sábado,16 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadLa química de los envases causa obesidad
Dos estudios de Pediatrics

La química de los envases causa obesidad

Redacción
Niños expuestos al bisfenol A y a los ftalatos, compuestos químicos presentes en el envasado de alimentos, son más propensos a tener obesidad o resistencia a la insulina que después puede derivar en diabetes, según dos investigaciones publicadas en la revista Pediatrics.
Ambos estudios parten de que la epidemia de obesidad que vive el mundo se debe a una dieta poco saludable y a falta de actividad física, pero los compuestos químicos pueden contribuir.

Leonardo Trasande, pediatra de la Universidad de Nueva York, en Estados Unidos, explica que uno de los estudios analizó los datos de una encuesta de salud y nutrición realizada a nivel nacional entre 2003 y 2008, en las que se incluyó pruebas de orina y sangre de 766 adolescentes de 12 a 19 años.

En el análisis encontraron que en los niveles de orina se encontró un ftalato, conocido como di-2-etilhexil (DEHP), utilizado para suavizar el plástico de las botellas. Este químico está ligado a probabilidades de tener resistencia a la insulina, un precursor de la diabetes.

Menos del 15 por ciento de los participantes del estudio que tenían los niveles bajos de este compuesto eran resistentes a la insulina, frente al 22 por ciento que tenían niveles más altos.

Los científicos aclararon que consumir alimentos envasados con ftalatos causen resistencia a la insulina; pero si es posible que los niños que ya siguen hábitos alimenticios menos saludables, coman o beban más productos envasados, lo que explicaría el nivel elevado del químico en la orina.

El investigador Leonardo Trasande, señala que este ftalato puede influir en cómo el cuerpo segrega insulina en respuesta al azúcar.

Bisfenol A y obesidad

El otro estudio corrió a cargo de expertos de la Universidad de Michigan, Estados Unidos, quienes analizaron los datos de la encuesta de nutrición realizada en 2010 para revisar los niveles de bisfenol A en la orina de niños de 6 a 18 años.

Tomaron en cuenta los datos de 3.370 niños y al hacer el análisis no encontraron que el químico estuviera relacionado con la resistencia a la insulina, pero si notaron que los niños con niveles más elevados de bisfenol A, eran más propensos a desarrollar obesidad.

De los participantes, el 18 por ciento tenía obesidad; pero al tomar en cuenta los datos de los adolescentes con nivel elevado de bisfenol A, se aumentaba a 25%.

Lo que falta, advierten, es que se demuestre una relación causa y efecto. “Hay una gran variedad de productos químicos utilizados en productos para niños, a los que se exponen todos los días con unas consecuencias para la salud todavía desconocidas”, explicó uno de los autores, Joyce Lee.

Por ello recomiendan que los padres estén bien informados y traten de evitar los plásticos que contienen bisfenol A, para minimizar la exposición. Otra recomendación es evitar utilizar recipientes de plástico para calentar alimentos en el horno de microondas, porque se pueden provocar fugas de productos químicos.

 

De interés

Artículos Relacionados