domingo,24 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaExtensas críticas al Plan NuevaNormalidad en España,donde el teletrabajo eleva 2 horas...
Gobierno y no autonomía dirá que provincia pasa de fase

Extensas críticas al Plan NuevaNormalidad en España,donde el teletrabajo eleva 2 horas la jornada

Redacción / Actualizado con noticias relacionadas posteriores
Extensas críticas ha recibido el Gobierno tras anunciar su hoja de ruta hacia la nueva normalidad, que se articulará en cuatro fases, se prolongará durante 8 semanas y se aplicará por provincias o unidades territoriales, salvo Los españoles hemos añadido dos horas extra a nuestra jornada laboral desde que participamos en este experimento masivo de teletrabajo, en el que España destaca como su paro en la comparativa con otros países

Los españoles hemos añadido dos horas extra a nuestra jornada laboral desde que participamos en este experimento masivo de teletrabajo. Así prevé el Ejecutivo abordar la reapertura gradual de la economía:

* Bares y restaurantes: en la primera fase 0 solo podrán realizar servicios de entrega de comida a domicilio; gradualmente irán volviendo a la actividad entre estrictas restricciones de aforo. El sector ha reaccionado con desconcierto.

* Comercio minorista: aperturas con cita previa, aforos limitados y horarios específicos para mayores de 65 años.

* Hoteles: regresarán a una actividad a medio gas en la fase 1.

* Cines, teatros y museos: tan solo los centros de arte, bibliotecas y rodajes regresan a la actividad en la fase 1. En la 2, cines, teatros y salas de conciertos abrirán con aforo limitado y asientos asignados.

* Deporte: las ligas profesionales podrían reanudarse, como pronto, a finales de mayo.

Cuando todavía no hemos superado el debate sobre si #desescalada es una palabra o no, entramos en el del eufemismo de la #nuevanormalidad.

Los detalles y formas se irán concretando y reiterando tras la complejísima rueda de prensa que ha ofrecido el presidente del Gobierno. De momento:

1️⃣ 8 semanas, dos meses en el mejor de los casos para poder en toda España recuperar una movilidad y actividad social y económica que seguirá restringida, hasta que haya #vacuna o tratamiento eficaz contra el #covid19.

2️⃣ Será un procesos asimétrico por #CCAA y dentro de provincias —primero algunas islas— y que se podrá modular por criterios o marcadores sanitarios o económicos.

3️⃣ Esta política de fases que podrían variar según regiones y sectores no contribuye a aliviar incertidumbres económicas, empresariales ni laborales.

4️⃣ La miniapertura de la hostelería y los restaurantes frustra expectativas del #turismo.

5️⃣ No menos dudas para la educación. La #EVAU mantiene sus fechas.

6️⃣ Más prórrogas del estado de alarma para imponer el "mando único” de Sanidad a las #CCAA. Esto disparará la crispación.

7️⃣ Sánchez pide pactos pero sin cambiar su Gobierno.

Esta #infografía de SOMA: Inteligencia Colectiva actualiza los últimos datos de evolución.

Según los datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo (OCDE), solo Grecia y Reino Unido superan a España en cuanto al peso en el PIB y en el empleo de las ramas más afectadas por la crisis.

Hostelería, restauración, producción de componentes de automóviles, construcción, inmobiliario y aerolíneas son los sectores más afectados por la pandemia del coronavirus. Esto sitúa a nuestro país en una situación complicada, dado el peso del turismo y de la industria del motor en la economía. Si la crisis afecta al 40% del empleo de los 33 países de la OCDE, ese porcentaje aumenta al 50% en el caso de España. El año ha comenzado muy mal para el mercado laboral, con un repunte del desempleo hasta el 14,4% y más de 121.000 parados durante el primer trimestre de 2020.

Mientras tanto, el Ejecutivo de Pedro Sánchez a través del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio ha pedido a Europa un frente común para "minimizar el impacto", en versión de Reyes Maroto, y reanimar un sector que suma el 13% del PIB.Las aerolíneas confían en que el Gobierno relaje parcialmente las restricciones aéreas en junio. De hecho, el número de asientos programados para ese mes apenas ha descendido un 8,5%, frente a la caída del 76% en mayo. Los vuelos nacionales serán los primeros en recuperarse, si bien sus precios serán muy inferiores a los ofertados antes de la crisis del Covid-19. Pero los vuelos internacionales de largo radio tendrán que esperar, lo que ha obligado a compañías aéreas como Iberia o Air Europa a reducir las conexiones con países de fuera de la Unión Europea.

