miércoles,27 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadMateos-García aboga por que haya un espacio de colaboración entre empresa y...
Durante el Ciclo de Conferencias de EOI

Mateos-García aboga por que haya un espacio de colaboración entre empresa y Universidad

ibercampus.info
"La crisis ha cambiado el paradigma de la investigación", aseguró Juan Mateos-García en la segunda jornada del Ciclo de Conferencias de EOI (Escuela de Organización Industrial) Ecoinnovación y el futuro de las economías abiertas, en la que habló sobre "Manos visibles, manos invisibles y apretones de manos: nuevos modelos de innovación y creatividad para la economía y la sociedad".

“Ha habido gasto en sectores que no tienen futuro, como el financiero, y se debería invertir en tecnologías verdes, farmacia y creatividad”, añadió Mateos-García, investigador en Nesta, fondo de venture capital público y de apoyo a la innovación en Londres. También trabaja en Centrim (Universidad de Brighton) como experto en I+D+i.

En estos momentos, Mateos-García prepara en Nesta un documento para Peter Mandelson, secretario de Negocios, Empresa y Reforma Regulatoria, y para la oposición sobre inversión inteligente y cómo salir de la recesión más fuertes. En su ponencia, detalló su experiencia como investigador, y reflexionó sobre la relación entre innovación y práctica empresarial. Su definición de innovación es amplia y reúne a los sectores privado y público y a la sociedad civil.

El investigador español cuenta que en Reino Unido hay un Departamento de Innovación, similar a un Ministerio, y que financia aquellos proyectos que demuestran que pueden tener un impacto. También hay áreas de Research Assessment Exercise, que miden los resultados de los investigadores en número de publicaciones.

Respecto a la polémica que hay en España sobre el proceso de Bolonia y la supuesta mercantilización de la Universidad, Mateos-García recuerda que “la buena enseñanza superior se basa en la baza de la investigación y que el modelo ideal equilibra el papel de Universidad, empresa e innovación”, como ocurre en Reino Unido.

Aunque es consciente de que “no se pueden medir todas las disciplinas con los mismos baremos”, considera que “en Ciencias Sociales hay que obtener resultados”. Así, sentencia, “el rol de la Universidad es ser un espacio abierto, una fuerza de progreso, que si se aísla, pierde oportunidades, lo contrario del éxito que se ha obtenido en Silicon Valley, por ejemplo”.

Mateos-García aboga por que haya un espacio de colaboración entre empresa y Universidad. Eso sí, con la independencia del investigador. Pone de ejemplo a Nesta, que mantiene la imparcialidad. Su presupuesto viene de la Lotería, algo habitual en Reino Unido para centros de investigación. “Una empresa no puede diseñar un currículo”, resume.

En cuanto a la crisis, recuerda que “en Reino Unido, a pesar de que el crédito estaba muy barato y los bancos tenían unos incentivos perversos, la Administración destinó un tremendo incremento de gasto público a la investigación, a lo que se unió el gran espíritu emprendedor de la gente, que creaba empresas e invertía en conocimiento”.

Lamenta que “en España no se haya invertido en otras cosas que en ladrillo todo el dinero que ha circulado”. Además, destaca, “a diferencia de Reino Unido, en España muchos jóvenes quieren ser funcionarios”, mientras que los jóvenes de 20 años británicos montan empresas. A su juicio, “la mentalidad y la actitud son tan diferentes, que muchos británicos ni siquiera reclaman el paro y están desde el primer momento en que pierden su trabajo buscando otro”. También es verdad, reconoce, que “en Reino Unido no existe la red de protección familiar que hay en España”. Pero zanja, el espíritu emprendedor británico “tiene mucho que ver con la Educación y la función de la Universidad”.

Fuente: Expansión

De interés

Artículos Relacionados