jueves,28 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaFMI y OCDE ponen a España al frente de crecimiento y empleo
Tras registrar las mayores caídas después de Grecia

FMI y OCDE ponen a España al frente de crecimiento y empleo

Redacción
El Fondo Monetario Internacional situó ayer a España a la cabeza del crecimiento entre las economías desarrolladas, con una expansión para 2015 del 3,1% y del 2,5% para el próximo año, cifras que ya había adelantado en junio y que mejoran en seis y cinco décimas, respectivamente, las de abril. La OCDE atribuye al país el mayor aumento de las contrataciones. Ambas organizaciones observaron la tendencia inversa hace varios años y en recientes informes sitúan a España al frente de las desigualdades

Según las previsiones del FMI, España crecerá por encima de las otras grandes economías europeas este año. De Italia dice esperar que vuelva al crecimiento positivo, con una expansión del 0,7%, Francia lo hará un 1,2% y Alemania, un 1,6%.

El economista jefe del FMI, Olivier Blanchard, consideró que España debe aprovechar el crecimiento económico para reequilibrar la posición de las cuentas públicas. Además, indicó que es "receloso" cuando se habla de "milagro español", ya que si bien es positivo crecer por encima del 3%, hay que tener en cuenta la tasa de desempleo. "Todavía resta un largo camino por delante antes de que podamos cantar victoria", señaló Blanchard.

El informe del FMI refleja un crecimiento del 1,7% para este año y un 1,5% para el próximo ejercicio para la zona euro, donde ve, "en general", la recuperación "en marcha", con un alza "robusta" en la demanda interna y con la inflación que empieza a repuntar. Blanchard defendió que la recuperación de la zona euro "gana tracción" y que apenas ha habido "contagio" de la crisis griega.

Por lo que respecta a la economía mundial, el FMI reduce ligeramente las previsiones de crecimiento, hasta un 3,3% en 2015, dos décimas menos de lo previsto en abril, mientras que dejó sin cambios, en un 3,8%, las de 2016. La ralentización se debe al parón en el primer trimestre del año en EEUU y al frenazo en los países emergentes de América Latina, así como la moderación del crecimiento en China.

El FMI en otro informe de hace poco más de un año sobre las diferencias de ingresos y salarios, decía que España es el país donde más ha aumentado la diferencia entre ricos y pobres de la Unión Europea.  Indicaba además que la medidas políticas que se llevarían a cabo para ajustar las cuentas públicas van a agravar más la brecha. Pero poco después pedía a España abaratar los costes salariales y subir el IVA, indicaba posteriormente que no volverá a crecer a niveles como los previos a la crisis, y más recientemente la invitaba a acometer mayores ajustes de gasto público y no subir el salario mínimo para acabar con el paro juvenil, como acaba de hacer suyo el Banco de España. 

Paralelamente, el panel de la Fundación de Cajas de Ahorros (Funcas) elevó ayer dos décimas la previsión de crecimiento del año, hasta el 3,1% del PIB. Los analistas justifican la mejoría por la aceleración de la actividad económica durante el segundo trimestre del año. En cuanto al déficit público, Funcas sostiene que no se cumplirá el objetivo en 2015 y 2016, ya que habrá una desviación de dos y cuatro décimas, respectivamente.

El Gobierno tiene previsto aprobar hoy el nuevo cuadro macroeconómico y el techo de gasto previsto para el próximo ejercicio. La nueva previsión de crecimiento económico para este año se sitúa en el 3,3%.

Esta noticia viene precedida por la negativa de nueve comunidades autómas a cumplir los objetivos del déficit del 3% en 2016, ya que eso supondría mayores recortes en sanidad y educación, según han señalado. 

Más empleo en España

La economía española liderará la creación de empleo en 2015 y 2016, según el último informe de perspectivas del mercado laboral de la OCDE, que hace menos de dos meses situaba a España al frente de las desigualdades indicando que desigualdad y pobreza se han duplicado en la crisis y amenazan el crecimiento y la cohesión. El organismo prevé que el volumen de ocupados crecerá un 2,9% al cierre de 2015 y un 2,8% el próximo ejercicio, lo que se traducirá en más de un millón de puestos de trabajo en el conjunto de este periodo. De este modo, las nuevas previsiones de la OCDE apuntan a que España logrará reducir su tasa de paro al 21,5% este año y al 19,7% en 2016.

El informe de la OCDE muestra un optimismo generalizado sobre la evolución del empleo, ya que prevé que todos los países miembros de la organización lograrán crear empleo en 2015 y 2016, lo que permitirá reducir la tasa de paro del organismo al 6,8% en 2015 y al 6,5% el año que viene. No obstante, la organización señala que actualmente hay alrededor de 42 millones desempleadas en la OCDE, tres millones menos que en 2014, pero todavía diez millones más que antes de la crisis".

El secretario general de la OCDE, Ángel Gurría, advirtió a los gobiernos de la necesidad de "actuar ahora" para evitar "un incremento permanente del número de trabajadores atrapados en un desempleo crónico o moviéndose entre el paro y empleos precarios y mal pagados". "Se está acabando el tiempo para evitar que las cicatrices de la crisis sean de carácter permanente", indicó.

Además, Gurría subrayó que disminuir el gasto en políticas de activación del empleo es "contraproducente" en términos económicos, en particular en el contexto actual, en el que buena parte del desempleo generado durante la crisis no se ha reabsorbido. Al respecto, la OCDE considera que las políticas de activación laboral en España tienen una dotación presupuestaria insuficiente, mientras que destaca que el seguro de desempleo es "de los más generosos".

En otro orden de cosas, el informe incluye datos de la jornada media anual por trabajador en los países miembros. Los mexicanos son los trabajadores que más horas realizan al cabo del año, 2.327. En Europa, los empleados griegos son los que más horas trabajan, con 1.741 horas al año, y los alemanes los que menos, 1.302 horas, mientras que los trabajadores españoles cumplen 1.638 horas anuales.

De interés

Artículos Relacionados