miércoles,6 julio 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadPolíticas y ODS"La amenaza de la Universidad es que la educación se convierta en...
Ignacio Ramonet, director de "Le Monde"

«La amenaza de la Universidad es que la educación se convierta en mercancía»

universia
El director de "Le Monde Diplomatique", Ignacio Ramonet, afirmó en Santiago de Compostela que "hoy día lo que amenaza a la Universidad es que la educación se transforme en una simple mercancía".

Ramonet abrió hoy la conferencia de rectores de las Universidades latinoamericanas en la que habló sobre "Enseñar, educar en la globalización".

El doctor honoris causa por la Universidad de Santiago de Compostela (USC), organizadora del encuentro internacional, consideró que "la globalización significa esencialmente un pulso entre el mercado y el proyecto de servicio público".

Explicó que, "en ese pulso, el mercado tiende a mercantilizarlo todo, igual que se ha mercantilizado el deporte, tiende a mercantilizar la cultura y la educación" y este proceso se refleja en la "privatización de la educación, que esencialmente lo que plantea es que la Universidad debe enseñar cosas muy prácticas, que permitan esencialmente a los estudiantes encontrar un empleo".

"La Universidad -insistió- se plantea, no como una estructura que tiene el proyecto de entender todo lo que pasa, que éste es el proyecto de la Universidad, sino, sencillamente, como una especie de oficina de colocación y de empleo de los que pasan por esa maquinaria".

Para el intelectual, "eso amenaza con la desaparición de todo lo que es un aspecto del saber que no tiene valor mecánico. Las lenguas muertas no se enseñan, la Filosofía no se enseña, la Historia no se enseña, porque no tienen valor práctico en el mercado de trabajo".

Consideró como un "objetivo fundamental" de la Universidad el de "entender los enigmas que se plantean y que son extremadamente importantes hoy día, por ejemplo -dijo-, la clonación humana, ¿qué hacemos con la clonación humana, clonamos a los seres humanos o no los clonamos?".

En su defensa de este papel de la institución académica, Ramonet señaló que "éstas cuestiones, hoy día, en el último lugar donde se pueden plantear, el último, es la Universidad. El día que la Universidad deje de poder plantear estas preguntas, entonces estaremos en un mundo en el que, en definitiva, todo será un centro comercial".

Ramonet planteó "cómo la globalización, esencialmente, estimula la competitividad, el egoísmo, la voluntad de éxito personal, etcétera, y cómo ello se puede compaginar con el proyecto humanista de lo que significa la Educación y en particular la Universidad, el proyecto utopista del saber como solución al problema".

En declaraciones previas a su intervención, a preguntas de los informadores, opinó que la batalla que plantea "no creo que esté perdida, yo creo -añadió- que lo que hay que hacer es tomar conciencia de que hay esa batalla".

"Si nosotros no planteamos los términos de la batalla, podríamos llegar a creer que no hay batalla, que las cosas se hacen naturalmente, porque así es cómo lo quiere el sistema".

Finalmente, el conferenciante explicó que "plantear estos problemas y decir que sí hay un problema" es la labor de los intelectuales y los docentes.

"No se trata -concluyó- de acusar o culpabilizar a alguien, condenar a alguien, es decir: hay un problema. Nadie es culpable, pero hay problema, y la víctima puede ser la Universidad y, al final, la sociedad" en su conjunto.

Ignacio Ramonet presentó también hoy en Santiago, junto con Ramón Chao, el libro del que son autores "Abecedario de la globalización".

De interés

Artículos Relacionados