martes,19 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadLos alumnos se rebelan ante el encarecimiento de la universidad
Concentración

Los alumnos se rebelan ante el encarecimiento de la universidad

EP
Alrededor de un centenar de alumnos se ha concentrado frente al Rectorado de la Universidad de Sevilla en contra del "incremento de las tasas propuesto por el Gobierno". Una protesta organizada coincidiendo con la asistencia del secretario de Estado de Universidades, Marius Rubiralta, a unas jornadas de Consejos Sociales de las universidades públicas españolas que se celebra en la Hispalense.

Según ha explicado el delegado del Cadus Manuel Gómez, el Ministerio de Educación presentó «una serie de informes y documentos en los pasados meses de enero y febrero que proponen un cambio en el sistema de financiación y un cambio en el sistema democrático de la Universidad», lo cual, en opinión de los manifestantes, «es un intento más del Gobierno de encarecer las segundas y terceras matrículas» de los estudiantes.

Para Gómez, la nueva normativa que el Gobierno central presentará el próximo 26 de abril sobre educación superior y que, entre otros aspectos, «establece una subida progresiva hasta 2015 de las tasas universitarias», obligará a los estudiantes de las universidades públicas a «pagar en torno a 40 ó 50 euros por cada crédito de una segunda matrícula, y unos 90 euros para la tercera».

Asimismo, el delegado del Cadus negó «la versión del Ministerio de que las subidas no se van a realizar hasta el curso 2015-2016 porque lo único que han dicho es que, como ahora estamos en crisis, no van a subir las tasas por el momento, pero lo que está claro es que van a hacer un acto de Estado por la subida; da igual en qué año se haga, pero el objetivo es que en 2016 eso esté implantado».

Becas y Doctorados

Otro de los aspectos más polémicos del futuro Real Decreto de Doctorado y del futuro Estatuto del Estudiante es el referido a las becas, ya que, a juicio del Cadus, lo que persigue el sistema de ayudas «es quitar a los alumnos de la Universidad y llevarlos a la Formación Profesional».

En este sentido, Gómez explicó que el citado estatuto propone que, para el curso 2010-2011, «se cree un Observatorio de becas que controle si los alumnos que reciben la beca salario -la de máxima cuantía y que sólo se otorgará a los alumnos que estén en el umbral 1- aprueban o no». «Se obliga así a estos estudiantes a ir curso por año, y si no, te echan de la Universidad y te mandan a FP», añadió.

Aparte, el delegado del Cadus criticó que todas estas medidas se vayan a aprobar «sin analizar ni valorar el por qué del fracaso, porque el suspenso no siempre es culpa del alumno, sino que también puede ser por el profesor».

De interés

Artículos Relacionados