Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Versión Española Versión Mexicana Ibercampus English Version Version française Versione italiana

domingo, 18 de noviembre de 2018  
    en Ibercampus en  | Consejo Editorial | Quienes Somos | Ideario | Contacto | Tarifas Publicitarias | Suscribirse | RSS RSS
I+D+i
Capital humano
Economía
Cultura
Estrategias verdes
Salud
Sociedad
Deportes
Debates y firmas invitadas
Entrevistas
Educación
Becas & prácticas
Empleo y Formación
Iberoamérica
Tendencias
Empresas y RSC
Universidades
Convocatorias
Ranking Wanabis
Denuncias de los consumidores
Consumo
El Tiempo
EMPRESAS Y RSC Ampliar +  
Google lidera la manifestación de las denuncias de acoso sexual interno, tras ocultar escándalos
El CESE pide una transición rápida hacia una economía sostenible con la participación de todos
Acabar con la corrupción elevaría un 16% el PIB per cápita español
ABENGOA
ABERTIS
ACCIONA
ACERINOX
ACNUR
ACS
ADECCO
AMADEUS
ARCELORMITTAL
ASIFIN
BANCO POPULAR
BANCO SABADELL
BANCO SANTANDER
BANKIA
BANKINTER
BBVA
BME
CAIXABANK
DIA
EBRO
ENAGAS
ENDESA
FCC
FERROVIAL
GAMESA
GAS NATURAL
GRIFOLS
IAG (IBERIA)
IBERDROLA
INDITEX
INDRA
JAZZTEL
MAPFRE
MEDIASET
OHL
REE
REPSOL
SACYR
SOLIDARIOS
TÉCNICAS REUNIDAS
TELEFÓNICA
VISCOFAN
UNIVERSIDADES Ampliar +  
Sincronizamos gestos y habla al aprender a hablar
"El legado del 68 nos aboca a un futuro insostenible como sociedad: pocos jóvenes y muchos viejos"
La UAM, entre las universidades públicas peor clasificadas en empleabilidad de sus estudiantes
 Universidades





















ENTREVISTAS Ampliar +  
"Los crímenes son imprescriptibles: hay que enjuiciarlos en interés de víctimas y Humanidad
"La tecnología ha tenido más impacto en desarrollar nuevos modelos de negocio antes impensables"
"Se están tratando de estandarizar medidas que nos digan el estado de consciencia de un paciente"
EMPLEO Y FORMACIÓN Ampliar +  
Parón en el empleo autónomo este verano 2018 y crecen las críticas a su gestión por el Gobierno
Subvenciones de 80 millones para proyectos de empleo, autoempleo y emprendimiento de jóvenes
Celaá anuncia cinco nuevas titulaciones de Formación Profesional
IBEROAMÉRICA Ampliar +  
La Cumbre Iberoamericana evita los giros de Brasil y México para impulsar los ODS 2030
Expertos y profesores discuten cómo fortalecer la formación docente para un aprendizaje de calidad
Los demócratas ganan al trumpismo el control del Congreso y los republicanos conservan el Senado
TENDENCIAS Ampliar +  
Únete a la cumbre futurista Transvisión de 19 a 21 de octubre
Estrategia Nacional frente al Reto Demográfico centrada en las personas para garantizar igualdades
Redes contra terrorismo, tras el compromiso reafirmado por las grandes digitales

La mujer keynesiana


En este artículo pretendo poner de manifiesto el papel que, desde los últimos años del franquismo, ha jugado la mujer española, ya jubilada o en las puertas de hacerlo, en nuestra sociedad.
Transitar por Eurolandia 10 de noviembre de 2018 Enviar a un amigo
Comparte esta noticia en LinkedInComparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterEnviar a MeneaméAñadir a del.icio.usAñadir a YahooRSS


Este artículo no trata de las pocas mujeres con las que al parecer, según sus biógrafos, se relacionó intimamente Keynes. Probablemente no fueran muchas más que con la sagaz escritora y compañera del bohemio grupo de Bloomsbury, Virginia Woft, y con la bailarina rusa Lidia Lopokova. Con ésta se casó y convirtió súbitamente al célebre y promiscuo economista inglés de bisexual en heterosexual. Ello debió ocurrir mientras esperaba al tren de las 5,15 para recibir a Wingenstein.
 
