martes,7 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaSe sentía robada por la plantilla y descubrió que el 10% de...
Gracias a un software de administración de restaurantes

Se sentía robada por la plantilla y descubrió que el 10% de los clientes se iban sin pagar

Mario Arias
"Los propietarios de restaurantes logran controlar sus empresas, los meseros aumentan sus propinas, los cocineros dejan de pelear con los meseros..." Un software de administración,promovido desde la universidad chilena de Talca y presentado en Madrid, ayuda a las "pymes" tomar pedidos, emitir tickets en cocina, reportar ventas diarias y controlar bodegas. En un restaurante,la dueña pensaba que los trabajadores la robaban y descubrió gracias a el que el 10% de los clientes se marchaban sin pagar.

Asistimos a la presentación del innovador proyecto que ayuda a pequeños restaurantes a mejorar su productividad usando TIC. En nuestros días, ya es natural y cotidiano que las empresas utilicen tecnologías de información para ofrecernos nuevos o mejores servicios o reducir sus costos. En este estado natural, sin embargo, el uso de estas tecnologías no es tan universal como podríamos esperar. Aunque hoy es impensable que una compañía no use tecnologías de información para sus procesos administrativos y productivos, la realidad es que cuando observamos el caso de las más pequeñas empresas, la incorporación de herramientas computacionales está todavía en pañales.

Este retraso tecnológico es otra manifestación de las brechas digitales que aun persisten en diferentes formas. Sin embargo, la brecha digital “PYME-grandes compañías”, tiene un impacto directo en las economías de cualquier país, porque es reconocido que las pequeñas empresas, son las más numerosas formas de emprendimiento y emplean a la mayor parte de la fuerza laboral de cualquier nación. Al no incorporar tecnologías, las PYME se vuelven ineficientes, no pudiendo competir y arriesgando incluso su subsistencia y la de sus trabajadores.

En Chile, el Profesor Alejandro Cataldo de la Universidad de Talca, junto a un grupo de estudiantes de ingeniería informática empresarial, están ejecutando un proyecto denominado “Rutinización de las TI, efectos de la interacción de los usuarios con la tecnología y el grupo social”. Se trata de un proyecto que ayuda a solucionar este problema en pequeños negocios de su localidad. El grupo de trabajo se acerca a pequeños restaurantes de la ciudad y que no han incorporado ningún tipo de tecnología, ofreciéndoles implementar un software de administración que les ayudará con la toma de pedidos, emisión de tickets en cocina, reportes de ventas diarias y control de ingredientes en bodega. El trabajo en cada caso dura tres meses desde las reuniones iniciales hasta que se logra la implementación del software. Los estudiantes instalan, configuran y dan soporte técnico a los miembros del negocio. Para asegurar el éxito de la implementación, durante el periodo más crítico de la implementación, el equipo permanece tiempo completo en el restaurante, solucionando problemas o contestando las preguntas de los usuarios en el instante en que se producen.

Profesor Alejandro Cataldo

“Se trata de un proyecto donde todos ganamos. Los propietarios de los restaurantes logran controlar sus empresas, los meseros aumentan sus propinas, los cocineros dejan de pelear con los meseros. Además, los restaurantes obtienen ayuda técnica de alto nivel por tres meses sin costo. Pero nosotros también ganamos porque los estudiantes involucrados preparan sus trabajos de grado con la experiencia ganada y nosotros aprendemos cuáles son los factores de éxito y riesgo en una implementación de un software. Al final esperamos poder publicar un manual que sirva no sólo a restaurantes, sino a cualquier empresa pequeña que decida incorporar una nueva tecnología en sus procesos”, señaló el Profesor Cataldo.

Al finalizar cada caso, los beneficios son inmediatos: “En un caso, la propietaria de un restaurante que estaba en la quiebra, ella acusaba que la situación del negocio era culpa de sus empleados porque pensaba que le robaban los productos almacenados. Al segundo día de echar a andar el software, le demostramos que el problema era otro. El sistema mostró que en día de altas demandas, el 10% de las mesas se iban sin pagar. Le sugerimos colocar la caja en la entrada del restaurante para controlar su acceso y permitir que los meseros recibieran las propinas directamente de los clientes. El restaurante no quebró y aún sigue funcionando después de dos años que nos fuimos”.  Otros restaurantes han logrado incrementar su productividad sustancialmente: “En todos los casos medimos algunos indicadores claves de éxito en restaurantes. En un caso nos dimos cuenta que las ventas se incrementaron un 28,3% y los tiempos de entrega de un plato disminuyeron un 32%” Eso mejora la imagen del restaurante y la satisfacción de los clientes.

El profesor aprovecha de dar las gracias a quienes han creído en el proyecto y lo han financiado: “Al principio partimos como una idea de obtención de grado, pero al año siguiente la Universidad de Talca y sus autoridades creyeron en el proyecto y luego obtuvimos financiamiento estatal. Ahora el proyecto es financiado por Fondecyt que es una institución pública muy respetada en Chile”.

El Profesor Cataldo está en España esta semana contando sobre el proyecto, sus logros y cómo las universidades pueden hacer investigación y, al mismo tiempo, ayudar a su comunidad: “Para mí lo más relevante de todo es que hemos mejorado la vida de decenas de personas entre propietarios, meseros, cocineros y ayudantes. En varios casos, cuando llegamos estaban a punto de cerrar sus puertas, ahora son negocios exitosos. Eso para mí es cumplir con mi misión de profesor y académico. No hay nada más satisfactorio que recibir las gracias de todos ellos cuando me los encuentro”.

De interés

Artículos Relacionados