sábado,29 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpinión¡Revoluciona tu organización con Design Thinking!

¡Revoluciona tu organización con Design Thinking!

Miss Controversias
Las más tradicionales grandes empresas están empezando a converger en modelos de gestión con las más revolucionarias y pequeñas Start up´s. En un mundo cambiante y competitivo, hacer de la innovación un modelo de trabajo, se ha convertido en una forma de lograr la agilidad que necesitan las organizaciones para alcanzar el éxito en determinado tipo de decisiones; las que se centran en las personas, la experiencia y el desarrollo tecnológico.

El Design Thinking no es más que una forma de innovar a través de ideas generadas por los usuarios; (clientes, empleados, la sociedad, los fans…). La clave de este método es que estas ideas estén fundamentadas en el diseño de soluciones que rompan con los métodos ortodoxos; soluciones que se basen las personas, la colaboración, la participación, la experiencia del usuario y la actitud crítica.

Cualquier método que se utilice para innovar tiene un objetivo, añadir valor a la organización y por lo tanto, mejorar la cuenta de resultados. Sin embargo, el Design Thinking como proceso generador de ideas, aporta a las organizaciones una experiencia y aprendizaje que puede no repercutir en un retorno de la inversión clara en el corto plazo. Curiosamente, el concepto CIO Chief Innovation Officer, está evolucionando según algunos, en CLO Chief Learning Officer por la importancia que se le empieza a dar a la gestión del conocimiento y aprendizaje. En realidad,  el Design Thinking puede utilizarse como una método de creación de conocimiento y como una herramienta para generar valor. Además, existe un efecto multiplicador en la creación de valor si ese conocimiento es compartido.

¿Cómo puedo generar conocimiento a través del Design Thinking?

La respuesta está en la cultura de la empresa, en saber el lugar en que debemos ubicar el desarrollo de esta metodología. Desde mi punto de vista, la clave es hacer que la creatividad e innovación formen un proceso transversal de la organización como puede ser Recursos Humanos o Tesorería. Hacer de la creatividad un producto en sí mismo y valorarlo desde la dirección. Valorarlo mucho. No señalar al que crea, si no hacer ver al resto que esa actitud participativa es la ventaja comparativa que va a hacer evolucionar a la compañía. Por este motivo, esta metodología de diseñar ideas para solucionar problemas o simplemente para mejorar procesos, debe ser soportada por la cultura de la empresa. Quienes se encargan de desarrollar el talento, organizar equipos, o buscar mejoras continuas, deben estar convencidos de la importancia de crear un entorno inspirador donde las personas, el mobiliario, la actitud, etc. estén enfocados a trabajar constantemente en procesos de innovación que, a través de la observación, la experiencia y la creatividad, mejoren el aprendizaje organizacional.

La innovación es social, ha de hacerse en grupo

Decía Steve Jobs que el emprendimiento es un fenómeno social que vincula personas con los mismos intereses y emociones. Lo mismo ocurre con la innovación, que no deja de ser una forma de emprendimiento (o intraemprendimiento). Si las grandes y pequeñas organizaciones están utilizando el Design Thinking como método de innovación global multidisciplinar, los empleados de cualquier área deberán enfocar sus habilidades hacia el diseño creativo de soluciones y mejoras de sus campos de conocimiento. Para ello es fundamental que se cree un ambiente dinámico y abierto, donde se tolere el fallo y donde una "idea loca" se pueda debatir hasta hacerla una idea viable.  Es por esto que la empatía y las habilidades sociales son las claves de este método; un método centrado en las personas y en las experiencias que estas viven durante su desarrollo en un entorno agradable, divertido y lúdico, como si se estuviera metido en un juego de niños.

Sin lugar a dudas, al Design Thinking no le faltan críticas. Hay quien dice que ha dejado de ser una ventaja competitiva en el momento que todas las empresas lo hacen, otros dicen que los resultados de esta metodología no van más allá de la innovación incremental (mismos productos, mismos clientes) o que el impacto que tiene la experiencia de usuario es baja (bajo ratio de empleados o clientes dispuestos a participar). Además de todo esto, es cierto que el Design Thinking no es válido para todo tipo de decisiones. Aquellas que requieran un conocimiento técnico, estratégico o financiero avanzado, tendrán que ser tomadas mediante otras herramientas, lo que cuestiona la inversión realizada en los procesos de Design Thinking.

Mi opinión es que en el peor de los casos, el Design Thinking fomenta en las organizaciones el aprendizaje y conocimiento, que compartido correctamente, siempre supone un valor añadido. En empresas con una cultura internacional, incluir esta práctica dentro del modelo de negocio, ayuda a los empleados a adaptarse a diferentes contextos. Puesto que el Design Thinking se basa en la experiencia del usuario (ya sea cliente, empleado, etc.), el efecto emocional es más importante que la utilidad o rentabilidad que se le pueda dar a la idea a corto plazo, algo a tener muy en cuenta por los departamentos de Recuros Humanos. ¿Qué son las organizaciones sino personas?.

Innovar como seguro de vida

Las innovaciones cambian el funcionamiento de la sociedad y a menudo la mejoran. Cada vez más, esta aportación social es la que vemos los clientes cuando decidimos donde comprar y lo que nos hace a los empleados trabajar conforme a la cultura y valores de una compañía. Lo tradicional, lo de siempre, ha funcionado durante mucho tiempo hasta que inevitablemente, todos, personas físicas y jurídicas nos hemos visto dentro de un mundo volátil e incierto, donde mañana puede aparecer una innovación que revolucione tu sector y te deje completamente fuera del mercado.

Y tú, ¿te animas con el  Design Thinking?

Puedes seguirme o comentar en Twitter: https://twitter.com/Ana1Gon

 

De interés

Artículos Relacionados