miércoles,19 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpinión¿Cómo crear una cultura sólida de sostenibilidad en la empresa?

¿Cómo crear una cultura sólida de sostenibilidad en la empresa?

Redacción
¿Cómo conseguir que el conjunto de la empresa se implique en las estrategias de sostenibilidad? Esta es la pregunta a la que los responsables de los programas corporativos de sostenibilidad intentan dar respuesta para que las iniciativas puestas en marcha tengan éxito. Sin embargo, las soluciones a estos planteamientos suelen ser complejas, y no existe una receta única para lograr el compromiso de la plantilla y la instauración de una cultura de la sostenibilidad.

Como señala Phillip Barlag, director de Sustainability 50, en World 50, ni siquiera existe una metodología única y consensuada para medir el desempeño de las compañías en materia de sostenibilidad. En un artículo publicado en el portal Fastcoexist.com, Barlag comenta: "Mientras que los debates son a menudo feroces, nadie puede ponerse de acuerdo en lo que realmente significa la sostenibilidad en sí.

" Este terreno de "aguas turbias", en palabras de Barlag, ofrece sin embargo numerosas oportunidades para que las compañías puedan avanzar en materia de sostenibilidad trabajando en los aspectos internos de la organización. Por esta razón, el director de Sustainability 50 propone cinco estrategias que pueden ayudar a consolidar la implicación del conjunto de la empresa en las políticas de sostenibilidad.

La primera de ellas consiste en involucrar a todos los miembros de la organización en la definición de lo que significa la sostenibilidad para la compañía. No existe una sola definición de sostenibilidad, como se ha sugerido unas líneas más arriba, pero esto abre un amplio espacio para el debate. El proceso de definición (o de redefinición, en las compañías que ya hayan establecido una definición clara de lo que la sostenibilidad significa para ellas) y de diálogo permitirá que las plantillas se apropien más fácilmente del concepto.

"El resultado final es importante, pero las conversaciones internas ofrecerán enormes dividendos", indica Barlag. Además, una vez lograda la definición de sostenibilidad, será necesario comunicarla adecuadamente. En este sentido, puede ser aconsejable crear un consejo interno con empleados que representen tantos departamentos de la compañía como sea posible.

La segunda de las estrategias propuestas por Barlag se centra en la necesidad de escapar de la especialización y apostar por perfiles más genéricos para las personas que deban encargarse de consolidar la cultura de la sostenibilidad en la empresa. Estos perfiles más genéricos facilitarán la cooperación entre las diversas áreas de la organización, y podrán rotar en diferentes puestos de trabajo para avanzar en la agenda de la sostenibilidad.

En tercer lugar, Barlag aconseja "mirar fuera de la organización". "Las mejores compañías son a menudo aquellas que saben que todavía les queda mucho por aprender", recuerda el director de Sustainability 50. Por eso, el experto aconseja animar a los empleados a que se pongan en contacto con otras organizaciones y asociaciones, a que aprendan más sobre sostenibilidad y a que compartan los nuevos conocimientos adquiridos.

En cuarto lugar, el director de Sustainability 50 sugiere que los responsables de la compañía dialoguen y cooperen con sus competidores en materia de sostenibilidad. "Las compañías deberían competir en los mercados, pero en lo que se refiere a la sostenibilidad, demostrar a tu personal que incluso tus competidores tienen algo útil que decir marcará la pauta para una cultura de honestidad y transparencia", asegura Barlag.

Por último, el experto aconseja alejarse de la negatividad y dejar paso a las perspectivas positivas. Las críticas destructivas no sirven para avanzar en materia de sostenibilidad. Conviene agradecer a las personas que expresan su apoyo a las estrategias de sostenibilidad, fomentar la participación y exponer los resultados positivos de ciertos comportamientos.

"La negatividad y el miedo son una línea de defensa final cuando nada más funciona, y deben ser utilizados en consecuencia", admite Barlag. Sin embargo, el experto recuerda: "La gente trabaja mejor cuando se siente bien."

De interés

Artículos Relacionados