sábado,29 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioInnovación y AcademiaCada vez se sale de la universidad con más edad y con...
La UMA, solo un ejemplo

Cada vez se sale de la universidad con más edad y con peores notas

ibercampus.info
Suspensos y más suspensos. A nuestros universitarios cada vez les cuesta más acabar sus carreras, de hecho, cada vez tardan más en acabar las carreras y cuando lo hacen sus expedientes no son demasiado brillantes. Es el caso de la Universidad de Málaga, donde estudian 3.665 alumnos con más de 29 años, casi tantos como con 18, 19 y 20, edades eminentemente universitarias. En febrero se presentan a 3 de cada 10 asignaturas.

Según el último informe estadístico de la UMA con los datos del curso pasado, recogido por La Opinión de Málaga, en la convocatoria de febrero, los estudiantes sólo se presentaron a una media de tres asignaturas de cada diez materias en las que se habían matriculado (se ausentaron en el 66% de los exámenes en febrero y en el 70% en septiembre).

Además, a lo largo de todo el curso, sólo aprueban la mitad de las asignaturas en las que se matriculan. Un rendimiento académico que, en principio, parece bajo y que les obliga a prolongar su estancia en la UMA durante más años de los establecidos para finalizar sus estudios. En algunos casos, en más del doble.

De hecho, en la Universidad de Málaga estudian este curso 3.665 alumnos que tienen más de 29 años de edad (176 más que el año anterior y casi tantos como estudiantes de 18, 19, 20 y 21 años, edades eminentemente universitarias, con 3.278, 3.612, 3.673 y 3.567 alumnos por edad, respectivamente, distribuidos en primero, segundo, tercero y cuarto curso de cada carrera).

Relevante resulta el hecho de que, de esos 3.665 veteranos, la tercera parte estén aún estudiando tercero.

La interpretación de este último boletín de estadísticas de alumnos de la institución académica deja entrever que los alumnos de Empresariales, Ingenierías, Informática y Telecomunicaciones son los menos aplicados (aunque hay que tener en cuenta la mayor dificultad que entrañan las asignaturas de las carreras técnicas). Al menos son los que menos índice de aprobados obtienen en relación a las materias en las que se han inscrito. También son los que más veces tienen que matricularse en una misma asignatura hasta lograr aprobarla.

Fuente: La Opinión de Málaga

De interés

Artículos Relacionados