Según algunos comentarios señalados por los editores de Linkedin, el presentismo no se ha quedado en la oficina: los españoles hemos añadido dos horas extra a nuestra jornada laboral desde que participamos en este experimento masivo de teletrabajo, según un estudio del proveedor de redes privadas virtuales NordVPN. Estamos igual que franceses o británicos, mejor que los estadounidenses —ellos han sumado 3 horas más— y peor que los italianos, que no han cambiado su comportamiento durante la pandemia. Los datos también confirman que se trabaja a deshoras: hay un pico de actividad desde la medianoche hasta las 3 de la mañana.

Los grandes diarios españoles destacan este miércoles que no habrá movilidad entre provincias o islas hasta alcanzar la nueva normalidad», algo que no sucederá hasta finales del mes de junio, siempre que la evolución de la epidemia esté «controlada en todos y cada uno de los territorios», advirtió el jefe del Ejecutivo. Esto es, siempre que no se produzca una recaída. También que la hoja de ruta de Sánchez, que el Ejecutivo ha bautizado como Plan para la transición hacia una nueva normalidad, contempla cuatro fases de dos semanas de duración cada una, pero sin concretar fechas para la reapertura de comercios, restaurantes u hoteles, a diferencia de otros países europeos como Austria o Francia, que cuentan con calendarios bien definidos. Lo que sí permite atisbar el plan del Ejecutivo es que la actividad económica mantendrá sus constantes vitales en mínimos al menos durante los próximos dos meses, ahondando en la grave crisis generada por el confinamiento por la pandemia y cuyo impacto «tanto en términos de PIB como de destrucción de empleo, es enorme», según admitió ayer el presidente del Gobierno.

Sin embargo, el PP y los nacionalistas desdeñan el plan de desescalada del Gobierno. El secretario general del Partido Popular, Teodoro García Egea, consideró este martes que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, va «sin rumbo» y por eso en su comparecencia para anunciar el plan de desescalada «ha dedicado más de una hora a proclamar imprecisiones». «Ni GPS, ni timón, ni nadie a los mandos», denunció el ‘número dos’ de Pablo Casado en Génova en un apunte en su perfil de Twitter, después de que Sánchez aludiese al inicio de «una travesía sin disponer de un GPS preciso que nos guíe» porque «no existe» tal dispositivo. Según el análisis de García Egea, hoy ha comparecido en rueda de prensa «un Sánchez sin rumbo» que ha estado «recreándose en sus propios bulos». «Dedica más de una hora a proclamar imprecisiones. No hay plan», criticó.

Igualmente, destaca la prensa qu la Generalitat no asistirá al debate autonómico del coronavirus en el Senado. Su presidente participa cada domingo en las videoconferencias autonómicas convocadas por Pedro Sánchez, pero su presencia no presume que el Govern esté ahora dispuesto a participar de los órganos institucionales multilaterales. Tanto JxCat como ERC consideran innecesaria la presencia de la Generalitat en ese debate en la Cámara Alta. Se mantiene el enfrentamiento institucional entre el Gobierno central y la Generalitat, que sigue reclamando la recuperación de las competencias plenas en sanidad e interior y criticando cada paso del Gobierno de Pedro Sánchez, ahora en los planes hacia una «nueva normalidad».

Cuatro registros que dirán si una provincia avanza

Será el Gobierno y no las comunidades autónomas quien determine si una provincia o isla pasa o no a la siguiente fase de desescalada y lo hará examinando que cumplan una serie de objetivos y criterios agrupados en cuatro grandes marcadores que se harán públicos. En primer lugar, un territorio avanzará o no en función de si se considera que su sistema sanitario está preparado para evitar que se sature en caso de que hubiera un rebrote de la pandemia. El segundo marcador estará ligado a la situación epidemiológica de la pandemia, a cómo evolucione el coronavirus en cada zona conforme se vaya suavizando el confinamiento. El tercer marcador se refiere a qué medidas de protección colectivas se implantan en los lugares donde es más previsible mayor afluencia personas, como comercios los transportes y espacios públicos. Por último, el cuarto marcador se centra en los datos de movilidad y los datos socioeconómicos de cada territorio. En cuanto a la movilidad, se observarán por ejemplo los desplazamientos interprovinciales, de largo recorrido, o la utilización del transporte público en las grandes ciudades, según informa El Mundo

De interés

Artículos Relacionados