domingo,22 mayo 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpiniónEntrevistasEnrique Calvet: "Apremia construir una política de defensa europea"

Enrique Calvet: «Apremia construir una política de defensa europea»

Redacción
El caso de Ucrania es el último que revela la urgencia de construir una política de defensa. También de hacerlo sin complejos y con empuje por parte de países como España. Esta puede salir beneficiada tanto en empleos como en alternativas tecnológicas. Así lo refleja Calvet, miembro de la comisión para la transformación industrial del CESE y uno de los dos promotores del debate sobre el tema anunciado para el lunes en Madrid.

Enrique Calvet es, junto a Carlos Trías, uno de los miembros españoles del Comité Económico y Social Europeo (CESE) empeñados desde hace años en que la voz de la sociedad civil de exprese en todos los temas relevantes para la construcción europea. Explica a Ibercampus que con ese ánimo han promovido el debate sobre el futuro del sector de la Defensa en la Unión Europea, que se celebrará el próximo lunes, día 21 de abril, de 11:00 a 13:30, en la Representación de la Comisión Europea en España, Paseo de la Castellana, 46, organizado por el Comité Económico y Social Europeo (CESE).

-¿Está la politica de defensa europea a la altura de los riesgos  internacionales como el de Ucrania?

La crisis ucraniana, claramente capitaneada por U.S.A. desde el lado de las democracias occidentales, es sólo el último aviso, y no el mayor. Fueron muy explícitas, por ejemplo, las crisis de los balkanes o de Libia, para demostrar la incapacidad militar de la U.E. para proteger a sus ciudadanos y a sus valores en los momentos en que hay que acudir a la “última ratio”. Existen problemas enormes de todo tipo, industriales (programación europea, financiación, homogeneización de productos..), estratégicos ( una visión europea para proteger a la ciudadanía europea), operativos ( economías de escala y unidad de mando), institucionales (corsé de los Tratados) que hacen que la política de defensa europea esté por construir. Y, tras el giro americano hacia el Pacífico, la cosa apremia, y mucho. Sin duda la conciencia de ello está en el origen de que el Consejo y la Comisión estén poniendo el tema en relevancia acelerada…para lo que son los tiempos “europeos”.

 -¿Qué capacidad o lastre tienen los gastos en defensa para estimular la actividad y el empleo en España?

 Es bien conocido que los gastos en Industria de Defensa tienen un efecto positivo sobre el empleo, cómo en cualquier otra industria “pesada”, pero hoy en día, tienen también aspectos positivos para el I+D+i y empleos de calidad, ya que son industrias a la punta de las tecnologías avanzadas. De hecho, hoy en día, muchas inversiones van a la llamada industria dual, porque es difícil asegurar de entrada si la investigación y la producción van a servir más a aspectos civiles o militares, entrelazados y polivalentes. Pero, financieramente, España no tiene la capacidad de ir sóla en un reforzamiento de su industria militar en estos momentos. El tema debe plantearse a nivel europeo. Coja el ejemplo de los portaviones, fundamento muy principal de la superioridad americana en el mundo. Ningún país europeo puede costearse un portaviones medio ( mitad del estándar americano), pero Europa Unida sí. Para dedicarle dinero a ello hacen falta dos cosas: un debate en la ciudadanía europea sobre la importancia de mantener un nivel crítico de gastos en defensa, una concienciación de los peligros y beneficios, y la seguridad de que la industria y la defensa europea lo son para todos. Es decir que el mentado portaviones protege por igual los intereses de Portugal y de Hungría ( sin costas) de Lituania y Austria ( sin costas). Una vez más, invertir en Defensa exige invertir en Educación. Y Educación anti-nacionalista.

 -¿Que ha hecho el CESE para mejorar la situación?

 El CESE es un organismo creado en el Tratado de Roma (1957, es decir con solera) y renovado en los Tratados que, esencialmente , tiene por misión hacer oir la voz de la sociedad civil europea organizada ( asociaciones sectoriales, colegios profesionales, cámaras de comercio, consumidores, sindicatos, agricultores empresarios, y un sinfín más) dictaminando obligadamente sobre determinadas leyes o teniendo iniciativas propias. Su labor es aconsejar, influir, avisar, enriquecer el conocimiento, asesorar…”presionar” o ayudar al Consejo, a la Comisión, y al Parlamento. Como tal, recientemente y a través de su sección CCMI (la industrial para entendernos) ha emitido dos documentos que han tenido impacto, apoyando la labor de la DG Industria y del Comisario Tajani, para racionalizar y potenciar la industria europea de defensa, y ha aprovechado la ocasión para reclamar de todas las autoridades mucha más ambición en la construcción urgente de la política de defensa europea.

 -¿Que esperan del acto convocado para el lunes en Madrid?

El acto del lunes 21 en Madrid sobre el sector de defensa europeo tiene la ventaja de reunir un elenco de enorme altura, muy difícil de juntar, desde el Director general de Industria de la UE ( equivalente a un Secretario de Estado) hasta la altísima representación del Estado Mayor y de la Armada, pasando por el Presidente de Navantia y un eminente catedrático de la Complutense. Aparte de asegurar a un alto nivel la difusión de la dinámica reciente de las Instituciones europeas, debe permitir reflexionar y aprovechar la información más autorizada y trascendente sobre las repercusiones y posibles consecuencias, beneficiosas  para la ciudadanía española del supuesto “acelerón” que se está dando en la UE a los temas de defensa. Y ello vendrá desde las personas que más saben y más responsabilidad tienen en la Defensa en España ( y por lo tanto en Europa), y “a pié de obra”, no en la retórica. Es una jornada concentrada de muy alta calidad que debe ser pieza clave para comprender y orientar la seguridad de los ciudadanos hispano-europeos del futuro.

De interés

Artículos Relacionados