jueves,28 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioInnovación y AcademiaEn 2015 hubo 23,5 millones de contratos precarios
La recuperación no reduce la pobreza, según "España 2016"

En 2015 hubo 23,5 millones de contratos precarios

Redacción
Los 17,07 millones de contratos temporales y los 6,4 millones de contratos a tiempo parcial firmados el año pasado en España suponen máximos históricos y evidencian -según señala EL PAÍS- los síntomas de precarización del mercado laboral, pese a la recuperación de la actividad económica. Sin embargo, la tasa de temporalidad es aún inferior (en torno al 26%) a la que había en 2007 cuando empezó la crisis, que estaba en el 31,5%. Pero la duración del contrato medio es inferior ahora que en 2008.

Además de la filtración a EL PAÍS del próximo informe de Bruselas "España 2016" y esos datos sobre contratos temporales y a tiempo parcial, los síntomas de la precarización abundan en los datos de contratación del Ministerio de Empleo, donde se ve que la duración media de los contratos ha bajado de 79 días en 2006 a 53,4 en 2015.

El mercado laboral español lleva recuperándose dos años tras siete de desplome. En ese tiempo, ha creado poco menos de un tercio del empleo que se destruyó. En cambio, el número de contratos firmados ha crecido a una velocidad de vértigo y ya el año pasado volvió a los niveles previos a la crisis. Los 18,6 millones de contratos firmados en 2015, incluidos los 1,5 millones de indefinidos, suponen un 11% más que en 2014 y solo 45.000 menos que en 2007. Se evidencia que se ha recuperado la actividad económica y se crea empleo, pero también que la precariedad crece.

Eurostat, la oficina europea de estadísticas, precisa que el porcentaje de españoles que tienen un empleo temporal porque no pueden disponer de uno indefinido subió 30 puntos respecto a 2014. La duración media de los contratos bajó de los 76 días de 2006 a 53,4 en 2015.

Los 18,6 millones de contratos firmados en 2015, incluidos los 1,5 millones de indefinidos, suponen un 11% más que en 2014 y solo 45.000 menos que en 2007. La duración media de los contratos ha descendido y los de menor duración (siete días o menos) suponen ya el 25% del total, según los datos de los servicios públicos de empleo manejados por EL PAÍS.

Los economistas hablan de mayor rotación en un mismo puesto de empleo, un fenómeno que se ve con claridad en la industria. Antes de la crisis, un contrato temporal en este sector duraba una media de seis meses; ahora apenas llega a dos. "Es un disparate económico para el que no hay excusa", señala José Ignacio Conde-Ruiz, subdirector de la Fundación de Estudios de Economía Aplicada, que explica que los dos grandes problemas del mercado laboral español son "la temporalidad y el paro de larga duración".

Bruselas asegura que la recuperación no mejora los índices de pobreza

El borrador del informe España 2016,que la Comisión Europea presentará el 24 de febrero, alerta del deterioro de los indicadores de pobreza y exclusión social en España, uno de los países con peores números de la UE. Casi un tercio de la población española está en riesgo de pobreza o exclusión social (con ingresos inferiores al 60% de la mediana de los hogares de 663 euros al mes). Esa cifra ha crecido considerablemente durante la crisis, exactamente en 1,3 millones de personas, según los datos que recoge Bruselas del INE.

"La reciente recuperación del mercado laboral no se ha trasladado a una mejora de los índices de pobreza y exclusión social, que continúan creciendo y se sitúan entre los más altos de la UE", señala el informe. Y añade que la desigualdad en nuestro país no ha hecho sino aumentar "por el desempleo y las crecientes diferencias de ingresos entre los que más ganan y las familias de menor renta". Hay todo tipo de signos, según la Comisión, que muestran que ese deterioro social "tardará en darse la vuelta", a pesar de que la economía creció al 3,2% el año pasado.

De interés

Artículos Relacionados