viernes,28 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadEspaña incumple en los tres grandes objetivos climáticos de la conferencia de...
A menos de un mes de iniciarse la cumbre de la ONU

España incumple en los tres grandes objetivos climáticos de la conferencia de París

Redacción
A menos de un mes de la conferencia del clima de París, que busca acuerdos de reducción notable de emisiones de efecto invernadero y la necesidad de potenciar el porcentaje de energías renovables, España presenta unos registros mucho peores de lo que se da a entender.Lo indica el instituto europeo de Estadística, Eurostat, en tres variables fundamentales para rebajar la contaminación que afecta al cambio climático: emisiones de CO2, consumo energético y % de energías renovables en la generación

En las emisiones de gases que producen el efecto invernadero, causante del calentamiento atmosférico, Eurostat compara los datos de 1990 con los de 2012, habiéndose producido una reducción de más del 50% en los países nórdicos, Letonia, Lituania, Estonia, además de en Rumania y muy significativa en Bulgaria, Eslovaquia, Hungría y República Checa. España es el país que peor se ha comportado del grupo de los que tienen un PIB mayor, no solo no rebajando las emisiones, sino que las ha aumentado en un 22,5%, porcentaje solamente superado por Malta y Chipre, cuando la media europea es de un descenso del 17,9%, y países como Francia, Alemania e Italia han conseguido rebajar las suyas en un 10,5%, 23,5% y 10,1% respectivamente. Sin embargo, hay que destacar que entre 2005 y 2012, España ha conseguido rebajar la contaminación, ayudada por la recesión económica. En concreto ha pasado de 443 millones de toneladas equivalentes de CO2 a 354 millones. El mayor descenso después de Reino Unido e Italia en ese período.

Siendo el sector del transporte el segundo mayor emisor de gases de efecto invernadero de la Unión Europea, Eurostat ha publicado las variaciones habidas en diez años, entre 2003 y 2013 en utilización del transporte por ferrocarril respecto del total, básicamente carretera. España ha conseguido aumentar, del 5,1 al 6,1%, la cuota de tranporte del ferrocarril en pasajero, pero sufre un descenso, del 5,7% al 4,6% en mercancías. La mayoría de los países ricos, Reino Unido, Suecia, Austria, Holanda, Italia, Alemania y Dinamarca, han conseguido llevar más mercancías por vía férrea. Solamente Francia lo ha bajado, pero partía de cuotas muy altas, del 18,1 al 15%. En pasajeros también ganan a España casi todos en mejora de porcentaje, excepto Italia, que lo hace en 8 décimas.

En otra clasificación, la de consumo de energía primaria, la más contaminante, la Unión Europea aumentó la quema desde los años noventa hasta alcanzar el máximo en 2006, para luego reducirla mucho,  hasta el nivel de nuevo de los noventa, gracias a la sustitución de energía primaria por renovables. Aquí sí ha conseguido España reducir más la energía primaria (carbón y fuel, especialmente) que los países potentes de la UE, con un descenso del 16,4% entre 2005 y 2013.

Suecia supera ya de largo el 50% de cuota de las energías renovables y España tiene delante a 13 países

Con los datos de Eurostat, que sólo alcanzan hasta 2013, España está todavía a 4,6 puntos del 20% de porcentaje de energía producida por las renovables sobre el total, que se había marcado en 2020, habiendo ya cuatro países que han superado el objetivo: Bulgaria, Estonia, Lituania y Suecia. En el caso de esta última, ya generaba en 2013 más del 52%.

Con estas cifras parece claro que habrá que comprometerse con objetivos más ambiciosos en la Conferencia de París. Hasta el martes están reunido los ministro de 60 países, que representan a los grandes bloques, también en París, en la última reunión previa a la plenipotenciaria, con el fin de salvar diferencias y en buena medida satisfacer mejor las demandas de los países más pobres, con un apoyo financiero adecuado.

Ayer, el Banco Mundial publicaba un informe, ‘Shock waves: Managing the impacts of climate change on poverty’, en el que asegura que si no se toman las medidas adecuadas en París, en 15 años más de 100 millones de personas recaerán en la pobreza. 

Otros 5 millones para el Plan PIMA empresarial

Por otra parte, como a final del año pasado, el Consejo de Ministros de este viernes ha acordado destinar 5 millones de euros hasta 2016 al nuevo Plan de Impulso al Medio Ambiente (PIMA) en el Sector de la Empresa para la reducción de gases de efecto invernadero en el sector empresarial.

Según informó la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz Santamaría en la rueda de prensa posterior, el pago de estas ayudas a las empresas que reduzcan CO2 se realizará una vez que se haya verificado la reducción de tales emisiones. Además, ha indicado que con el plan se pretende incentivar a las empresas que han expresado su compromiso en la lucha contra el cambio climático mediante su inscripción en el Registro de huella de carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de carbono.

Este proyecto, según ha explicado, irá asociado al Registro de Huella de Carbono, mediante los proyectos de reducción de emisiones que se proponen para compensar y absorber CO2. Las ayudas estarán limitadas a un máximo de 150.000 euros por empresa o bien hasta el 15 por ciento de la inversión. Sáenz de Santamaría ha indicado que la iniciativa pretende impulsar las actuaciones contra el cambio climático propuestas por las empresas inscritas en el Registro de huella de carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de carbono.

De interés

Artículos Relacionados