martes,25 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpinión¿Co-creamos un nuevo modelo social, económico y político?
Global Hub por el Bien Común

¿Co-creamos un nuevo modelo social, económico y político?

Gobierno y bien común
¿Es posible evolucionar desde el actual sistema hacia un nuevo modelo social, económico y político más justo y orientado al bien común? Aquellos que creen que es posible se han puesto a colaborar para lograrlo a través del recién creado Global Hub por el Bien Común. ¿Te animas a co-crear?

"Locura es hacer lo mismo una vez tras otra y esperar resultados diferentes."

Albert Einstein

 

Asistimos a un colapso político, económico y, como consecuencia, social. Nadie confía en nadie. La corrupción, su lenguaje violento y sus cálculos electoralistas hacen que no confiemos en los políticos. Del mismo modo, la exagerada vinculación de los políticos con muchas de las grandes corporaciones empresariales, engaños medioambientales como el de Volkswaguen y escándalos económicos como la manipulación de los mercados financieros por corporaciones como HSBC, Deutsche Bank hacen que tampoco confiemos en las grandes corporaciones empresariales ni en aquellos en quienes depositamos nuestros ahorros.

 

De hecho, el actual sistema socio-económico a inoculado tanto el individualismo y la competitividad en nuestro comportamiento que ya ni siquiera confiamos en nuestros vecinos y nuestros compañeros de trabajo. Incluso me pregunto ¿confiamos en nosotros mismos?

 

Llegado este punto, sale mi parte más positiva y me atrevo a contestar que "sí", que aún es posible recuperar la confianza en nosotros mismos como personas y como sociedad. Incluso es posible recuperar la confianza en el mundo empresarial y en los representantes políticos. Me preguntarás ¿cómo? Intentaré contestar en lo que queda de artículo y, juntos, podremos ampliar la respuesta en las sucesivas entregas de este blog.

 

La buena noticia y punto de partida es que, afortunadamente, hoy en día es posible decir alto y claro: el capitalismo ha fracasado, ha sido incapaz de erradicar los grandes problemas de la humanidad – la pobreza y la desigualdad – e incluso a creado nuevos problemas como el cambio climático. Lo dice la evidencia empírica, lo dicen los técnicos, lo dicen muchos altos representantes políticos y ¡lo dice hasta el Papa!

 

Capitalismo, comunismo y socialismo nacieron con nobles intenciones, sin embargo, a pesar de los aportes positivos que podamos atribuir a cada uno de estos modelos, es obvio que no han logrado solucionar nuestros problemas. A partir de este punto, liberados del mantra "el capitalismo es el mejor modelo existente" y aceptado que los otros modelos conocidos también han fracasado en su aplicación empírica, estamos preparados para el siguiente paso: Co-construir un nuevo modelo social, económico y político capaz de solucionar de una vez por todas los grandes problemas locales y globales de nuestra humanidad.

 

Pensarás "¡guau! eso es imposible o al menos muy difícil". La historia nos demuestra que todo cambia, incluso los grandes regímenes y sistemas. Es nuestra decisión permitir que lleguemos a verdaderos y violentos colapsos sociales o a un colapso ecológico antes de reaccionar o ponernos a trabajar hoy mismo en el cambio. Quizá la mejor reflexión y aprendizaje es admitir que el modelo perfecto no existe y que, por esta razón, debemos mantener una continua revisión, adaptación y co-creación de los modelos existentes.

 

Las tres "cos": Confianza, colaboración y co-creación

Bajo mi punto de vista, tres son las claves para generar un cambio sistémico: confianza, colaboración y co-creación. Primero, debemos de recuperar la confianza en nosotras, en las personas que habitamos este planeta en el año 2015. Debemos confiar en nuestra creatividad y capacidad para generar nuevas ideas, emprender e implementar nuevas políticas orientadas al bien común.

 

Segundo, debemos sustituir la competitividad – tan enraizada en el actual sistema, – por la colaboración. Debido a lo duro de la crisis y gracias a las nuevas tecnologías, asistimos a un boom colaborativo entre las personas y también entre las empresas. Tan solo nos falta llevar este principio al mundo político. De nuevo un "imposible" que se puede transformar en "posible".

 

Tercero, basados en la confianza en nuestra capacidad como sociedad y a través de la colaboración, será posible empezar a co-crear. Co-crear un nuevo modelo social, político y económico. Preferiblemente empezando por el económico ya que, por suerte o por desgracia, la economía afecta a nuestros modelos educativos, de salud, transporte, vivienda e incluso a nuestras relaciones personales.

 

El Global Hub por el Bien Común

Por suerte, no soy el único que cree en la posibilidad de co-crear un nuevo modelo. Tengo la suerte de co-liderar la puesta en marcha del Global Hub por el Bien Común, un nuevo think tank – al que nos gusta llamar "think ocean" – que conecta personas y organizaciones de todo el planeta vinculadas a la "nueva economía" para, juntas, proponer políticas y estrategias públicas que contribuyan al cambio. Economía Colaborativa, Economía del Bien Común, Economía Social y Solidaria, Sistema B, Comercio Justo, Empresas Sociales, estas y otras miradas vinculadas a la transformación del modelo económico así como ONGs, movimientos sociales e universidades están presentes en el Global Hub por el Bien Común.

 

La presentación del proyecto se ha iniciado de "sur a norte". Primero se ha presentado en Santiago de Chile y los días 10 y 18 de noviembre se presentará en Madrid y Barcelona respectivamente. Por último, el 14 de diciembre se presentará en Londres. Todas las personas y organizaciones son bienvenidas a sumarse.

 

Reconocemos que el objetivo es ambicioso, pero a la vez sabemos que es posible alcanzarlo y ello genera la responsabilidad de intentarlo. La historia nos ha demostrado que el cambio es un continuo vinculado a nuestra existencia. Es nuestra decisión, la tuya y la mía, decidir si queremos ser agentes pasivos o agentes activos capaces de co-liderar colaborativamente ese cambio.

 

Desde este blog os haré llegar mis ideas sobre cómo generar el cambio sistémico de forma positiva y colaborativa. Espero contar con vuestra participación y comentarios para poder generar un verdadero debate y juntas poder encontrar nuevas ideas y avanzar en el objetivo común. Ojalá que, no en mucho tiempo, podamos decir que de forma colaborativa fuimos capaces de co-crear una nueva y mejor realidad. Ojalá podamos decir que juntas co-diseñamos el gobierno del bien común.

 

De interés

Artículos Relacionados