miércoles,25 mayo 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOrganizacionesInclusión socialEl Gobierno aprueba el 'Perte' alimentario y afronta el reto demográfico ante...
En 2023, las inversiones sumarán respectivamente 1.000 y 10.000 millones de euros

El Gobierno aprueba el ‘Perte’ alimentario y afronta el reto demográfico ante las elecciones de este domingo en Castilla y León

El Gobierno anunció este martes la inversión pública de más de 1.000 millones de euros hasta 2023 el el sector alimentario, 130 medidas ante el Reto Demográfico y los 3 millones de euros para mejorar las competencias digitales del sector agroalimentario, medidas que como la subida del SMI el líder del PP Pablo Casado juzgó este miércoles electoralistas y dirigidas a influir en el voto de Castilla y León este domingo. El Ejecutivo también ha eliminado la obligatoriedad de usar mascarilla en espacios exteriores, aunque seguirá siendo obligatoria en espacios cerrados de uso público y en eventos multitudinarios al aire libre si los asistentes no pueden mantener la distancia de seguridad de 1,5 metros.

El Consejo de Ministros aprobó previamente el Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (PERTE) del sector agroalimentario,  que prevé genere un impacto económico de 3.000 millones y la creación neta de hasta 16.000 empleos.

Según el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, los objetivos del proyecto son incrementar la competitividad y la sostenibilidad del sector ante los retos que se avecinan, como el cambio climático, la conservación del medio ambiente, del suelo, del agua, del aire y de la biodiversidad. Planas ha apuntado que también forman parte del plan los temas relativos a la trazabilidad y la seguridad alimentaria en un país que ya cuenta con «los más altos estándares de seguridad del mundo».

Las actuaciones del PERTE, según ha expuesto el ministro, se articulan en tres ejes. El primero, dotado con 400 millones de euros, es el fortalecimiento de la industria alimentaria para que mejore sus procesos de producción e incremente su competitividad. El segundo cuenta con 454,35 millones y supone la adaptación digital de todos los agentes que integran la cadena de valor -producción primaria, transformación, comercialización y distribución-. El tercero implica el apoyo a la investigación, la innovación y la transferencia de tecnología, a lo que se destinarán 148,56 millones de euros.

Luis Planas destacó que este PERTE, junto a la Política Agrícola Común (PAC), el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia y el Fondo Europeo Marítimo de Pesca y de Acuicultura suman más de 50.000 millones de euros para el próximo quinquenio, lo que supone «la cifra más alta de inyección de fondos públicos en el conjunto del sector agroalimentario que se haya producido jamás».

A juicio del ministro, el PERTE, además del impacto económico, tendrá una significación social y territorial en toda España y supondrá una gran oportunidad para los operadores del sector privado.

Las actuaciones recogidas en el PERTE serán codirigidas por los ministerios de Agricultura, Pesca y Alimentación e Industria, Comercio y Turismo. Además, se creará una estructura de apoyo integrada por todas las administraciones, entes públicos, comunidades autónomas e institutos de investigación de la que también formarán parte los operadores privados interesados.

Tres millones de euros para mejorar las competencias digitales del sector agroalimentario

El Gobierno ha destinado más de tres millones de euros a ayudas para mejorar las competencias digitales de los profesionales del sector agroalimentario en los años 2022 y 2023. La finalidad de estas subvenciones es fomentar la formación continua no reglada de este colectivo, en especial de las personas dedicadas al asesoramiento de explotaciones, cuyo papel para la transición digital del sector es clave.

El ministro Planas considera que la brecha digital, presente en toda la sociedad, es más evidente en el sector primario y en las zonas rurales, por lo que hay que hacer un esfuerzo en la «extensión agraria digital».

Plan de 130 medidas ante el Reto Demográfico

El Consejo de Ministros ha analizado el informe de seguimiento sobre el Plan de 130 Medidas ante el Reto Demográfico, que establece una agenda de país para luchar contra la despoblación y fortalecer la cohesión social y territorial.

Isabel Rodríguez ha recordado que el Gobierno impulsó la lucha contra la despoblación desde el primer momento, la incluyó en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, tiene un claro reflejo en los fondos europeos y formó parte del orden del día de la Conferencia de Presidentes celebrada en Salamanca.

