martes,7 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica

Constitución española

Redacción
PSOE y PSC abogan por iniciar la reforma constitucional frente al 1-O Sánchez y los líderes regionales apoyan el acuerdo con Podemos en Castilla-La Mancha La exclusión de los moderados en el Govern en un choque frontal con el Estado y sin mayoría social (LA VANGUARDIA) Un Ejecutivo de batalla para un choque institucional (EL PERIÓDICO) Sin contar con Rajoy, Sánchez no puede reformar la Constitución (LA RAZÓN)

Las ejecutivas del PSOE y del PSC pactaron ayer iniciar a partir del próximo periodo de sesiones del Congreso el camino de la reforma constitucional y otras medidas legislativas para "distender" y solucionar el conflicto en Cataluña, ante el "inmovilismo" del Gobierno.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, presentó la Declaración de Barcelona junto con el líder del PSC, Miquel Iceta, dijo que la reforma de la Constitución requiere "un consenso sólido" y apuntó que "sólo desde el diálogo, la negociación y el pacto" se puede "distender la actual posición entre los dos extremos". La intención de los socialistas es impulsar una subcomisión u otros órganos parlamentarios que empiece a trabajar en los contenidos de la reforma, y su voluntad es hablar con todas las fuerzas. "Ha llegado la hora de la política, ya no hay mayoría absoluta del PP", recordó.

La Declaración de Barcelona pretende ser una "oferta política" para evitar el "choque de trenes" que supondrá el referéndum y acabar con cinco años de "discriminación" del Gobierno con Cataluña. Los socialistas consideran que son negociables las 46 reivindicaciones que planteó el presidente de la Generalitat al jefe del Ejecutivo, y exponen que es necesario desarrollar un Estatuto. Asimismo, urge a abordar la negociación de un nuevo sistema de financiación. El documento reclama el reconocimiento de la "identidad nacional" catalana y alude a la "realidad plurinacional de España".

Según LA RAZÓN, el presidente del Gobierno Mariano Rajoy, interpreta que detrás de la propuesta de Sánchez hay un afán de protagonismo, que no puede llevarle a ninguna parte.

EL PAÍS apunta que PSOE y PSC "quieren iniciar la reforma de la Constitución sin el apoyo del PP". En la misma línea ABC, titula: "El PSOE abrirá sin el PP el debate constitucional". "El PSOE se catalaniza frente al soberanismo", es el titular de EL MUNDO. Y también algún editorial titula que "Sin contar con Rajoy, Sánchez no puede reformar la Constitución". (LA RAZÓN)

Juncker: "Una Cataluña independiente saldría de la UE"

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, aseguró, en respuesta a la pregunta de la eurodiputada Beatriz Becerra, que la situación en Cataluña "es un asunto de organización interna relacionado con los acuerdos constitucionales" y que en caso de secesión sigue vigente la doctrina Prodi. "Cuando una parte del territorio de un Estado miembro deja de formar parte de ese Estado, porque se convierte en Estado independiente, los tratados dejarán de aplicarse en ese Estado", apuntó.

La decisión del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, de ofrecer a Podemos la entrada en su Gobierno fue bien recibida por el líder del PSOE, Pedro Sánchez, quien consideró que con ello habrá estabilidad en esa comunidad y se aprobarán "las políticas sociales" que propone Page. También el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, y el PSOE andaluz expresaron su opinión favorable al interpretarlo como "la búsqueda de estabilidad".

La corriente anticapitalista de Podemos rechazó el acuerdo y su líder, Miguel Urbán, escribió en Twitter que en el congreso de Vistalegre 2 se decidió que no había que "subalternizarse al PSOE".

Según EL MUNDO, Page pidió ayuda a Sánchez para lograr el acuerdo y éste habló con el líder de Podemos, Pablo Iglesias, para allanar el camino.

De interés

Artículos Relacionados