jueves,30 junio 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadPolíticas y ODSEl gobierno apuesta por la movilidad de funcionarios entre administraciones
Podría afectar también a docentes

El gobierno apuesta por la movilidad de funcionarios entre administraciones

Redacción
Para el Ejecutivo de Mariano Rajoy, la tendencia debe ser la de "disponer de menos efectivos pero más cualificados, para llevar a cabo las funciones que se le encomienden".

La propuesta de reforma de las administraciones del Gobierno contempla la movilidad de funcionarios, entre departamos de la misma administración y también entre administraciones, informa LA VANGUARDIA

Para el Gobierno, la tendencia debe ser la de "disponer de menos efectivos pero más cualificados, para llevar a cabo las funciones que se le encomienden". Las propuestas, que ha hecho llegar ya a comunidades autónomas y ayuntamientos es "canalizar hacia los sectores deficitarios parte de los efectivos ubicados en sectores que se consideren excedentarios". La movilidad, añade el informe, "debe afectar también a las distintas administraciones territoriales", y plantea "protocolos que permitan trabajar conjuntamente y compartir recursos en sectores profesionales, ámbitos o locales en los que existe esta necesidad, de modo que los empelados públicos que cuente con cualificación para el ejercicio de ciertas funciones, puedan ejercerlas en distintas administraciones".

Según fuentes de la vicepresidencia del Ejecutivo, podrían reubicarse funcionarios de organismos que las autonomías decidan cerrar, como defensores del pueblo de las comunidades, que pasarían a otras administraciones, como la estatal. En año y medio, las administraciones públicas han reducido 375.000 empleados, hasta el punto de que más de la mitad de lo que el Estado calcula ahorrar con su reforma de las administraciones públicas –37.700 millones entre el 2012 y el 2015– será en empleo público, principalmente de las comunidades autónomas.

Para muestra un botón: en el 2013, la previsión de ahorro en personal al servicio de las administraciones públicas será de 728 millones en la administración central, 976 en las corporaciones locales y 3.238 millones en las comunidades autónomas.

Pero hecho el primer ajuste, que afectó, sobre todo, a los interinos y eventuales, es muy difícil seguir adelgazando la administración. Este año hay un 7% menos de personal y la tasa de reposición cero impuesta por el Gobierno, que hará que no se cubran las jubilaciones salvo en los cuerpos de seguridad y servicios básicos, seguirán reduciendo el gasto. No obstante, el problema es que con tanto recorte queden servicios desatendidos.

Para evitar esta circunstancia, la propuesta de reforma de las administraciones del Gobierno que ya ha puesto en alerta a las comunidades, contempla la movilidad de funcionarios, entre departamentos de la misma administración, pero también, lo que es más novedoso, entre administraciones. Es un planteamiento de carácter general que prevé llevar a cabo el Gobierno en su reforma con el objetivo de conseguir “una administración más ligera y flexible”.

Para el Ejecutivo de Mariano Rajoy, la tendencia debe ser la de “disponer de menos efectivos pero más cualificados, para llevar a cabo las funciones que se le encomienden”. Y para lograr eso, la reforma parte “de una visión de la movilidad que tenga en perspectiva la utilización lo más eficiente posible de los recursos de los que dispone cada administración”.

Las propuestas que incluye el Gobierno en su informe, que ha hecho llegar ya a comunidades autónomas y ayuntamientos es “canalizar hacia los sectores deficitarios parte de los efectivos ubicados en sector que se consideren excedentarios”, y la adecuada calificación del personal. Pero la movilidad, añade el informe, “debe afectar también a las distintas administraciones territoriales”, y plantea una fórmula para conseguirla.

Según las previsiones del Gobierno, el año que viene las administraciones ahorrarán 6.556 millones, de los cuales 3.500 corresponden a la reducción de personal, dada la congelación de la oferta de empleo público y la no reposición. El ahorro de las comunidades en ese campo se prevé de 2.100 millones, mientras que el Estado y los ayuntamientos ahorrarán 700 cada uno.

De interés

Artículos Relacionados