martes,30 noviembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpiniónLa Formación Profesional española: aportaciones de países relevantes
José Manuel Corpas Nogales / Fundación Alternativas / 46 pág

La Formación Profesional española: aportaciones de países relevantes

Redacción
José Manuel Corpas Nogales y la Fundacion Alternativas, a través de este trabajo, pretendenden poner de relieve los distintos factores que pueden ayudar a conseguir una Formación Profesional acorde con la demanda del mundo laboral y mejorar las posibilidades del sistema educativo en dicha materia. En este sentido, en sus 46 páginas s analizan y reflexiona sobre la reciente implantación en España, y en países europeos, de la Formación Profesional Dual.

La razón fundamental para la realización de esta investigación gira en torno a la constante reestructuración del sistema educativo, en general, y de la formación profesional en particular. Estamos ante un momento de expansión de la Formación Profesional Reglada en España que debe ser considerado como un punto de reflexión acerca de qué Formación Profesional queremos en este país.

 A ello se le une que la Formación Profesional española arrastra un estereotipo basada en un alumnado poco estudioso, sin embargo dicha connotación negativa de la Formación Profesional se está dejando de lado debido a la respuesta formativa que la Formación Profesional da al mundo laboral, tanto en España como en Europa.

Para abordar este tema de estudio hemos analizado las políticas establecidas en otros países europeos, concretamente Alemania, Francia, Reino Unido y Finlandia. Las principales aportaciones que hemos concluido en referencia a este estudio comparado son las siguientes:

Alemania presenta como principal característica su modelo de FP Dual, sin embargo resaltamos que el principal escollo para que España copie dicho modelo es que nuestro país necesita una estructura formativa en las empresas que actualmente no posee.

Respecto a Francia nos encontramos con un modelo de FP que presenta retos parecidos al modelo español y que también ha optado por implantar la FP Dual, de ahí que ambos presenten retos comunes, como son afrontar las desigualdades sociales, dotar a la FP de un mayor equilibrio, fomentar el aprendizaje individualizado, preparar el acceso a la educación superior facilitando el tránsito de la FP a la Universidad o mejorar el tránsito al mercado laboral.

En el Reino Unido nos encontramos con un modelo de FP que se inclina, al igual que Francia y Alemania, por la FP Dual; para ello dispone de un alto nivel de compromiso por parte del tejido empresarial y de los agentes sociales a la hora de elaborar los perfiles profesionales y la estructura de la Formación Profesional.

Respecto a Finlandia consideramos muy oportuno destacar para el modelo español, la gran presencia del alumnado que realiza la FP a distancia, aumentando de forma considerable la formación profesional de su población. 

Propuestas de actuación

Según las conclusiones de la investigación, las propuestas de actuación oportunas para la mejora de la FPR en España son:

– En primer lugar, la continuación y la mejora de la FP Dual en España. Para ello debemos adaptar su implantación a las características y al contexto educativo y empresarial de nuestro país. Mientras tanto hay que potenciar la FP presencial con FCT, puesto que la incorporación de la FP Dual debe ser paulatina y con una gran oferta. Además la formación teórica debe aumentar su oferta en la modalidad a distancia.

– Realización de un diagnóstico a nivel nacional y a nivel autonómico para que exista concordancia entre la oferta de ciclos formativos y la demanda del mercado laboral, un ejemplo claro de esta idea es el aumento de la oferta de ciclos formativos de Hostelería en lugares donde está aumentando considerablemente el turismo Para ello es necesario que en dicha oferta participen los diversos agentes sociales, tanto del sector público como del sector privado.

–  En cuanto a la FP de base, volver a unas características educativas semejantes a las desarrolladas en los antiguos PCPI, añadiendo las prácticas en empresa. De esta forma, el alumnado podría insertarse en el sistema educativo con el título de ESO, eligiendo grado medio o bachillerato, teniendo en su haber cierta experiencia laboral.

–  Respecto a la accesibilidad de la Formación Profesional, se deben eliminar las barreras existentes a la hora de acceder a los diferentes ciclos dentro de la FP, independientemente de las familias socio profesionales a las que pertenezcan. Además, debemos proporcionarle al alumnado la reinserción al bachillerato o a la Universidad directamente desde los ciclos formativos.

–  Otra idea para reflexionar gira en torno a la relación entre FP y Universidad. Planteamos el aumento de los ciclos formativos de grado medio y superior a tres años (con el título de técnico acceder a la Universidad) y la creación de un máster de FP (accesible para el técnico superior y con precio de matrícula ajustado a la realidad social del alumnado) con una programación destinada a una profesión muy concreta y con prácticas profesionales en empresas.

Por lo tanto, la estructura propuesta para FPR en España, en comparación con la actual, es la siguiente: 

De interés

Artículos Relacionados