sábado,16 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadJulio Lafuente toma posesión del cargo de rector de la UPNA
Nueva etapa

Julio Lafuente toma posesión del cargo de rector de la UPNA

ibercampus.info
El nuevo rector de la Universidad Pública de Navarra (UPNA), Julio Lafuente, ha tomado hoy posesión de su cargo «con enorme ilusión» y en defensa de «una universidad orgullosa de su carácter público», con los retos de la extensión del campus de Tudela y la integración en el espacio europeo.

 

Así lo señaló Lafuente en su discurso en un acto al que asistieron las principales autoridades académicas e institucionales de Navarra, ante quienes prometió su cargo poco antes de recibir del rector saliente, Pedro Burillo, la medalla y el birrete rectoral, y del presidente del Gobierno foral, Miguel Sanz, el bastón de mando «en señal de autoridad».

Lafuente (Zuera, Zaragoza, 1951), catedrático de Álgebra desde 1989 en la UPNA, agradeció su elección a sus compañeros, recordó a los otros dos candidatos que disputaron con él el cargo en las recientes elecciones, expresó su «enorme ilusión» y «discreto nerviosismo» al asumir el rectorado, y su «emoción» en el acto.

En su alocución hizo un repaso a los principios con los que accede al rectorado, al entender que la universidad «se debe a la sociedad», «debe amoldarse a los cambios sociales» y «asumir el liderazgo en la adaptación de la sociedad a la economía del conocimiento aumentando sus vínculos con el sector empresarial».

Así, tras constatar su defensa de «una universidad convencida y orgullosa de su carácter público», consideró que ésta «debe respeto y lealtad a los poderes que emanan de la sociedad que la sustenta», si bien abogó por la autonomía universitaria, «entendida como libertad de pensamiento, libertad científica, independencia de partidos políticos».

Lafuente valoró la «satisfactoria realidad» de la UPNA y a las personas que han hecho que el centro llegue a ser lo que hoy es, con «buen nivel» y «merecido prestigio», si bien animó a «aspirar a mejorar los resultados obtenidos y alzarnos al grupo de cabeza de las universidades españolas».

Sobre los «retos» venideros, que «hay que encararlos con claridad, transparencia y participación de las partes implicadas», aludió al desarrollo del campus de Tudela, para el que auguró «los mayores esfuerzos para que también allí la UPNA tenga un desarrollo armónico y provechoso para su entorno».

También mencionó la reforma de la LOU, el Estatuto Básico del Empleado Público y la adaptación al Espacio Europeo de Educación Superior como tareas próximas, si bien las consideró «oportunidades para optimizar los medios de que hemos sido dotados y nuestro excelente capital humano».

Intervino también el presidente del Gobierno foral, Miguel Sanz, quien en primer lugar reconoció el «importante trabajo» llevado a cabo en los últimos años «en la consolidación» de la UPNA, que consideró hoy «una pieza básica para el progreso del conocimiento, la ciencia y la cultura de Navarra que está, y debe estar, en continuo proceso de transformación y de renovación, porque también lo está a la  

sociedad a la que sirve».

«Esta universidad es uno de los principales instrumentos que la sociedad navarra tiene para afrontar su provenir de la mejor manera posible», dijo Sanz, quien coincidió en apuntar a la convergencia del Espacio Europeo de universidades y a la consolidación del campus de Tudela como tareas más inminentes.

En todo ello a Lafuente pidió Sanz «que nunca olvide las grandes expectativas que la sociedad navarra tiene puestas en esta universidad», al tiempo que confió en que «sabrá usted desempeñar cabalmente la función de integración y equilibrio que le corresponde en esta institución».

Por su parte, el rector saliente, Pedro Burillo, recomendó a su sucesor la máxima que él mismo ha tenido presente: «Sueña siempre, y apunta siempre más alto de lo que puedas hacer. No te conformes sólo con ser mejor que tu predecesor, eso lo tienes fácil. Trata todos los días de ser mejor que tú mismo».

Asimismo, Burillo se despidió del cargo considerando los «muchos errores cometidos», y dando las gracias «a mis amigos académicos, que me habéis enseñado a ser fuerte», «a mis enemigos académicos, que me han enseñado a ser flexible» y «a los indiferentes que me han permitido estar al día en la normativa vigente».

De interés

Artículos Relacionados