viernes,3 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadEl boicot a Felipe y Cebrián en la UAM vaticina agitados otoño...
EL PAÍS apunta a Podemos: los agitadores eran de fuera

El boicot a Felipe y Cebrián en la UAM vaticina agitados otoño e invierno en la calle

Redacción
Eran unos 200 jóvenes con la cara tapada quienes impidieron este mediodía del miércoles en la Universidad Autónoma de Madrid una conferencia de Felipe González y Juan Luis Cebrian, tras las maniobras que forzaron la dimisión del líder del PSOE y han roto su unidad contra el Gobierno de Rajoy. ¡Tus manos están manchadas de cal viva!", decían también a González. El acto fue suspendido por el nivel de "violencia". La impresión general es que se inicia un otoño e invierno de protestas callejeras.

Los revoltosos, al parecer ajenos al centro violentado y con la cara tapada y pasamontañas y caretas, taponaron la entrada a la Facultad de Derecho de la UAM para impedir el paso al expresidente del Gobierno Felipe González, que tenía previsto participar a las 12.00 horas en una charla junto al presidente ejecutivo de Prisa, Juan Luis Cebrián. Al grito de "¡Fuera terroristas de la Universidad", "Felipe González, estás manchado de sangre" y "¡Tus manos están manchadas de cal viva!", los manifestantes extendieron una pancarta en apoyo a los presos de ETA y otra que rezaba: "No sois bienvenidos, Gal, Papeles de Panamá, golpes de Estado, terrorismo, manipulación, censura, tortura, oligarcas".

Cerca de doscientos estudiantes aporrearon las puertas del aula magna 'Tomás y Valiente', el catedrático asesinado hace dos décadas también eno la UAM, e intentaron derribarlas mientras el personal trataba de impedirlo desde el interior. El catedrático de Derecho Constitucional de la Autónoma Antonio Rovira aseguró que la Universidad tenía conocimiento de la concentración pero que en todo momento se pensó sería pacífica. "Lo que ocurre es que el nivel de violencia ha ido un poco más allá", explicó al centenar de asistentes a la conferencia titulada Sociedad Civil, España y Europa. El futuro no es lo que era, en el marco de las jornadas sobre Sociedad Civil y Cambio Global que se celebran desde el martes en el aula magna.

La concentración había sido convocada previamente a través de las redes sociales con un cartel en el que definían a González y Cebrián como "dos de los seres más poderosos y siniestros del país". "Démosles una calurosa bienvenida", reza el cartel que se refiere al socialista como "Míster X, terrorista de Estado" y al periodista como "terrorista informativo".

Durante la protesta, algunos estudiantes repartieron folletos en los que consideraban estar "legitimados para realizar un boicot a la presencia de estos dos seres nauseabundos que representan lo peor de lo viejo y que no termina de morir". "Consideramos un deber el denunciar e incomodar a aquellas personas que emplean su poder e influencia política en agrandar las desigualdades sociales mediante todo tipo de mecanismos", se podia leer en el panfleto en el que se criticaba duramente también la postura del expresidente a favor de la abstención: "[Felipe González] Ha participado en un golpe palaciego del PSOE que ha desbancado a Pedro Sánchez del puesto de Secretario General con el único objetivo de permitir un Gobierno del PP".

Las jornadas suspendidas fueron retomadas a lo largo de esta tarde y del jueves con la presencia de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, y representantes de ONGs.

EL PAÍS señala a Podemos

El diario del Grupo PRISA y de Juan Luis Cebrián indica que la manifestación fue convocada por una autodenominada Federación Estudiantil Libertaria (FEL), a través de un pasquín, titulado también "No sois bienvenidos", en el que, además de insultar a los dos conferenciantes, les acusan de "emplear su poder e influencia política en agrandar las desigualdades", uno de los temas que estaba programado abordar en la Conferencia a partir del último informe de Cáritas. Añade EL PAÍS que en las últimas semanas tanto González como Cebrián han sido señalados por los líderes de Podemos, en especial por su secretario general Pablo Iglesias, como autores de supuestas presiones para entregar el Gobierno a Mariano Rajoy. 

El grupo que realizó la protesta entró a la fuerza en la sala contigua a la que acogía el diálogo entre González y Cebrián, enmarcado en las Jornadas sobre Sociedad Civil y Cambio Global, que organiza PRISA. Los enmascarados se repartieron por las puertas de la sala con el objetivo de que el público no pudiera entrar ni salir. Varias personas, según prosigue EL PAÍS, desde dentro de la sala, han tratado de sujetar las puertas para evitar que los manifestantes accedieran al aula magna. Entre los asistentes que se encontraban dentro del aula magna figuraban, entre otros, el padre Ángel, fundador de Mensajeros por la Paz. La decana de Derecho de la Universidad, Yolanda Valdeolivas, ha tratado de establecer diálogo con el grupo de encapuchados y les ha dicho que su actitud es una "vergüenza".

 

Rovira: "El nivel de violencia iba más alla de una protesta"

Antonio Rovira, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad Autónoma de Madrid y director del máster en Gobernanza y Derechos Humanos, fue quien comunicó la suspensión del acto. “Era algo que se había anunciado pero pensábamos que sería pacifico, pero el nivel de violencia ha adquirido unas características que iban más allá de la protesta. Lo mejor es suspender el acto por una razón. Había otra posibilidad que era recurrir a la fuerza y despejar el camino, pero eso en eso tiene que ser muy excepcional en el ámbito universitario. Cuando no hay otra salida. No nos están dejando hablar en el aula magna. No sabemos comportarnos en situaciones de esta naturaleza. No sabemos, estamos un poco perdidos ante los signos de violencia que están sucediendo. Los participantes vienen de fuera, no son de esta facultad. Hoy era un día señalado para que nos hablaran de cosas de las que se puede discrepar. Somos persistentes y tozudos y lo volveremos a intentar", según indica también EL PAÍS. 

De interés

Artículos Relacionados