domingo,28 noviembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaCárcel por extorsión para AUSBANC y Manos Limpias
Unicaja, investigada de acceder al chantaje de la red

Cárcel por extorsión para AUSBANC y Manos Limpias

Redacción
El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz decretó este lunes prisión sin fianza para el máximo responsable de Manos Limpias, Miguel Bernad, y para el presidente de Ausbanc, Luis Pineda, a los que imputa los delitos de extorsión, amenazas y pertenencia a organización criminal. A Pineda le acusa además de estafa, administración desleal y fraude de subvenciones. AUSBANC, excluida del Consejo de los consumidores, transfirió en 5 años mas de 7 millones a empresas americanas sin actividad real.

Ambos, a los que se les atribuyen chantajes y extorsiones para retirar acusaciones en causas judiciales, entre ellas la del caso Nóos, o a cambio de publicidad, ingresaron ayer por la noche en la cárcel de Soto del Real. El resto de los detenidos el viernes – el director de comunicación de Manos Limpias, Javier Castro; el adjunto al presidente de Ausbanc, Ángel Garay, y el tesorero de Ausbanc, Alfonso Solé – fueron puestos en libertad con la obligación de comparecer cada quince días en el juzgado, retirada del pasaporte y prohibición de salir de España.

Según el auto de prisión, Luis Pineda era el cerebro de la trama criminal y usaba la "cobertura" de presidir una asociación en defensa de los consumidores para coaccionar a los bancos, valiéndose de "los recursos propios del sindicato" Manos Limpias, "al cual financiaba", como "medio para reforzar dicha coacción", contando con "el apoyo y beneplácito de Miguel Bernad, a quien Pineda, en cierto modo, controla y maneja". Las entidades pagaban grandes sumas para que se les hiciera publicidad positiva o se les retiraran acusaciones, enmascaradas en convenios publicitarios.

El escrito del juez detalla al menos cuatro chantajes para retirar acusaciones de Manos Limpias. Por retirar la de la Infanta Cristina en el caso Nóos Pineda pidió tres millones, llamó al director general de la Fundación La Caixa para "negociar" y a través del subdirector general de la Asesoría Jurídica del Banco de Sabadell contactó con su abogado, Miguel Roca, con quien llegó a reunirse. Roca se negó al chantaje y él y el directivo del Banco Sabadell denunciaron los hechos. También chantajearon al presidente de Unicaja, Braulio Medel, en el caso de los ERE, quien pactó el pago de un millón de euros en forma de contratos publicitarios, de los cuales abonó 617.127 euros.

Algunas de estas extorsiones quedaron grabadas en las conversaciones pinchadas a los imputados. En una de ellas Pineda pide a los abogados de Manos Limpias que en el caso de las facturas falsas de UGT Andalucía se centren en imputar al portavoz de Facua, organización de consumidores que les acababa de ganar un juicio y una indemnización de 900.000 euros. Otro de los chantajes es al Banco de Sabadell, al que ofreció retirar una denuncia a cambio de rebajar la deuda a un constructor.

Por otro lado, el auto detalla que Ausbanc transfirió en los cinco últimos años 7.184.051 euros a varias empresas vinculadas a la asociación, alguna de ellas radicadas en Colombia, Venezuela, EEUU, México y Reino Unido y que, según el juez, "no tenían actividad real", salvo ese movimiento constante de capital entre ellas para poder "cuadrar los balances y los trasvases de dinero", así como traspasos de fondos percibidos "de forma directa" de las entidades bancarias a las que extorsionaban. Ausbanc recibía subvenciones como asociación sin ánimo de lucro, fondos que eran desviados para el "beneficio personal" de Pineda, que ejercía el "control total" de la asociación.

Unicaja Banco emitió un comunicado en el que asegura que "no ha efectuado pago alguno" a Manos Limpias y que los contratos suscritos con Ausbanc tienen como causa "patrocinios publicitarios" y "colaboraciones" siempre "por asuntos relativos al negocio del grupo".

Los diarios desvelan otros intentos de extorsión por parte de Ausbanc. Según EL PAÍS, Pineda pidió 300.000 euros anuales – una parte en b – al primer ejecutivo de CreditServices, Javier López, a cambio de "publicidad", modificar el "rumbo informativo" de la compañía y proporcionarle "apoyo periodístico" en las revistas de la asociación. ABC destaca que el líder de Ausbanc "compró" Manos Limpias por 3.000 euros al mes a raíz del caso Blesa y se ofreció a pagar la sede y los gastos del sindicato. Según el diario, Pineda "trabajó mano a mano con la abogada Virginia López" y el enlace entre Ausbanc y Manos Limpias fue el director de comunicación del sindicato, Javier Castro.

De interés

Artículos Relacionados