sábado,28 mayo 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadLos hogares españoles, de los más perjudicados de Europa por la crisis
Informe del empleo y lo social

Los hogares españoles, de los más perjudicados de Europa por la crisis

Ángela López
Según el informe trimestral de la Comisión Europea sobre el empleo y lo social, España es uno de los país de la Unión en el que más ha empeorado la situación financiera de las familias. Los recortes en pensiones, ayudas sociales y las subidas de impuestos de los dos últimos años han hecho que los hogares más pobres en España, junto a los de Reino Unido, sean los que más caída de ingresos han sufrido.

Las dificultades económicas por las que pasan los hogares europeos con la crisis diverge mucho según el país. Según este estudio trimestral de la Comisión Europea, en 2013 la situación empeoró en varios estados miembros y ha seguido siendo más alta que en 2007 en la mayoría de ellos.

España ha sido uno de los países en los que más se ha disparado el número de familias que no llega a fin de mes en el último año, duplicando a estados como Bulgaria, Croacia e Irlanda. Los países que menos incremento han sufrido son Alemania y Suecia (apenas un 5%). Muy lejos de países como España, Italia, Rumania o Eslovaquia, que superan el 40%.

Por este motivo, cada vez son más los hogares que deben recurrir a sus ahorros o al crédito bancario para sobrevivir. La pobreza y la exclusión social son otras de las consecuencias del empeoramiento de esta situación.

Débil mejora del mercado laboral 

En 2013, los ingresos de las familias han seguido disminuyendo en la zona Euro, pero a un ritmo más lento y casi llegando a estabilizarse en el tercer trimestre. Esta mejora relativa se produjo principalmente gracias a la estabilización del mercado laboral que es tan débil que apenas ha mejorado la situación social en la Unión.

Las dificultades económicas siguen afectando a los hogares con bajos ingresos. Precisamente, el año pasado se incrementó la brecha entre los hogares de bajos ingresos y el resto.

Así, el informe asegura que Grecia y Portugal son los países que más han sufrido el impacto del ajuste fiscal, en todas sus clases sociales. Sin embargo, para España, junto a Reino Unido, la más afectada es la clase media.

Crece el subempleo y el desánimo

En cuanto al mercado laboral, España se une a la tendencia general europea: sólo crece el empleo temporal y con jornada parcial, además del subempleo y el efecto desánimo, dice el informe. De este modo, los empleos temporales se cronifican y dejan de ser una transición hacia el empleo fijo.

 De hecho, la encuesta europea dice también que el 40% de esos empleos parciales en España son indeseados. 

En España,  las principales causas del descenso de ingresos en los hogares españoles ha sido la subida del IVA impulsada por el Gobierno en 2012 y los recortes en ayudas sociales. Pues, según el informe, “La reducción de los gastos sociales ha sido mayor que en pasadas recesiones, lo que en parte refleja la escala excepcional de la consolidación fiscal necesaria durante la crisis”.

La Comisión Europea alerta tambien de que esta rebaja en la protección social pueda hacerse permanente, ya que los recortes “han neutralizado la función de estabilización económica” que antes tenían los sistemas de protección social de los estados de la Unión Europea. 

Por otra parte, los ingresos crecen a menor ritmo que el PIB comunitario lo que, según los expertos, esto se podría traducir en que la recuperación no sea igual en todos los sectores de la economía por igual.

Valoraciones de la prensa 

Dentro de los diversos enfoques según su ideología, los principales periódicos muestran alivio con el inicio de la recuperación del empleo,algunos con reservas, aunque coinciden ante la preocupación por la persistencia y gravedad del paro juvenil. He aquí un resumen:

El País: Mejora la tendencia, pero la reforma laboral no puede ser la única política de empleo

"Caben ya pocas dudas de que la economía española ha entrado en una senda de crecimiento, aunque probablemente bajo para las urgencias que plantea el abultado volumen de desempleo". Una prudencia elemental aconseja esperar a la Encuesta de Población Activa del primer trimestre antes de declarar el cambio de tendencia definitivo. La tasa de temporalidad sigue siendo muy elevada y "buena parte de la reducción del paro se debe al crecimiento del empleo a tiempo parcial y a la conversión sistemática de parados en autónomos".

"La temporalidad no es el mejor fundamento para sostener una recuperación económica. Ni favorece el ahorro ni incentiva la demanda de consumo; más bien conduce a un estancamiento de ambos factores, que son los que deben impulsar un modelo de crecimiento fiable". Las expectativas de recuperación tampoco se benefician del descenso permanente de la tasa de cobertura del desempleo. "Puede darse la paradoja de que el paro descienda, pero las condiciones sociales en España no superen los niveles percibidos en plena recesión". "La reforma laboral no puede ser la única política de empleo". Es necesario aprovechar este momento de tasas incipientes de crecimiento para aplicar estímulos a la contratación que limiten la dualidad del mercado de trabajo. El descenso del paro es demasiado lento y la contratación es insuficiente para reducir el desempleo en un plazo razonable. "A este ritmo habrá pocas esperanzas para más de una generación de jóvenes".

El Mundo: Un buen dato de empleo que debe animar a seguir con las reformas

El crecimiento de la ocupación en marzo supone una doble buena noticia. El aumento de cotizantes significa más ingresos para el Estado y menos gastos, con lo que supone un alivio para las cuentas públicas. El incremento sostenido de la afiliación es una de las causas de que el gasto en prestaciones por desempleo esté ahora un 15,8% por debajo del registrado el año pasado. "En estos momentos España es el país de Europa en el que más se está reduciendo el desempleo". Pero con 4,79 millones de parados registrados "no hay lugar para la complacencia".

