domingo,5 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioInnovación y AcademiaLista para el despegue la red de comunicaciones 5G
Reglamento sobre el uso del dominio público radioeléctrico

Lista para el despegue la red de comunicaciones 5G

Redacción
En varios años habrá en el mundo casi 50.000 millones de objetos potencialmente conectables por Internet. Ante esas expectativas el Gobierno ha aprobado el Reglamento de la quinta generación de móviles.Facilitará el despliegue de redes 5G y la instalación de dispositivos para el "Internet de las cosas". Permitirá usar las frecuencias de manera más eficiente. Los operadores podrán poner en común los derechos de uso de frecuencias para ofrecer nuevos servicios y mejorar su calidad y sus coberturas

El Consejo de Ministros de este viernes ha aprobado el Reglamento sobre el uso del dominio público radioeléctrico a fin de preparar las infraestructuras de telecomunicaciones para la quinta generación de la telefonía móvil, que llegará el 2020, casi 40 años después de la aparición en 1981 del primer dispositivo con esas capacidades de movilidad. Desde entonces las  sucesivas generaciones de telefonía móvil han añadido nuevas potencialidades, desde su primer uso en 1991 para enviar mensajes de texto además de transmitir la voz, hasta poder acceder a Internet desde el movil a partir de 1998.

Diez años después, en el 2008, la cuarta generación de telefonía móvil permitía incorporar vídeos, mientras que se multiplicaban desde el principio las capacidades de transmisión, se reducían los tiempos necesarios y bajaban los precios por unidad.  Si todavía con la tercera generación grabar una película de dos horas de duración requería casi 26 horas, con la quinta generación apenas se necesitarán 3,6 segundos,  todo lo cual contribuirá a acelerar los cambios de relaciones sociales y económicas que fueron explicados a partir de las nuevas leyes por libros escritos hace dos décadas como Digitalismo: El nuevo horizonte sociocultural emergente, escrito por J.B Tercerio y Gustavo Matías, quien a finales de los años ochenta acuñó el término infolitico  para resaltar que las transformaciones en ciernes eran comparables a los del paso del paleolítico al neolítico, no solo a las de una mera etapa económica o incluso a una revolución industrial. 

Ello requerirá muchas adaptaciones, como los que han notado por ejemplo los usuarios de televisión con motivo de la apagón analógico y de los consiguientes preparativos para que funcionara mejor la cuarta generación de móviles. El espectro radioeléctrico de frecuencias es un recurso natural utilizado para la prestación de servicios de telecomunicaciones, tales como la radiodifusión sonora y la televisión, los servicios móviles (telefonía móvil, servicios de seguridad o transporte), servicios por satélite (televisión por satélite, GPS) y también para la investigación espacial, la defensa nacional y servicios de emergencias, además de un elevado número de aplicaciones industriales y domésticas tales como los telemandos y numerosos sistemas inalámbricos (teléfonos portátiles, WiFi, etcétera).

Este nuevo marco regulador posibilitará a los operadores de telecomunicaciones realizar un uso más flexible y eficiente de las radiofrecuencias. Por medio de la mutualización, es decir, la posibilidad de poner en común sus derechos de uso del dominio público radioeléctrico, los operadores podrán ofrecer nuevos servicios, mejorar la cobertura y dar mayores prestaciones de velocidad y calidad en sus redes.

Nuevas oportunidades para la innovación

Asimismo,  según las justificaciones añadidas este viernes por el Gobierno al aprobar el citado reglamento, las nuevas posibilidades que ofrece esta norma permitirán crear nuevas oportunidades para la innovación en el ámbito de la banda ancha en movilidad y también para los sectores orientados a los servicios como la atención sanitaria, la enseñanza, las Administraciones Públicas o la accesibilidad.

Este Reglamento es una de las normas más importantes para el desarrollo la Ley General de Telecomunicaciones de 2014. La norma introduce importantes medidas para eliminación de cargas administrativas, que facilitarán, entre otras, la instalación de dispositivos para el internet de las cosas y las futuras redes de comunicaciones móviles de 5G.

Aplicaciones del 5G según explicaba  la Comisión Europea en sus convocatorias de investigación

Se simplifican y acortan los procedimientos para obtener autorizaciones de uso de las frecuencias, gracias a la tipificación de proyectos tipo y el uso de declaraciones responsables, asegurando siempre las funciones de control e inspección que garanticen que los servicios funcionen libres de interferencias y el cumplimiento estricto de los niveles de exposición radioeléctrica tolerable para que no constituyan un peligro para la salud.

Con el desarrollo de este nuevo Reglamento, España da un paso importante para cumplir los objetivos de la Agenda Digital para Europa y facilitar, en 2020, a todos los ciudadanos el acceso de banda ancha con velocidades mínimas de 30 Mbps.

De interés

Artículos Relacionados