lunes,6 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaLos cuatro grandes partidos piden mayor defensa del cliente bancario y suprimir...
Análisis comparado de los programas bancarios en Expansion

Los cuatro grandes partidos piden mayor defensa del cliente bancario y suprimir las cláusulas suelo

Redacción
PP, PSOE, Ciudadanos y Podemos coinciden en sus programas electorales sobre temas bancarios en suprimir las cláusulas suelo y en la necesidad de un organismo único de control y defensa del cliente, según un análisis efectuado por el diario Expansión. Sus diferencias se centran en temas como la existencia o no de la banca pública, el papel del ICO y los impuestos a pagar por los bancos.

Cláusulas suelo. Si los programas no se transforman en papel mojado tras las elecciones, es extremadamente probable que las cláusulas suelo van a desaparecer en España. PSOE, Ciudadanos y Podemos hablan expresamente de eliminarlas. Incluso, el partido de Pedro Sánchez y el de Albert Rivera defienden la eliminación retroactiva, algo que no se encuentra detallado en el programa de Pablo Iglesias que, sin embargo, asegura que se eliminarán todas las cláusulas que un juez haya definido como abusivas, sin necesidad que lo reclamen los clientes. En el programa del partido de Mariano Rajoy sólo se habla de "endurecer el control" sobre las cláusulas bancarias abusivas.

BankiaLas mayores diferencias se encuentran en el tema de la banca pública. Podemos se descuelga del resto de partidos al asegurar que negociará con Bruselas y no reprivatizará Bankia y BMN que, juntos formarían "una potente y eficaz banca pública". Esta banca pública, según asegura Podemos en su programa, no deberá actuar con los mismos criterios que los bancos privados, aunque sí se deberá tener en cuenta la rentabilidad, para que sea sostenible. El PSOE, en cambio, habla de fortalecer el ICO para que actúe como "una banca pública de inversión" y hasta llega a proponer que cree su propia red de oficinas capital en todo el país, para poder llegar mejor a las pymes. Sobre Bankia y BMN, el PSOE se limita a decir que no hay que malvenderlas. 

Hipotecas y desahucios. Mientras el PP propone mantener las medidas que tomó su Gobierno para proteger al deudor hipotecario, el resto de partidos se muestra más beligerante. El PSOE cambiará la Ley de Enjuiciamiento Civil y la Ley Hipotecaria para, dice, adecuarlas a lo que piden los tribunales europeos. Con estas modificaciones, los socialistas pretenden "finalizar con las situaciones de indefensión de la ciudadanía frente a las entidades financieras en los procedimientos de lanzamiento y en las ejecuciones hipotecarias, así como en los casos de anulación de licencias urbanísticas de adquirentes de buena fe". Cs no defiende la dación en pago obligatoria, pero sí propone medidas para no haya abusos cuando un deudor "de buena fe" no pueda pagar. De hecho, asegura que obligará a los bancos a recomprar la vivienda al 100% del valor de una nueva tasación realizada por un independiente cuando la entidad se queda con el piso. El PSOE, en cambio, dice que el valor tiene que ser el mismo que se calculó al momento de la concesión del préstamo. Podemos va mucho más allá, proponiendo una reestructuración de la deuda hipotecaria de los hogares, con una quita sobre el valor nominal del préstamo. Eso sí, no será para todos, sino sólo para las familias que reúnan determinados requisitos, como tener a todos sus miembros en el paro. Podemos dice que habrá que reestructurar la deuda en base a un proceso en dos fases. En la primera, los acreedores presentarán una propuesta ante una "comisión de endeudamiento". En la segunda, el juez decidirá lo que se pagará "con opción de quita o dación en pago". Los socialistas, además, proponen limitar los préstamos con tipos "abusivos", mientras que Cs quiere "sancionar a los bancos que incurran en préstamos irresponsables". 

Sareb.Todos coinciden en que la Sareb tiene que ceder viviendas para alquileres sociales, pero con matices. Mientras el PSOE habla de respeto a los compromisos adquiridos con los accionistas privados (el 51% del capital de Sareb), Podemos quiere convertirla en una sociedad de gestión de un parque público de viviendas que tendrán que ceder sí o sí la misma Sareb y los bancos y los fondos buitre. Ciudadanos opta por buscar acuerdos con los bancos y la Sareb, aunque afirma que, en casos extremos, se puede aplicar la expropiación forzosa de la vivienda al banco durante tres años, a cambio de un "justiprecio" que pagaría el beneficiario.

Impuestos. El partido de Pablo Iglesia también se diferencia por querer imponer un impuesto añadido a los bancos para financiar la devolución del rescate a Europa. El partido de Iglesias aplicará un "impuesto solidario" que, junto con el Impuesto a las Transacciones Financieras (ITF) "tendría en España una potencia recaudatoria próxima a los 5000 millones de euros", según el programa.  Podemos también quiere cambiar otro aspecto de la normativa bancaria. Además de asegurar que quiere imponer límites de tamaño a las entidades, asegura que las obligará a dividir sus actividades de banca minorista de las de banca de inversión, como se hizo en EEUU con la Volcker Rule (el conocido como ring fencing).

De interés

Artículos Relacionados