Ya digo, este escrito no va de eso. Versa sobre la chica de ayer, por supuesto española, la que hoy tiene entre los 50 y 70 años de edad y a la que denomino mujer keynesiana, por las razones que mas adelante expongo. La ocasión me la brinda uno de esos aparentemente insulsos mensajes de whatsapp que recibí días pasados. Sus dos primeros párrafos decían así:

“Si miramos con cuidado podemos apreciar la aparición de una franja social que antes no existía: la gente que tiene entre cincuenta y setenta años.
A este grupo pertenece una generación que ha echado fuera del idioma la palabra ¨envejecer¨ porque sencillamente no tiene entre sus planes actuales posibilidad de hacerlo”.

El protagonismo de este grupo social, de mayores rejuvenecidos, no ha aparecido repentinamente, Ya existía, y aunque el tiempo lo haya convertido en mayor, siempre ha sido un actor destacado de su presente. En ese estrato de edad, la presencia y, sobre todo, la importancia de la mujer, ocupa un lugar muy destacado. Una mujer que logró ir emancipandose gracias a los efectos económicos del keynesianismo y a las conquistas sociales que logró.

Sirva, a título recordatorio, que la doctrina keynesiana se hizo realidad en Estados Unidos por la administración Roosevelt –con el asesoramiento directo de Keynes- para luchar contra la crisis económica de los treinta del pasado siglo; y así se mantuvo hasta la llegada de Reagan en los inicios de los ochenta. De Estados Unidos pasó a Europa Occidental, primero vía Plan Marshall y después con autonomía propia, danto lugar, en los cincuenta, a los milagros económicos alemán, italiano, etc.

Mientras tanto, España, por voluntad propia del régimen franquista y por imposiciones externas, permanecía aislada internacionalmente. Era la España lúgubre y tenebrosa del nacional-catolicismo, de la autarquía y del racionamiento, de la que el Régimen predicaba su destino en lo universal.

Debido al autoritarismo y represión del franquismo, España fue excluida del Plan Marshall de 1948, esa lluvia interesada de dólares que, para su reconstrucción, Estados Unidos proporcionó a Europa Occidental tras los destrozos físicos y humanos de la SGM. Como también lo fue, y por la misma razón, del naciente orden internacional que se fue construyendo en torno a las Naciones Unidas; o de la creación de las Comunidades Europeas, a la que tampoco fue invitada.

Cuando en la segunda mitad de los años cincuenta la situación económica se hizo insostenible, no hubo más remedio que rectificar. Es lo que hizo Ullastres con el Plan de Estabilización de 1959, liberalizando la economía interna y abriéndola al exterior. Como resultado de estas reformas, la economía española comenzó a transformarse profundamente gracias a los inestimables ingresos en divisas que comenzaron a proporcionar el turismo, las remesas de emigrantes y las inversiones extranjeras; y también al proceso migratorio interno desde las regiones pobres –la mayoría- hacia las más pujantes, industriales y protegidas (Cataluña, Madrid y Vascongadas). Así, con un retraso no menor a 20 años, las derramas del keynesianismo europeo también llegaron a España.

Un adelantado de su tiempo, un visionario y hombre campechano salido de la nada pero que llegó a ocupar altos cargos en la administración franquista, Pedro Zaragoza, fue nombrado alcalde de Benidorm en 1950, un pueblo pesquero y con pocos habitantes en los inicios de esa década. Con técnicas sumamente imaginativas, “El hombre que embotelló el sol” (magnifico reportaje de TVE que retrata al personaje), logró su empeño y puso a su pueblo en el mapamundi. Para ello hubo de resolver múltiples y complejos problemas de todo orden. Tal vez uno de los más complicados fue con la Iglesia Católica, que le había amenazado con la excomunión si toleraba el uso del bikini. Recibió una llamada telefónica del Obispo de Orihuela quejándose de que el cura le había dicho que una turista se paseaba con un bañador de dos piezas, y que eso era inmoral y no se podía permitir; a lo que Pedro Zaragoza le respondió: Querido Obispo, eso tiene solución:¿dime qué pieza quiere que le quite? Perdido este asunto por intermediación de Franco, ante tanta lujuria y en desagravio, la Iglesia instaló, en 1962, una cruz en lo alto de la vecina Sierra Helada para proclamar que Benidorm, a pesar de su mala fama, continuaba siendo católico.

