miércoles,25 mayo 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpinión"Estamos a tiempo de minimizar el impacto del cambio climático si hacemos...
Cayetano López, director adjunto del CIEMAT

«Estamos a tiempo de minimizar el impacto del cambio climático si hacemos un gran esfuerzo en energías renovables»

Celia Baña
Investigar en nuevas fuentes de energía. Esta es una de las principales tareas del Centro de Investigaciones Energéticas Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), adscrito al Ministerio de Ciencia e Innovación. Ibercampus.es ha hablado con Cayetano López, su director adjunto y responsable del Departamento de Energía sobre temas tan importantes para el futuro del planeta como son las energías renovables y el cambio climático.

 

P.- En primer lugar, ¿podría explicar a nuestros lectores qué es el CIEMAT y que actividades realiza?

R.- Como su nombre indica, el CIEMAT es un Centro de Investigaciones Energéticas Medioambientales y Tecnológicas y, por tanto, se dedica a la investigación especialmente de temas relacionados con la energía y también son el medio ambiente y las tecnologías, pero todo ello en lo relacionado a lo energético. Esta característica es la que distingue al CIEMAT de otros centros de investigación.

El CIEMAT es un organismo público que se dedica únicamente a la investigación -no comercializamos nada-cercano a la explotación industrial, es decir, al desarrollo tecnológico.

P.- ¿Podría explicarnos cómo se estructura una organización que está formada por 1.400 empleados?

R.-Además de departamentos trasversales básicos, como Administración, el CIEMAT se divide en diversos departamentos. El de energía, del que soy director, es el más grande y escel que lo define. Además, están el de Medio Ambiente, Tecnología e Investigación básica. También hay que destacar el Laboratorio Nacional de Fusión, un departamento de investigación orientado más al largo plazo.

La sede central del CIEMAT está en Madrid, en la Cuidad Universitaria, en el campus de la Universidad Complutense, pero además hay otro centro en Almería, otro en Soria y otro en Extremadura (dedicado a las tecnologías de la información).

P.- La investigación en materia de fuentes de energía alternativas al petroleo es más bien una necesitad debido a su carácter agotable. ¿Hacia qué tipo de energías se están enfocando dichas investigaciones?

R.-El departamento de energía posee cinco grandes divisiones:

Por un lado, está el Centro de Desarrollo de Energías Renovables (CEDER) que se encuentra en Soria y que se dedica solo a energías renovables y especialmente a la biomasa y a la energía eólica. Existe un laboratorio de ensayo de generadores eólicos de pequeña potencia para suministrar energía a localizaciones aisladas.

Por otro lado, está la Plataforma Solar de Almería, que es el laboratorio más grande del mundo de concentración solar. Es decir, se basa en la trasformación de luz en electricidad, con un paso intermedio como calor.

Otra de las divisiones es la de fisión nuclear, en la que se trabaja en investigaciones para minimizar los residuos y también en técnicas de seguridad.

La cuarta división es la de combustión y gasificación, es decir, está dedicada a estudios que tienen que ver con combustibles fósiles, principalmente el carbón y la biomasa.

Y finalmente, la mayor de las divisiones es la dedicada íntegramente a energías renovables. Aquí tenemos un área sobre energía solar fotovoltaica, eficiencia energética en edificación, otra en eólica, otra en biomasa -tanto como fuente de calor y de electricidad, como en lo relacionado con los biocombustibles de segunda generación.

P.- ¿Estamos a tiempo de frenar el cambio climático?

R.- En primer lugar, en estos momentos no sabemos qué dimensión tendrá, por lo tanto no se puede hablar de si estamos a tiempo o no. Lo que sí está claro, es que sí estamos a tiempo de minimizar su impacto, es decir, si hacemos un gran esfuerzo en energías renovables y en ahorro energético, podemos hacer que las temperaturas no suban tanto y que tampoco lo haga la cantidad de C02 en la atmósfera. De ahí la importancia de este tipo de energías.

P. -La siempre controvertida energía nuclear también entra dentro de su área de investigación. ¿Qué líneas se siguen al respecto?

R.- Como organismo de investigación, tenemos un organismo encargado de esta tecnología. Hay que pensar que en la actualidad hay un mapa de centrales nucleares que están en funcionamiento y hay residuos. Por tanto, hay que estar pendientes de temas como el del impacto de dichos residuos o el de la seguridad, independientemente de lo que ocurra en el futuro. Es decir, es más una cuestión de presente que de futuro. Además, es necesario que existan profesionales que conozcan el manejo de la tecnología nuclear.

Por otra parte, también estamos participando en un programa de investigación europea respecto a rectores nucleares de cuarta generación.

De interés

Artículos Relacionados