viernes,3 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaEspaña crece más en plena parálisis política
Hundida la demanda pública, el Gobierno ve mayor equilibrio

España crece más en plena parálisis política

Redacción
La economía española creció un 0,8% entre abril y junio, casi el triple que en las países desarrollados de la OCDE, según resaltó el Gobierno al publicar el INE la contabilidad nacional. A pesar de que la parálisis política hunde la demanda de gasto e inversión y el consumo familiar se ralentiza junto al empleo, las exportaciones mejoran el 4,3%. Mientras persiste la parálisis política, la deuda pública bate máximos y las autonomías se quejan por el bloqueo de Montoro a sus presupuestos.

Los datos oficiales publicados este jueves mientras se complicaban los pactos entre PP y Ciudadanos indican que la economía española creció un 0,8% entre abril y junio, una décima más de lo avanzado por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y casi el triple de los países de la OCDE, que en el tercer trimestre crecieron un 0,3%.

Los diarios resaltan el buen ritmo de crecimiento del PIB a pesar de la parálisis política y la incertidumbre sobre la formación de Gobierno, así como rasgos positivos en los indicadores macroeconómicos. La inversión creció un 1,3%, impulsada por los bienes de equipo (2,2%), y las exportaciones se dispararon un 4,3%, duplicando a las importaciones, que crecieron un 2,7%. Sin embargo, el consumo de los hogares se ralentizó, con un aumento del 0,7% trimestral, frente al 1% del trimestre anterior, con un importante descenso del consumo público, al caer un 1,6% el gasto de las administraciones.

En cuanto al empleo, también se ralentiza y aumenta un 2,9% en términos anuales, frente al 3,2% registrado entre enero y marzo, con un aumento de la productividad del 0,4%, significativo ya que no se basa en las reducciones de plantilla.

El Gobierno anunció además que el gasto en pensiones bate su récord hasta el 1 de agosto, cuando la nómina mensual de las pensiones contributivas de la Seguridad Social sumó 8.534,97 millones de euros, un aumento del 3,20% respecto a julio, el mayor incremento en los dos últimos años. El número de las pensiones subió en agosto hasta 9,427 millones, de las cuales 5,744 millones son por jubilación; 2,359 de viudedad; 940.730 por incapacidad permanente; 342.486 por orfandad y 39.904 a favor de familiares. La pensión media de jubilación se sitúa en 1.044,9 euros, un 2,09% más que el año pasado, y la cuantía de la pensión media del sistema es de 905,30 euros, un 1,89% más.

Valoraciones politicas

El ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, subrayó que "por el momento el crecimiento es fuerte" y auguró cifras parecidas en el tercer trimestre, aunque recordó que "esta inercia no dura para siempre y hay que alimentarla" y destacó que con un Gobierno formado y estable se hubiese crecido más.

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, advirtió de que "la incertidumbre en el entorno exterior podría afectar la evolución futura de las exportaciones".

Para UGT "las erróneas políticas de austeridad deparan un crecimiento decepcionante" y lamentó el frenazo del gasto público.

Por su parte, EL MUNDO destaca que la inversión pública de España ha caído un 58% desde que empezó el plan de recorte del déficit y se sitúa a la cola de la UE.

En los editoriales de los periódicos predomina sin embargo la opinión de que la prolongación de la incertidumbre política daña las inversiones y la ausencia de un Gobierno con plenas facultades impide aprobar nuevas medidas para impulsar la recuperación y reaccionar de forma conveniente en el caso de que vuelvan a surgir turbulencias en la economía internacional, como dice ABC, el más destacado junto a LA RAZÓN en las presiones para que continúe en el Gobierno Rajoy, hasta el punto de decir que España "se consolida como la locomotora de las economías desarrolladas".

Pocos recuerdan que todo ello sucede en un entorno de tipos en mínimos, inflación negativa y petróleo barato como hace CINCO DÍAS en su editorial. Pero ninguno se plantea que pasaría con un entorno mundial y europeo como el registrado por el contrRio al empezár la legislatura y que agravó aun más la austeridad aplicada en España, según el consenso más extendido entre los expertos.

Version oficial 

Pool Moncloa

La nota oficial que acompañó a las estadísticas del INE dice textualmente que la economía española registró en el segundo trimestre de 2016 un crecimiento intertrimestral del 0,8%, ligeramente por encima de la del trimestre previo y superior en medio punto al de la zona euro. En términos interanuales, el PIB aumentó un 3,2%, dos décimas menos que en el trimestre anterior y el doble que el de la zona euro (1,6%).

