martes,26 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadCultura renuncia a la Ley de Mecenazgo como Justicia a la del...
Todos podremos deducir 112,5 euros al donar los 150 primeros

Cultura renuncia a la Ley de Mecenazgo como Justicia a la del aborto y a la de tasas

Redacción
El Gobierno ha renunciado a la Ley del Mecenazgo tras su trámite en el Congreso el pasado mayo, como Justicia a las del aborto y las tasas, ahora ante la oposición de las grandes fundaciones y de personalidades de la cultura. Para calmar los ánimos, meterá algunos contenidos en la reforma fiscal: todos los contribuyentes podrán deducirse el año próximo 112,5 euros de los primeros 150 euros que dediquen a la cultura. Por lo mismo, el nuevo ministro de Justicia revisará la ley de tasas

La rectificación de Cultura, que al igual que las de Justicia parece impuesta por el presidente del Gobierno ante la nueva coyuntura política y electoral, fue veladamente anunciada este lunes por el secretario de Estado de Cultura, José María Lassalle, al afirmar que "en la reforma fiscal va la y de Mecenazgo" e intentar quitar hierro a la oposición generalizada a la reforma de las fundaciones.  La noticia coincidía con la toma de posición del nuevo ministro de Justicia, Rafael Catalá, quien tras la dimisión de Alberto Ruíz Galardón por la renuncia del Gobierno a su proyecto de  ley del aborto anunció este lunes que revisará el proyecto de ley de tasas judiciales, aprobada por las Cortes con el único apoyo del PP y que está recurrida ante el Tribunal Constitucional, además de contar con la oposición de las principales asociaciones del sector.

“El mecenazgo implica un soporte de incentivos fiscales, de deducciones sobre el impuesto sobre la renta y en el impuesto de sociedades. Eso es una Ley de Mecenazgo", dijo el secretario de Estado tde Cultura tras inaugurar del Encuentro de Editores Iberoamericanos en Casa del Lector, donde ha explicado que "en España hay una Ley de Mecenazgo que está vigente desde los años 90 y está siendo ahora mismo objeto de modificación. La Ley de Mecenazgo son básicamente incentivos fiscales. Si al mecenas no se le ofrecen incentivos fiscales se produce otra cosa que se denomina altruismo o filantropía".

La iniciativa de Ley de Mecenazgo "queda subsumida en la reforma fiscal; ese es su ámbito de regulación, ya que afecta al impuesto de sociedades y al impuesto sobre la renta. Al mismo tiempo, hay una modificación que compete al Ministerio de Justicia, que es la facilitación de la creación de las fundaciones. Todo ello, implica un paquete de transversalidad legislativa sobre mecenazgo", añádió José María Lassalle, resaltando también que "por primera vez se democratiza el mecenazgo en nuestro país mediante la introducción del micromecenazgo, con el que el ciudadano podrá deducirse el 75% de los 150 primeros euros que dedique a la cultura. Ya no hace falta ser rico para ser mecenas".

De esta manera, la tercera autoridad tras Wert del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, que con la LOMCE sí ha logrado imponer la séptima ley educativa de la democracia pese a la extendida oposición, intentó calmar a las fundaciones y al mundo de la cultura anunciando junto al micromecenazgo que los Presupuestos para esta abandonarán la línea de recortes. Pero ni las críticas de las fundaciones ni las de personalidades de la cultura han cedido de momento, mientras los rectores de universidades públicas que pedían más mecenazgo no se han pronunciado. Previamente, el Gobierno decidió excluir del Anteproyecto de Ley de Fundaciones, reformador del vigente desde 2002, a las públicas y a las bancarias, lo que no evitó que continuarán las duras críticas por parte de las Asociación Española de Fundaciones (AEF), mediante una nota de prensa  publicada después de la nota del propio Ministerio de Justicia

La reforma fiscal introduce además el mecanismo de reconocimiento a la fidelización de la inversión en cultura, al aumentar un 10% el porcentaje de desgravación, para aquellas aportaciones que permanezcan durante 3 o más ejercicios consecutivos por igual o superior cuantía realizados a favor de un mismo beneficiario, pasando de un tipo general de deducción del 25% al 35% a partir del tercer año, en el caso del IRPF y hasta el 40% en el caso del Impuesto de Sociedades.

Incentivos en la Reforma Fiscal

Las deducciones fiscales vinculadas a la figura del mecenazgo que recoge la Reforma Fiscal son:

1. En el ámbito del IRPF, incrementa los porcentajes de deducción general del 25 al 30% con efectos desde el ejercicio 2016    (transitoriamente durante 2015 se aplicará el 27,5%). 

2. Introduce el micromecenazgo. Establece dos tramos de deducción en el IRPF. En los primeros 150 euros se aplica un tipo del 75% y en los restantes un tipo general del 30%. Además, para aquellas aportaciones que permanezcan durante 3 o más ejercicios consecutivos por igual o superior cuantía al del ejercicio anterior realizados a favor de un mismo beneficiario, se aplicará un 5% adicional, hasta situarse en un 35%. Transitoriamente en el ejercicio 2015 el tipo de deducción en este tramo será del 32,5%.

Primeras deducciones en el IRPF por mecenazgo

 

3. En el ámbito del Impuesto de Sociedades, también se favorece la fidelización del inversor en Cultura, ya que supone para los beneficiarios una bonificación adicional de 5 puntos hasta el 40% en 2016 sobre la ordinaria en éste impuesto que actualmente es del 35%.

Deducciones en Sociedades a los mecenas

 

La Reforma Fiscal actualmente está en tramitación parlamentaria y previsiblemente entrará en vigor en 2015.

De interés

Artículos Relacionados