martes,19 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioInnovación y AcademiaLa Red Española de Supercomputación pone en marcha un nuevo nodo en...
Una iniaciativa de I+D+i puntera a nivel mundial

La Red Española de Supercomputación pone en marcha un nuevo nodo en la Universidad de Cantabria

ibercampus.info
La Universidad de Cantabria puso en marcha la pasada semana, en el Instituto de Física de Cantabria (centro mixto UC-CSIC), el supercomputador Altamira, que permitirá a investigadores de toda la comunidad autónoma abordar nuevos retos científicos y tecnológicos gracias a la ingente capacidad de cálculo de la infraestructura, que es uno de los nodos de la Red Española de Supercomputación y uno de los 75 ordenadores más potentes de Europa. Los campos que pueden beneficiarse de contar con este supercomputador son diversos: biotecnología, diseño de fármacos, análisis del cambio climático, estudio de la evolución del universo, etc.

Así lo destacaron, durante la presentación de esta instalación ubicada en el edificio Juan Jordá (campus de Las Llamas), el vicerrector de Investigación y Desarrollo de la UC, José Carlos Gómez Sal, y los responsables de los equipos involucrados en el proyecto: Jesús Marco, director del Instituto de Física de Cantabria (IFCA), y Ramón Beivide, del Grupo de Arquitectura y Tecnología de Computadores (ATC).

Junto a ellos estuvieron en el acto los directores generales del Gobierno de Cantabria Pablo de Castro (Desarrollo e Innovación Tecnológica) y Andrés Hoyo (Universidades e Investigación), Manuel Varela en representación del Ministerio de Educación y Ciencia, y Francesc Subirada y Sergi Girona, director asociado y director de Operaciones, respectivamente, del BSC (Barcelona Supercomputing Center).

Este centro catalán y su supercomputador “MareNostrum” –el más potente de Europa y quinto del mundo- forman el principal nodo de la Red Española de Supercomputación (RES), una estructura distribuida creada a finales de 2006 por el MEC para dar soporte a las necesidades de cálculo de los equipos de investigación españoles. Los otros seis nodos de la RES están localizados en el Instituto de Astrofísica de Canarias y en las universidades Politécnica de Madrid, de Málaga, Valencia, Zaragoza y Cantabria. En conjunto, estos supercomputadores pueden realizar 150 billones de cálculos por segundo.

El supercomputador Altamira supone un avance notable para la resolución de importantes problemas de ciencia e ingeniería y dará respuesta a la creciente demanda por parte de la comunidad científica para realizar simulaciones y cálculos. El nuevo equipamiento estará al servicio de los grupos de I+D+i de la Universidad, así como de las empresas tecnológicas y administraciones públicas de la comunidad cántabra. Para ello pone a su disposición una capacidad de 4 billones de cálculos por segundo.

Los investigadores pueden utilizar los recursos de la RES a través de un Comité de Acceso Único. Además la UC, como institución receptora, puede asignar hasta un 20% del tiempo de computación del Altamira. La elección de la institución como nodo de la Red Española de Supercomputación se ha basado en la competencia de sus grupos de I+D+i. Sumando las fuerzas de la nueva instalación con los recursos ya existentes, el Vicerrectorado de Investigación y Desarrollo promoverá el proyecto “Santander Supercomputación” para poner a disposición de toda la comunidad científica cántabra estos servicios avanzados.

De interés

Artículos Relacionados