lunes,4 julio 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioInnovación y AcademiaCantabría protesta contra el fraking
Reclaman a Repsol que renuncie

Cantabría protesta contra el fraking

Redacción
Aseguran que este método llenaría, a igual que pasó en EEUU y en Canadá, los acuíferos de gas lo que cambiaría de ser un entorno rural a uno industría y afectaría a la economía y a la actividad ganadera de la región

 Unas 500 personas, según la Policía Nacional, y el triple para los convocantes se han concentrado este sábado en Santander, frente a la Delegación del Gobierno en Cantabria, al grito de "Fracking no" para pedir al Ministerio de Industria que retire todos los permisos de investigación que prevén su uso y que afectan a la región y reclamar a Repsol que renuncie al suyo en los Valles Pasiegos porque el "clamor" contra esta técnica de gas no convencional es "absoluto".

Los asistentes a esta protesta ha conseguido cortar la calle en varios momentos e interrumpir el tráfico de vehículos, llenando la carretera y también los aledaños de Correos.

Con pancartas como ´Fracking no´, ´Por un Pas sin gas´, ´No nos dejaremos matar´, ´Fracking no, ni aquí en ningún lado. Solidaridad con Polonia y Canada´ o ´Agua sin gas´, entre otras, los cientos de asistentes a esta concentración, convocada por la Asamblea contra la Fractura Hidráulica, han expresado su rechazo a esta técnica.

Como argumentos, recuerdan que en aquellos países donde se ha realizado una extracción masiva de gas a través de esta técnica, como Estados Unidos o Canadá se han contaminado los acuíferos, aguas en superficie con las sustancias químicas que se emplean en el fracking; se han emitido al aire componentes tóxicos que son "cancerígenos".

Efectos sobre la economía

Así lo ha asegurado en declaraciones a los medios de comunicación, uno de los portavoces de los convocantes, Josué Bilbao, quien ha resaltado que, además, el ´fracking´ conlleva una "transformación del territorio" y zonas rurales que viven de la ganadería, la agricultura o el turismo rural se convierten en áreas industriales.

"Esto afecta a la economía en todos los sentidos", ha señalado Bilbao, quien ha explicado que en otras comunidades como La Rioja o la zona de producción vinícola de Ribera del Duero se ha solicitado, y en algunos casos se ha conseguido, que las empresas renuncien a esos permisos por el impacto que puede ocasionar a sus marcas de calidad.

Legislación

A preguntas de los periodistas, se ha referido a la ley aprobada por el Parlamento regional para prohibir el fracking en la comunidad autónoma, una norma que, a su juicio, "tiene buena voluntad", pero que puede quedar superada por la modificación de la Ley de Hidrocarburos que se plantea el Gobierno de España para incluir el fracking.

Según ha advertido, al ser una ley básica del Estado, estaría "por encima" de cualquier otra de rango autonómico, algo que les "hace dudar", según Bilbao, del alcance que puede tener la norma que prohíbe esta técnica en Cantabria "por mucha buena voluntad" que tenga el Gobierno regional.

Cuestionado sobre el nivel de concienciación de la población en Cantabria, ha opinado que en los pueblos "la mayor parte" de la gente ya lo está después de los dos años de campañas de información.

A su juicio, esto se debe a que, en los pueblos, basta con "mirar por la ventana" para pensar en cómo podía ser ese entorno con cientos de pozos de gas y pasar de ser un territorio rural a una zona industrializada.

Sin embargo, ha reconocido que en la ciudad "sí que es más difícil" porque, a su juicio, "no es tan sencillo visualizar esa problemática" que, aunque afecta al agua que beben sus habitantes, lo que es "muy grave, es un "problema más teórico".

De interés

Artículos Relacionados