domingo,23 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioInnovación y AcademiaEspaña es el noveno país de la Unión Europea más caro en...
Observatorio del Sistema Universitario

España es el noveno país de la Unión Europea más caro en términos de Educación

ibercampus.info
España es el noveno país de la UE con precios de grados y máster más caros El estudio destaca que "se refuerza la tendencia hacia una sociedad mucho más desigual".

España es el noveno país de la Unión Europea (UE) que tiene unos precios de grado y máster más caros y el cuarto en la UE de los 15, según el informe ´Estudiar en Europa. Precios de las matrículas y becas en las universidades europeas´, elaborado por el Observatorio del Sistema Universitario, y que recoge datos de la Comisión Europea (CE) del curso 2011-2012.


El informe clasifica la treintena de sistemas universitarios europeos, nacionales y regionales, analizados en tres bolsas según el precio de las titulaciones: los que ofrecen grados gratuitos –8 países, entre los cuales está Dinamarca, Estonia, Grecia y Suecia–; los estados en los que el precio máximo ronda a los 1.000 euros –11 países, entre los que está Francia, Islandia, Bélgica y Polonia–, y el grupo más caro, formado por 10 países anglosajones y de la Europa del Este con precios de entre 2.000 y 18.000 euros.España se incluiría en la parte alta del segundo grupo con una media de 1.400 euros al año de precio de grado.

Los datos reflejan que, a excepción del Reino Unido –66% de becas–, el resto de países más caros no compensan suficientemente los altos precios de los estudios superiores con becas, ya que en España sólo cobran estas ayudas el 23% de los estudiantes y en Catalunya el 18%, mientras que en los Estados del primer grupo "pagan a los alumnos para trabajar" con becas-salario al 100% de los alumnos en algunos casos.


La heterogeneidad del tercer grupo se explica por las políticas neoliberales, ha apuntado Tello, empleadas en países anglosajones o bien, como es el caso de la Europa del Este –Letonia, Chipre, y Rumanía– porque "son democracias muy débiles con sociedades civiles destrozadas que no son suficientemente potentes para defenderse".


El escenario que ilustran estos datos, con el incremento de precios sin la correspondiente compensación de becas, es que "se refuerza la tendencia hacia una sociedad mucho más desigual" a través de políticas que restringen el acceso a la universidad, cuando el discurso oficial es que se avanza hacia la sociedad del conocimiento.


En Estados Unidos, dos de cada tres estudiantes se gradúan con una deuda de 25.000 dólares por las llamadas becas-préstamo, según datos recogidos por el estudio, que revelan que el 22% de los matriculados en universidades privadas abandonan los estudios a diferencia del 55% de las universidades públicas y del 65% de los centros sin ánimo de lucro.   Por ello, el estudio concluye que, a largo plazo, un aumento de los precios puede "provocar el endeudamiento del estudiante y una reducción de las matriculaciones".

De interés

Artículos Relacionados