martes,26 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioInnovación y AcademiaEspaña lidera el subempleo europeo además del paro juvenil con Grecia y...
El último informe de Eurostat limita el triunfalismo oficial

España lidera el subempleo europeo además del paro juvenil con Grecia y Chipre

Redacción
Eurostat ha publicado su análisis anual sobre subempleo y coloca a España el año 2016 en el segundo lugar de la Unión Europea (UE) respecto al total de los ocupados, tercer lugar tras Grecia y Chipre si solo se consideran los trabajadores a tiempo parcial. Hasta 1.413.000 españoles se encontraban en 2016 subempleados (un 7,8% del total de trabajadores), cuando en 2008 apenas eran 814.000, un 4% de los ocupados de nuestro país. En todos los países el problema se añade y aproxima al del paro.

Solo Chipre (con más del 9%) supera el récord español en porcentaje de subempleados respecto al total de ocupados de cada país, segun  Eurostat.

Los países con más subempleo según el informe de la oficina estadística de la Unión Europea son aquellos donde las tasas de paro son más altas (Grecia, el país con mayor desempleo de la UE, es el tercero en este estatus laboral) o aquellos otros donde el trabajo parcial es más acusado, como Holanda, donde el 49,7% de sus trabajadores trabaja por horas y el subempleo se eleva por encima del 6%.

La EPA detalla cada trimestre los motivos que llevan a aceptar este tipo de empleos: más de la mitad los acepta con la esperanza de trabajar más horas. Y solo de forma minoritaria se aceptan para compatibilizarlos con el cuidado de niños, mayores o incapacitados (9,8%), por voluntad propia de no trabajar a jornada completa (7,9%) o por tener que compatibilizar el empleo con estudios (6,4%).

Porcentaje de subempleados respecto al total de ocupados en cada pais

El riesgo de estar subempleado en España es del 50% para los parciales. Eurostat habla de "riesgo de que un trabajador a tiempo parcial acabe subempleado".

El caso holandés es paradigmático, porque solo uno de cada diez holandeses querría trabajar más horas de las que dispone ahora. Pero en España este riesgo es del 51,4%, es decir, más de la mitas de los trabajadores parciales en España querría trabajar más ahora. La cifra supera en 30 puntos la media de la UE (20,9%) y solo es mayor en Chipre y Grecia.

Porcentaje de subempleados respecto al total de ocupados a tiempo parcial (Fuente: Eurostat)

La parcialidad en aquel país se extendió hace muchos años por un acuerdo común entre empresarios y trabajadores para favorecer la conciliación familiar. Quien acepta un contrato parcial es porque no tiene mas remedio. Pero en España no fue así. Aquí, la parcialidad se expandió en plena crisis [era del el 11,8% en 2008 y ahora es del 15,1%] como alternativa al desempleo y a la temporalidad.

Principales hallazgos estadísticos

En 2016 había 9.481 millones de trabajadores a tiempo parcial subempleados en la UE-28. Además de esto, 8,782 millones de personas estaban disponibles para trabajar, pero no buscaban empleo, y otros 2,270 millones de personas buscaban empleo, sin poder empezar a trabajar en uno en un corto período de tiempo. Estos dos últimos grupos normalmente se denominan conjuntamente la fuerza laboral adicional potencial.

En total, esto significa que en 2016 en la UE-28, 20.533 millones de personas tenían algo parecido a estar desempleadas, sin cumplir todos los criterios de la OIT para serlo. Es casi la misma cantidad de personas desempleadas según los criterios de la OIT (20,908 millones).

