lunes,6 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpiniónCrónica de la presentación «La curvatura de tu sonrisa»
Alberto Vila/Grupo Tierra Trivium

Crónica de la presentación «La curvatura de tu sonrisa»

Sonia Yáñez Calvo
«Y uno que es más gallego que Castelao y Rosalía dispararía sin dudar a la cabeza de todos tus fantasmas.»
Para mí no hay mejor manifestación que difundir cultura. No existe mejor arma ante el miedo, el odio y la manipulación que la cultura.

Por eso, este pasado 8 de marzo estuve haciendo lo que más me gusta y creo firmemente que es muy necesario: Estuve presentando un libro, un poemario del polifacético artista ferrolano Al Vila.

Así que, en un día tan clave no solo para la mujer sino para la sociedad, yo me encontraba rodeada de grandes                     profesionales como el propio Al Vila, Edu Pereira: coautor del libro realizando las estupendas fotografías que vienen en en el interior del poemario y en la portada; los actores Agigail Montiel y Óscar Gáez pusieron voz y corazón a los poemas de La curvatura de tu sonrisa acompañados por la guitarra de Cabe García.

Abrí la tarde hablando de forma breve y concisa de la editorial en la que trabajo y publica este poemario, Grupo Tierra Trivium: Una editorial que sin perder la esencia de las grandes, ayuda a las nuevas voces a cumplir el sueño de ver publicado su libro. A medio camino entre una simple imprenta y las grandes editoriales tradicionales, facilitamos el camino al autor y lo acompañamos en este viaje literario, además de establecer una comunicación entre el autor y los lectores como es el caso de esta presentación.

Antes de dar paso al autor me hice eco al movimiento literario al que pertenece este poemario y cuyo exponente más representativo es Defreds, líder de ventas. Es un movimiento literario muy actual y a tener en cuanta que le da una vuelta de tuerca a la poesía. Es una muestra de que no todo está escrito y hay muchas voces emergentes por descubrir.

Centrándome en La curvatura de tu sonrisa confesé mi inicial desconcierto al leerlo, también reconocí que después de una lectura más profunda y a través de las conversaciones que tuve con Al Vila fui capaz de captar la importante crítica social del libro tanto en su contenido como en su forma y lo más importante, su mensaje: El amor es el mayor acto de libertad. Sin duda no había mejor mensaje que dar en un día tan emblemático, una ley de vida.

Acto seguido el autor nos explicó como surgió su libro, lo tenía muy claro y sabía con quien contar para el nuevo proyecto: su amigo Edu Pereira, nada más y nada menos que uno de los mejores fotógrafos del país, nominado este año a los Goya por su gran trabajo y profesionalidad.

Edu Pereira nos comentó la diferencia de este proyecto al anterior libro de Al Vila Partes de ti (Círculo rojo, 2017). Así como en su anterior trabajo Al Vila le concedió total libertad, para La curvatura de tu sonrisa Al Vila tenía muy claro lo que quería.

El poemario trata sobre una pareja desde su principio al fin de la relación. Para ello las fotografías reflejaran en expresiones los sentimientos de las distintas fases de la relación

Como bien dijo el propio autor de Al Vila la frase Te conozco con la mirada se convirtió en 24 maravillosas fotografías realizadas en una tarde por Edu Pereira y los magníficos actores Patricia Rodríguez y Alberto da Sinda. Sin duda toda una proeza, teniendo en cuenta la dificultad de reflejar en el rostro tan diferentes matices de una expresión.

El evento contó con un evocador recital en el que los actores Abigail Montiel y Óscar Gáez nos transportaron directamente al interior del libro con sus voces acompañados por la guitarra de Cabe Garcia. La tarde se convirtió en una experiencia para el recuerdo de todos los que estábamos allí reunidos.

A continuación el público pasó a preguntar al autor por su obra y para finalizar la tarde noche, Al Vila y Cabe García unieron su voz y su guitarra interpretando los emblemáticos temas La, la, la y Mi gran noche.

Aprovecho estas líneas para dar las gracias al público y a los grandes profesionales que hicieron del 8 de marzo una tarde noche memorable.

Pues sin duda alguna, lo que empezó como una estupenda tarde terminó como una gran noche en la que la cultura y la profesionalidad de los artistas brillaron con luz propia.

De interés

Artículos Relacionados