El informe revela que el 82% de las medidas ya se han iniciado y tienen un impacto real en los pequeños municipios y áreas rurales. «Hemos llegado a dos de cada tres municipios de menos de 5.000 habitantes», ha concretado la portavoz.

El 84% del presupuesto previsto se está tramitando, lo que ha supuesto una inversión de 3.800 millones en 2021, procedentes en su gran mayoría del Plan de Recuperación. El 74% de esos fondos se está transfiriendo a las comunidades autónomas.

La ministra ha repasado los vectores en los que se centra el plan: la conectividad analógica, digital y territorial; la prestación de servicios básicos, tanto públicos como privados, a la población; la diversificación económica y la generación de empleo, y la vivienda y transformación urbana. Rodríguez ha subrayado la agilidad con la que se está ejecutando, en colaboración con las comunidades autónomas y las entidades locales y con el impulso y la coordinación con los agentes económicos y sociales. Al final de la legislatura, en 2023, las inversiones sumarán un total de 10.000 millones de euros, ha recalcado.

Eliminación de la obligatoriedad de la mascarilla en exteriores

El Gobierno ha eliminado la obligatoriedad de llevar mascarillas en espacios exteriores. El acuerdo entrará en vigor el jueves, tras su publicación en el Boletín Oficial del Estado.

La ministra de Política Territorial y portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, ha recordado que en el mes de diciembre pasado, coincidiendo con las fechas navideñas y a petición de las comunidades autónomas ante el incremento de casos y la llegada de una nueva variante de impacto indeterminando, se decidió que las mascarillas volvieran a ser obligatorias en exteriores. Rodríguez ha argumentado que ahora finaliza esa restricción gracias a los altos índices de vacunación alcanzados y a la responsabilidad ciudadana.

No obstante, la mascarilla seguirá siendo obligatoria en espacios cerrados de uso público o abiertos al público, así como en los medios de transporte público. También se mantendrá en los eventos multitudinarios que tengan lugar en espacios al aire libre en los que no se pueda mantener una distancia de, al menos, 1,5 metros entre personas.

La portavoz ha precisado que los colegios podrán decidir si los niños juegan en los patios durante los recreos con o sin mascarilla.

Isabel Rodríguez también ha apuntado que tanto el Gobierno como las comunidades autónomas recomiendan su uso en aglomeraciones.

Ayudas para la producción de largometrajes

El Ejecutivo ha autorizado la convocatoria de ayudas para la producción de largometrajes sobre proyecto correspondientes a 2022 por valor de hasta 20 millones de euros, partida en la cual se incluyen 3 millones del Plan de Recuperación.

Las ayudas, en régimen de concurrencia competitiva y convocatoria abierta, tienen por objeto facilitar a las productoras la financiación de los costes de producción de proyectos de largometraje que posean un especial valor cinematográfico, cultural o social; de proyectos de carácter documental; de aquellos que incorporen a nuevos realizadores, y de proyectos de carácter experimental.

Isabel Rodríguez ha resaltado que está previsto que el 40% de las ayudas se destinen a proyectos realizados exclusivamente por mujeres. El importe máximo de ayuda por beneficiario es de 800.000 euros, ha especificado.

Participación plena de las mujeres y las niñas en la ciencia

El Gobierno ha aprobado una Declaración Institucional con motivo del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, que se celebra cada 11 de febrero, para reafirmar su compromiso con la igualdad real en este campo.

La ministra de Política Territorial ha asegurado que combatir las brechas de género en los ámbitos de la ciencia y la innovación es una prioridad del Gobierno, que se concreta en tres grandes retos: atraer a más niñas y jóvenes a los ámbitos de la ciencia, la tecnología, la ingeniería, las matemáticas y la formación profesional, donde todavía son minoría en las aulas; mejorar las condiciones laborales de las investigadoras, retener su talento y liderazgo; y asegurar una ciencia y una innovación inclusivas, que tengan en cuenta a las mujeres y los hombres por igual.

De interés

Artículos Relacionados