso solicitó la comparecencia la próxima semana de Montoro para que explique si existe vinculación entre los papeles de Panamá y las personas que se acogieron a la amnistía fiscal de 2012.

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, dijo parecerle "muy conveniente todo lo que ha dicho" el ministro de Industria en funciones, además de defender que no hay "mayor transparencia" que la que está demostrando.

Por otro lado, los diarios recogen que a lo largo del día de ayer también se conoció que el cantante y presentador de televisión Bertín Osborne tiene una sociedad registrada en Panamá, tras salir igualmente los nombres del literato y propagandista neoliberal Mario Vargas Llosa, Leo Messi, Imanol Arias, Pedro Almodóvar, Leonel Messi, Daddy Yankee, Roberto Carlos,  Pilar de Borbón, además de políticos internacionales como Putin, Camerón o el ya dimitido premier islandés.

La Agencia Tributaria pide ayuda a varios países para cobrar a Conde

La Agencia Tributaria ha puesto en marcha los mecanismos para cobrar la deuda tributaria que mantiene Mario Conde – que se había declarado insolvente – , que asciende a 9,93 millones de euros, para lo que remitirá un requerimiento de asistencia mutua a los países desde los que el exbanquero repatrió el dinero. Dicho documento encomienda a otro país o jurisdicción el cobro de deudas pendientes en nombre de Hacienda, directamente o mediante embargos, y suele incluir una comisión rogatoria para obtener información patrimonial y sobre las operaciones financieras de los investigados.

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, explicó que el "foco" de la investigación tiene que ver con la deuda que Conde "tiene pendiente" con "la sociedad", en referencia al caso Banesto, desvelándose posteriormente el blanqueo y que el exbanquero "falseó su situación económica" tras declararse insolvente ante la Justicia para no pagar las indemnizaciones.

Origen del dinero: ¿saqueo de Banesto o dos pelotazos farmacéuticos?

El expresidente de Banesto, Mario Conde, y sus dos hijos, que permanecen en las dependencias de la Guardia Civil de Tres Cantos desde que fueron detenidos ayer, se han acogido a su derecho a no declarar ante los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO). Este miércoles a las 9 de la mañana fueron conducidos ante el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz, que les tomará declaración. El yerno de Conde, Fernando Guasch, fue puesto anoche en libertad, aunque sigue como investigado y podrá ser citado a declarar por el juez. Los otros cuatro detenidos junto al exbanquero y sus hijos también pasarán a disposición judicial mañana.

En los registros practicados por la UCO, en el domicilio madrileño de la familia Conde, un pazo de Ourense, una empresa y un despacho de abogados, los agentes han intervenido documentación, soportes informáticos y 160.000 euros en metálico.

Los diarios recogen hoy diversas informaciones sobre las operaciones de Mario Conde. El exbanquero, junto al abogado Francisco Javier de la Vega, creó tres sociedades en España y otras ocho en ocho países distintos (Italia, Países Bajos, Curaçao, Islas Vírgenes, Emiratos Árabes, Reino Unido, Luxemburgo y Suiza), de las que se sirvió para traer de vuelta a España al menos 13 millones de euros – supuestamente saqueados de Banesto – mediante ampliaciones de capital ficticias, préstamos falsos entre unas y otras, y prestación de servicios inexistentes.

Según EL MUNDO, una transferencia de 600.000 euros realizada año y medio desde una de sus sociedades suizas, Galloix Holding, a una sociedad registrada a nombre de Conde en España que no pudo justificar ante el banco – La Caixa- activó el servicio de prevención de blanqueo y la correspondiente denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción. Durante el curso de la investigación, se detectaron al menos otras dos de 750.000 y 300.000 euros.

ABC apunta que la sociedad de los hijos de Conde en España, Black Royal Oak, fue la que repatrió la mayoría del dinero "lavado", casi 11 millones en diversas operaciones.

Según destaca LA RAZÓN, Mario Conde "escondía pruebas contra él en casa de su hija". Este diario indica también que el exbanquero atribuye su fortuna a dos "pelotazos" farmacéuticos obtenidos antes de su llegada a Banesto.

EL ECONOMISTA destaca que la firma española de Conde Hogar y Cosmética Española sólo ha pagado 3.000 euros del Impuesto de Sociedades desde 2008.

 

De interés

Artículos Relacionados