Desarrollo en el tiempo

El tamaño de la fuerza de trabajo adicional potencial fue bastante estable entre 2005 y 2016 a nivel de la UE, con una pequeña disminución de 2005 a 2008 (cuando fue menor en 10 millones de personas), y luego un pequeño y constante aumento hasta 2013 (El mayor tamaño registrado, de 11,724 millones de personas), seguido de una lenta pero constante disminución de nuevo de 2013 a 2016, a 11,052 millones de personas (véase la figura 1a). Esto contrasta claramente con el desarrollo del número de desempleados, que durante el mismo período fluctuaron considerablemente (16,751 millones en 2008 y 26,301 millones en 2013). El desarrollo a lo largo del tiempo de los trabajadores subempleados a tiempo parcial refleja muy de cerca la fuerza de trabajo adicional potencial, pero a un 80% de su nivel. En 2008, el tamaño de la población de trabajadores subempleados a tiempo parcial equivalía al 77% de la fuerza de trabajo adicional potencial y en 2016 la proporción era del 86%.

Si dividimos la fuerza de trabajo adicional potencial en sus dos subgrupos, vemos que sus tendencias a largo plazo son diferentes: Los que buscan trabajo, pero no están inmediatamente disponibles para empezar a trabajar han caído en números, de 2,7 millones en 2005, a 2,3 millones en 2016. Para las personas disponibles para trabajar, pero que no lo buscan, se puede encontrar la tendencia opuesta: 8 millones de personas en 2005 y 8,8 millones de personas en 2016.

Trabajadores a tiempo parcial subempleados

El gráfico  muestra qué proporción de personas en el empleo en cada país eran subempleadas a tiempo parcial en 2016. Chipre y España ocuparon el lugar más alto, casi una de cada diez de las personas que trabajaban se encontraba en esa situación, frente a Bulgaria y Chequia Donde esta situación es casi inexistente. A pesar de que no hay un patrón llamativo, los menores casos de trabajadores subempleados a tiempo parcial tienden a estar en las partes oriental y meridional de la UE.

La figura segunda (tenga en cuenta la escala diferente ) muestra cuántos de los trabajadores a tiempo parcial de cada país trabajan involuntariamente a tiempo parcial. Uno puede pensar en esto como el riesgo que un trabajador a tiempo parcial tiene de estar en un trabajo con muy pocas horas de trabajo. Grecia, Chipre y España siguen estando en la cima, y ​​la República Checa, Estonia y Turquía siguen en la parte inferior.

Una gran minoría (30-49%) de los trabajadores a tiempo parcial en Eslovenia, Francia, Croacia, Bulgaria, Letonia, Eslovaquia, Portugal y la Antigua República Yugoslava de Macedonia también habrían preferido trabajar más. Por otra parte, la gran mayoría de los trabajadores a tiempo parcial de la República Checa, Malta, Luxemburgo, los Países Bajos, Estonia, Alemania, Bélgica, Suecia, Noruega y Turquía están satisfechos con su situación a tiempo parcial.

La fuerza de trabajo adicional potencial

Como ya se ha demostrado, la fuerza de trabajo adicional potencial consta de dos subgrupos: las personas que están disponibles para trabajar, pero no lo buscan, y las personas que buscan trabajo pero no están inmediatamente disponibles para comenzar a trabajar.

Todos los países siguen el mismo patrón principal, claramente visible en la Figura 3: personas disponibles, pero que no buscan siempre superan a las que buscan pero no están disponibles inmediatamente.

La Figura 3 presenta el tamaño para cada uno de estos subgrupos para cada país en 2016, como una proporción de la población inactiva. Hay grandes diferencias entre países. Vemos, por ejemplo, que hay muy pocos en la población económicamente inactiva de Malta y en la República Checa que están disponibles para trabajar, mientras que lo contrario es cierto para Italia y Croacia.

Indicadores complementarios de desempleo por sexo y edad

No importa el grupo de edad, hay más mujeres que hombres entre los trabajadores subempleados a tiempo parcial. Más de dos tercios de los que están subempleados y entre 25 y 54 años de edad son mujeres. Las diferencias entre hombres y mujeres son un poco más pequeñas para los grupos de edad más jóvenes y más jóvenes, pero sin embargo son claramente visibles.

Para aquellos que buscan trabajo sin poder empezar de inmediato si lo encuentran, la situación es un poco más uniforme. En el grupo de edad más joven (15-24), no hay diferencia en el número de hombres y mujeres. En el grupo de edad media las mujeres superan en número a los hombres,

De interés

Artículos Relacionados