Cuando, a finales de los sesenta, estudiaba Economía en Málaga (en esos momentos dependiente de la Universidad de Granada) y discutíamos los problemas propios de la edad con nuestras compañeras, todavía muy pocas en número, nos decían: nosotras somos chicas decentes y con valores, que no podemos competir con las facilonas suecas, entendiendo por tales a toda mujer rubia extranjera –no importaba su procedencia- que aterrizaba por Torremolinos. Y lo mismo debían pensar las jóvenes malagueñas cuando, en grupo y cogidas del brazo, paseaban su soledad por la Calle Marqués de Larios. Era la época en que se hizo popular el chiste del Pacorro, porque éste también tuvo sus oportunidades con las suecas.

Poco después, en el inicio de mi actividad laboral en una empresa de consultoría económica, al tener que abordar algún aspecto relacionado con la planificación indicativa introducida por López Rodó, copiándola de Francia, un preclaro compañero nos decía: no perdamos el tiempo en eso, es solo papel. Hay que ir a la esencia, y la esencia la sintetizaba muy gráficamente con esta frase: con Fraga –hombre autoritario pero como ministro del ramo, gran impulsor del turismo-, a la mujer española se le cayó la braga. Significando con ello las transformaciones que estaba experimentando la sociedad española, donde la mujer era la gran protagonista.

Porque el turismo, aparte de aportar sustanciosos ingresos y crear muchos puestos de trabajo, se estaba convirtiendo en una palanca esencial del desarrollo español. Y uso el término desarrollo, en lugar de crecimiento económico, porque el turismo exterior, además de contribuir a dicho crecimiento, era una corriente de aire fresco que enseñaba hábitos democráticos y de libertad en todas sus acepciones. Y la mujer española fue la primera en adquirirlos, seguramente haciendo suya una de las consignas de los estudiantes de la Sorbona del mayo francés de 1968: "Prohibido prohibir. La libertad comienza por una prohibición”.

Efectivamente, a partir de los sesenta las jóvenes españolas comenzaron a integrarse masivamente en el mercado de trabajo, y con voluntad de permanencia en el mismo; en la universidad, cuyo tesón les hizo superar en nota media a sus compañeros; a usar la minifalda y asistir a los guateques, para demostrar que podían competir con las suecas; a fumar, hoy un mal vicio pero entonces un señal de libertad; a rechazar el pañuelo negro en la cabeza que llevaban sus madres y abuelas, porque oprimía las ideas y era un signo de dependencia. En fin, a ser libre; y no es libre quien no es económicamente independiente. Una sociedad que invisibiliza a la mujer, nunca podrá desarrollarse (ser culta, libre y democrática), aunque pueda crecer.

Fue en ese contexto en el que nació en España la mujer keynesiana. La que entonces luchó por sus derechos, como también lo hizo por la democracia, y después por el divorcio, por el aborto, por la igualdad de derechos… La que hoy, ya abuela, es usuaria de la informática, viaja sola o en grupo, participa en los actos sociales en mayor proporción que los hombres, etc. En fin, la que en cada momento siempre ha estado en primera línea, aun siendo –y aún continúa- discriminada en salarios, en ascenso laboral y en tasa de ocupación.

