martes,7 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpiniónLa nueva matanza de 17 personas en otra escuela aviva el debate...
Trump vuelve a culpar sólo al desequilibrio mental del autor

La nueva matanza de 17 personas en otra escuela aviva el debate sobre libertad de armas y ´lobby´

Redacción
La enésima gran matanza por armas de fuego en los EEUU (en esta ocasión 17 personas y otra vez en una escuela) ha avivado el debate sobre la libertad de comprar y la regulación de armas, y en menor medida de la influencia del ´lobby´ armamentistico, que financió la campaña de Trump, quien sólo ha vuelto a culpar al autor por desequilibrio mental. El gobernador de Florida, Rick Scott, la próxima semana se reunirá con congresistas estatales para intentar evitar otra tragedia de estas caracterícas

Un juez de Florida dictó prisión sin fianza para Nikolas Cruz, el exalumno de 19 años que ayer asesinó a 17 personas en el instituto de la localidad de Parkland. Los diarios recuerdan que el joven, que fue expulsado del centro escolar, exhibió armas y lanzó mensajes violentos en las redes. Incluso fue denunciado por un video de You Tube en el que anunciaba que algún día sería "tirador profesional en un colegio", que el FBI investigó sin llegar a localizarlo.

El presidente estadounidense, Donald Trump, se dirigió este jueves  a una "nación de luto" en un discurso en el que prometió hacer frente al "difícil problema de la salud mental" y hacer de la seguridad en las escuelas "una prioridad", pero en el que eludió nuevamente mencionar medidas para el control de armas, según reflejan los diarios. El presidente anunció que viajará a Parola d para acompañar a las familias de las víctimas.

El arma que aparentemente uso el joven acusado de ser el atacante que causó la muerte de al menos 17 personas es un AR-15, de acuerdo con las primeras informaciones aportadas a los medios por los investigadores. El rifle estuvo prohibido bajo la Ley de Prohibición de Armas de Asalto, que aprobó el expresidente Bill Clinton en 1994 y que no fue renovada en 2004 cuando se cumplió su fecha de vigencia. Aunque esa prohibición expiró en 2004, bajo algunas de sus modificaciones, el arma sigue prohibida hoy en muchos estados, como Nueva Jersey o California. Pero ya en 2012, había aproximadamente 3 millones de rifles AR-15 para uso común en el país.

El propio alguacil del condado de Broward, donde está la escuela secundaria del ataque, indicó que los cartuchos hallados corcuerdan con el modelo en cuestión.El AR-15 es llamada 'el arma de EEUU', de acuerdo con la Asociación Nacional del Rifle (NRA por sus siglas en inglés), el principal grupo que promueve la defensa del derecho al uso de armas. Cuesta entre 600 y 1,200 dólares.

Esta arma, con sus variaciones, es un rifle de alta capacidad conocidos como 'arma de asalto', de las cuales el AR-15 es la más popular. Un mito es que las siglas AR significan 'assault rifle' o 'rifle de asalto', pero de hecho significan ArmaLite, la fabricante original. AR-15 fueron los rifles que usaron los atacantes en Las Vegas y de Orlando, las masacres a mano armada más letales de la historia de Estados Unidos. Y aparece en la mayoría de los tiroteos masivos más recientes: en Umpqua, Oregon, en octubre 2015; en San Bernardino en diciembre de 2015; en el cine de Aurora en julio 2012 y en la escuela primaria Sandy Hook en diciembre 2012.

¿Este es un resumen del posicionamiento de la prensa impresa española:

La matanza de Florida, otra tragedia evitable (EL PAÍS): “La matanza acaecida el miércoles en una escuela de enseñanza secundaria en el Estado de Florida ha vuelto a poner sobre la mesa un problema que las autoridades de Estados Unidos deben tratar de poner fin urgentemente. El libre acceso a las armas (…) unido a la falta sistemática de controles y seguimientos de algunos comportamientos susceptibles de protagonizar acciones violentas es una combinación letal que se está cobrando cada vez más vidas". "Washington no debería permitir que ir al colegio sea una ruleta rusa. La libertad de llevar armas no puede estar por encima del derecho a la vida de los estadounidenses. El país debería dar un paso histórico y asumir el control de las armas".

EEUU, un país donde los tiroteos son rutina (EL MUNDO)Por trágica que haya sido la masacre de Florida, "nada hace pensar que vaya a cambiar un ápice la legislación que protege el derecho absoluto a portar armas". "Ha habido intentos recientes por establecer limitaciones a la adquisición de armas. Y todos han caído en saco roto. Obama despidió su mandato admitiendo su frustración por no lograrlo". "Mientras la influencia del lobby armamentístico se mantenga tan fuerte y no crezca la concienciación social, las masacres seguirán siendo rutina".

EEUU, víctima de  sus propias armas (ABC): La masacre de una escuela en Florida "ha reavivado el permanente debate sobre el control de armas en Estados Unidos". "Con cifras que superan los 30.000 muertos al año por tiroteos, antes o después la sociedad estadounidense tendrá que implantar mecanismos de control que limiten el acceso indiscriminado a las armas y que permitan retirarlas a quienes representan un peligro objetivo". "Una insoportable relación de masacres que emplaza a una sociedad moderna y democrática como la estadounidense a un esfuerzo para desanclar esta tradición del ciudadano armado de un estado de violencia permanente, inconcebible en la mayor democracia del mundo".

Muertes en la escuela, suma y sigue (LA VANGUARDIA):"La historia se repite". "Morir en un tiroteo escolar ya tiene en EEUU más de previsible que de excepción". El presidente Donald Trump ofreció a los familiares de las víctimas oraciones y condolencias, que son bienvenidas, pero que no bastan. "Trump tiene en su mano impulsar nuevas políticas que limiten la posesión de armas". "Sin embargo, no es previsible que lo haga". "Nada permite atisbar una próxima solución a este problema. No la hubo, al menos, tras anteriores carnicerías. Pero es evidente que estos tiroteos reflejan, por un lado un serio fracaso educacional de la sociedad norteamericana, donde bajo capa de cierta idea de libertad se propician masacres de jóvenes. Y, por otro, revelan un enorme fracaso de las políticas de seguridad gubernamentales".

La enésima masacre en Estados Unidos (EL PERIÓDICO):"El problema de Estados Unidos con las matanzas multitudinarias a tiros alcanza ya un nivel epidémico, pero nadie con capacidad de hacerlo está dispuesto a afrontar el problema. Esta nueva masacre de poco servirá para plantear seriamente la cuestión del derecho a portar armas y la venta de las mismas. En el pasado todo intento de fijar un control ha sido en vano". "No sólo no habrá cambios para reducir las armas en circulación en EEUU, sino que los puede haber para aumentarlas. La poderosa Asociación Nacional del Rifle quiere que se arme a los profesores y el debate ya se ha abierto".

 

De interés

Artículos Relacionados