El empleo creció el 0,6% respecto al trimestre previo y el 2,9% respecto a un año antes, lo que supone la creación de 484.300 puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo en los últimos doce meses. Estas cifras muestran que la economía española mantiene un tono de fuerte dinamismo gracias al consumo privado, la inversión, sobre todo en bienes de equipo, y el repunte de las exportaciones de bienes y servicios.

La composición del crecimiento es más equilibrada, con una contribución de la demanda nacional al avance interanual del PIB de 3 puntos porcentuales, ocho décimas inferior a la del trimestre precedente, y una aportación de la demanda externa neta positiva, de 0,2 puntos, después de cinco trimestres de contribuciones negativas (-0,4 puntos en el primer trimestre de 2016).

Entre los componentes de la demanda nacional, en términos intertrimestrales, destaca el mayor ritmo de avance de la formación bruta de capital fijo, un punto hasta el 1,3%. Dicha aceleración se explica por el mayor dinamismo de la inversión en bienes de equipo y activos cultivados, cuyo aumento alcanza el 2,2%, más del doble que el del trimestre previo (0,9%), así como por el repunte de la inversión en construcción, que pasa de retroceder el 0,2% en el primer trimestre del año a crecer el 0,9%, en el segundo. Por el contrario, la inversión en productos de la propiedad intelectual se reduce ligeramente (-0,1% intertrimestral), tras el avance del 0,4% del trimestre anterior.

Respecto al gasto en consumo final, el de los hogares se incrementa el 0,7% en tasa intertrimestral, tres décimas menos que en el trimestre anterior, y el gasto en consumo final de las Administraciones Públicas se reduce el 1,6%, después de cinco trimestres de incrementos ininterrumpidos (0,7% en el primero de este año).

La mayor aportación de la demanda externa neta al crecimiento interanual del PIB se debe a una aceleración de las exportaciones más acentuada que la de las importaciones, con tasas del 6,8% y del 6,6%, respectivamente, superiores en 3 y 1,2 puntos a las del trimestre precedente. En términos intertrimestrales, el crecimiento de las exportaciones alcanza el 4,3%, frente a la caída del 0,4% del primer trimestre, lo que supone la tasa más elevada desde el tercer trimestre de 1997, y las importaciones se aceleran 2,3 puntos, hasta el 2,7%.

Desde la perspectiva de la oferta, el Valor Añadido Bruto (VAB) del sector servicios y el de la industria se aceleran dos y tres décimas, respectivamente, en el segundo trimestre, anotando ambos un incremento intertrimestral del 1,1%. Por su parte, el VAB de agricultura, ganadería, silvicultura y pesca desciende el 0,9%, una décima menos que en el trimestre anterior, y el VAB de construcción disminuye el 0,7%, frente a la variación nula del trimestre precedente.

La tasa interanual del deflactor del PIB se sitúa en el segundo trimestre en el 0,5%, tras la estabilización del primer trimestre. Esta aceleración se explica, principalmente, por el repunte del deflactor del consumo de las AAPP (1,7%, frente al descenso del 0,9% del primer trimestre) y por la fuerte caída del deflactor de las importaciones (-4,2%, frente al -2,6% del trimestre previo).

El ritmo de creación de empleo equivalente a tiempo completo se moderó en el segundo trimestre del año, tres décimas tanto en términos intertrimestrales como en interanuales, hasta el 0,6% y el 2,9%, respectivamente. Supone la creación neta de 101.200 puestos de trabajo equivalente a tiempo completo en el trimestre y 484.300 en los últimos doce meses. Como consecuencia de la evolución del PIB y del empleo, la productividad por ocupado intensifica en tres décimas el ritmo de avance interanual, hasta el 0,4%. Por su parte, la remuneración por asalariado se incrementa un 0,8%, tras el descenso del 0,1% del trimestre anterior, de manera que los costes laborales unitarios aumentan un 0,4%, frente al retroceso del 0,2% del trimestre anterior.

El PIB nominal se aceleró tres décimas en el segundo trimestre, hasta anotar una tasa interanual del 3,7%. Respecto a la distribución primaria de las rentas, dicha aceleración se debe a la evolución de dos de sus tres principales componentes: la remuneración de asalariados creció el 4% interanual, 0,6 puntos más que en el trimestre previo, y el excedente bruto de explotación/rentas mixtas se aceleró un punto y medio, anotando un crecimiento del 4,6%. Por su parte, los impuestos netos de subvenciones sobre la producción y las importaciones registraron una tasa interanual negativa (-1%), después de cuatro años de avances consecutivos.

De interés

Artículos Relacionados