Otros asuntos de Blogs
El neoliberalismo, ¿un nuevo paradigma o una estafa científica?
Fermín Alcoba: un almeriense en los organismos internacionales
El contubernio catalán (III): El desenlace del Procés y el futuro de Cataluña
El contubernio catalán (II): La comunión nacionalista.
El contubernio catalán (I): Las tribus y el nacional populismo
Los grandes desafíos de la Unión (y V): Hacia la integración política. ¿Una Europa federal?
Los grandes desafíos de la Unión (IV): Las fronteras de la Unión y el problema turco
Los grandes desafíos de la Unión (III): Sin unión fiscal, no hay unión económica y monetaria real
Los grandes desafíos de la Unión (II): Adiós al Reino Unido (Brexit means Brexit)
Los grandes desafíos de la Unión (I). Planteamiento general
El Brexit, una gran oportunidad para consolidar la Unión
Sin controles eficientes, la democracia se debilita
La administración territorial: el descontrol institucionalizado
La casta política: la burbuja invisible
¿Por qué la corrupción es una constante estructural en la política española?
Corrupción y crisis económica en España
Consecuencias previsibles de una independencia unilateral de Cataluña
Elecciones europeas: más Unión y menos nación
Ante las falacias nacionalistas, los catalanes callan
La SAREB, ¿un banco malo o un hospital inmobiliario? (1)

COMENTARIOS
miércoles, 14 de noviembre de 2018

La Mujer Keynesiana

Julia Martinez Hernanz-Perez

# Publicado por: Pertenezco a la XV promocion de la Facultad de Ciencias Económicas y Comerciales de la Universidad Complutense, como se llamaba entonces.. (1959).
Ya enseñaba en Chicago Milton Friedman, mucho mas liberal.
No estoy de acuerdo en lo de ´´keynesiana´´,
  AÑADIR UN COMENTARIO  
  Nombre:  
  E-mail (*):  
  Titulo:  
  Comentario:  
 
Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen de su izquierda
 
  * El e-mail nunca será visible  
      
  CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Los comentarios del website ibercampus.es tienen caracter divulgativo e informativo y pretenden poner a disposición de cualquier persona la posibilidad de dar su opinión sobre las noticias y los reportajes publicados. No obstante, es preciso puntualizar lo siguiente:
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de ibercampus.es y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Ibercampus.es declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
 
Suscríbete gratis a nuestro boletín
LIBROS
Derecho de los Robots
Gobernanza y Regulaciones de Internet en América Latina
El futuro de las profesiones: Cómo la tecnología transformará el trabajo de los expertos humanos
Historia de la Unión Europea: de los orígenes al Brexit
El camino hacia el Lean Startup. Cómo aprovechar la visión emprendedora para transformar la cultura
La reputación de España en el mundo
TESIS Y TESINAS
Logista y MRW ganan en gestión reputacional a NACEX
La digitalización realza la eficacia de los congresos presenciales, según una tesis de la UJI
España, 10º país en investigación en salud
cambio en Venezuela
Las mentiras tienen un 70% más probabilidades de ser retuiteadas que la verdad
Diversión y comodidad, principales principios orientadores de las TICs en la universidad
1 Por qué hacemos lo que hacemos
2 ¿Ciudades inteligentes y algo más?
3 Estrategias de ceguera racial
4 La división de los padres ante la huelga de deberes dificulta el pacto euducativo
5 Cuando la intensidad marca tu diferencia
6 La mujer keynesiana
7 Planeta lanza ´Networking para dummies´, de Nohelis Ruiz Arvelo
8 Ejecutivo y Parlamento cambiarán la ley hipotecaria sin la retroactividad que podría dar Europa
9 La Cumbre Iberoamericana evita los giros de Brasil y México para impulsar los ODS 2030
10 Recién graduado: ¿Buscador pasivo o emprendedor?
RANKING WANABIS Ampliar +  
"La evolución del e-learning: de "sólo ante el peligro" al aprendizaje interactivo"
"Los profesionales con formación online están mejor preparados para la economía global"
El big data, la robótica y el Mobile Learning, principales tendencias del e-learning
DEBATES Y FIRMAS Ampliar +  
Impuesto sobre hipotecas a cargo del cliente : Alea jacta est
Las dolencias del Tribunal Supremo: más que politización, nepotismo, amiguísimo, coto de favores
Impuestos empresas
Aviso Legal | Política de Privacidad | Consejo Editorial | Quienes Somos | Ideario | Contacto | Tarifas Publicitarias | RSS RSS