Los analistas consideran que, en el mejor de los casos, la economía española no recuperará el nivel de desempleo previo a la crisis hasta dentro de diez años. "Un plazo demasiado largo que el Gobierno tiene que acortar con más reformas y con más libertad económica". El déficit público todavía no está controlado y mientras no se reduzca sustancialmente, el Estado necesitará seguir endeudándose.

"Es preciso actuar con decisión sobre los gastos y esa es la gran asignatura pendiente de Rajoy". Sólo así se podrá aplicar una reforma tributaria profunda, que alivie de verdad la presión impositiva a los ciudadanos y a las empresas. Con un menor gasto público, el Estado podrá realizar esa devaluación fiscal – rebaja de cotizaciones sociales – que reducirá los costes laborales de las empresas sin necesidad de recortar los salarios.

ABC: España vuelve a crear empleo

El mercado de trabajo está atravesando su particular punto de inflexión. "Lo peor ha quedado atrás y España, al fin, empieza a generar empleo". El paro descendió en casi 240.000 personas en el último año y la ocupación aumentó en algo más de 115.000, al mejor ritmo desde abril de 2008. "Todo ello demuestra la acertada senda emprendida por el Gobierno para superar la crisis, pese a las infundadas críticas lanzadas desde la oposición". En este ámbito, destaca especialmente la reforma laboral de 2012, ya que primero logró frenar el aumento del paro y la destrucción de empleo en plena recesión, y ahora está permitiendo generar puestos de trabajo, a pesar de que el repunte del PIB es todavía tímido. "Es necesario perseverar en el buen trabajo realizado en el Ministerio de Empleo para acelerar la incipiente recuperación económica".

La Vanguardia: La mejora del empleo se fianza 

Dada la profunda crisis que ha vivido España, "supone un verdadero alivio comprobar que la mejora del empleo se mantiene de forma constante y con buenas – aunque también moderadas – perspectivas". El gran reto del momento está en saber aprovechar la coyuntura de mejora actual para activar al máximo la intensidad de la creación de empleo, tanto en número de contratos como en su calidad, en lugar de aceptar con resignación los pronósticos que auguran una alta tasa de paro hasta el 2020. Esto requiere dos acciones decididas: la primera en el sector financiero, para propiciar que de una vez por todas el crédito llegue a las pequeñas y medianas empresas, que son las grandes creadoras de empleo, y a las familias, con objeto de facilitar un mayor consumo. La segunda actuación necesaria sería una nueva vuelta de tuerca a la reforma laboral con el establecimiento del contrato único para los nuevos empleos. Esto permitiría una mayor estabilidad laboral a los jóvenes, fomentaría una reactivación del consumo de bienes duraderos y facilitaría una mayor competitividad al integrarse plenamente en las empresas.

La Razón: Un parón en las exportaciones puede condicionar la recuperación 

Aunque a un ritmo menor del deseado, la reducción del desempleo en España parece consolidarse tras seis meses consecutivos con registros positivos. Los datos de este mes de marzo son los mejores de los últimos siete años y la tendencia es igualmente buena en las afiliaciones a la Seguridad Social. Es significativa la recuperación del empleo en el sector de la construcción y sigue siendo muy preocupante el mal comportamiento del mercado laboral entre los jóvenes. "Una visión de conjunto de la economía española en la que se suceden los indicadores positivos, llama, sin duda, al optimismo".

"Mientras España ha llevado a cabo una profunda rectificación de pasados errores, impulsando el programa de reformas de mayor calado desde la Transición, no ha ocurrido lo mismo en el conjunto de la UE, con Francia e Italia inmersas en un proceso de deterioro de sus economías ciertamente preocupante". En ambos países un agravamiento retardado de la crisis significaría una pésima noticia para el conjunto de la UE, pero en particular para España, que tiene a los mercados italiano y francés entre sus principales destinos exportadores. "Una razón más para insistir al Gobierno de Rajoy en la necesidad de seguir profundizando en las reformas y en una reducción del gasto público que permita aliviar la presión fiscal lo antes posible". El riesgo de un parón en las exportaciones a Europa puede condicionar la senda, ya franca, de la recuperación económica.

Cinco Días: El empleo comienza a arrancar

"Aunque en esta materia hay que administrar la euforia con sentido, ya que se trata de la variable económica que afecta de forma más evidente a las personas, bien podría asegurarse que la crisis del empleo ha concluido". El Gobierno va a incorporar una previsión de creación neta de empleo este año en su actualización del programa de estabilidad y crecimiento, "aunque la sensatez recomienda echar el freno de mano y dejar hacer al mercado y esperar, y evitar la euforia nunca bien justificada que promueven los procesos electorales". El empleo ha arrancado, pero con un nuevo paradigma: a igual crecimiento económico, más ocupación, pero de menos calidad.

"Solo ensanchando las actividades intensivas en productividad, industriales sobre todo, puede hacerse girar el mercado hacia valores mejor remunerados". Y hay que comenzar a considerar normal un crecimiento intenso en los primeros años de la recuperación del empleo a tiempo parcial en actividades de servicios. "No es lo mejor del mundo, pero es mejor que nada".

 

De interés

Artículos Relacionados