lunes,25 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadCasi el 80% de los recursos financieros de las universidades de la...
Política comunitaria

Casi el 80% de los recursos financieros de las universidades de la UE procede del sector público

ibercampus.es/EFE
El 79,9% de los recursos económicos de las universidades europeas procede del sector público, según un informe de la Comisión Europea publicado hoy. El comisario europeo de Educación, Jan Figel, ha asegurado que el sector privado ha de asumir un papel de liderazgo en la educación superior, sin que ello evite que los Estados miembros destinen como mínimo un 2% de su PIB a este sector para que alcance el nivel de EE UU.

El documento, que pasa revista a la dimensión social de la educación superior en la UE, revela que los hogares aportan un 11,5 por ciento de esos recursos, mientras que la contribución de empresas y Organizaciones No Gubernamentales (ONG) es del 5,4 por ciento.

En España el sector público financia el 76,9 por ciento, mientras que las familias aportan un 19,4 por ciento y el sector privado un 3,7 por ciento.

En casi todos los países los estudiantes deben llevar a cabo anualmente una contribución que varía en función de distintas circunstancias y que en Bulgaria, Chipre, Letonia y Polonia asciende al 30 por ciento de los recursos de las instituciones de educación superior.

Aunque empresas y ONG no suelen invertir demasiado en la enseñanza universitaria, en Hungría, Holanda, Suecia y el Reino Unido su participación se eleva a cerca del 10 por ciento.

Por otra parte, en los 45 países que han firmado el Proceso de Bolonia, que aspira a crear un espacio europeo de educación superior de aquí a 2010, la financiación procedente del sector público es del 70 por ciento.

El comisario europeo de Educación, Jan Figel, indicó en un encuentro con la prensa que, aunque es importante que el sector privado asuma un papel de liderazgo y responsabilidad en el área de la financiación universitaria, son sobre todo los países quienes deben hacer un mayor esfuerzo.

En ese contexto, recordó que es partidario de que los Estados miembros destinen como mínimo un 2 por ciento de su Producto Interior Bruto (PIB) a la educación superior para que la calidad de las universidades en la UE alcance un nivel equiparable al de Estados Unidos.

Figel dijo que Estados Unidos aventaja a la Unión en dos aspectos concretos en ese ámbito: el dinero destinado a cada estudiante universitario, ya que gasta cada año unos 10.000 euros más de lo que se destina de media en la UE a un alumno de educación superior, y la mayor autonomía universitaria de los centros.

 

De interés

Artículos Relacionados