sábado,29 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadEl Grupo Banco Mundial estrena estrategia con Uruguay
Ahora pretende sostener el crecimiento con equidad

El Grupo Banco Mundial estrena estrategia con Uruguay

Redacción
Una nueva estrategia lanzada por Banco Mundial busca aumentar la resilencia o capacidad de superar vulnerabilidades económicas y climáticas con políticas sociales enfocadas hacia los niños y jóvenes más vulnerables y su integración en las cadenas globales de valor. El término resilencia, extendido con la última crisis en medios financieros, fue recogido por el diccionario español ya en 2001 como resiliencia o capacidad humana de asumir con flexibilidad situaciones límite y sobreponerse a ella.

El  Grupo Banco Mundial, bajo el nuevo Marco de Alianza (CPF, por sus siglas en inglés), ha adoptado esa novedosa estrategia, a cuya difusión contribuyó en 2013 el Foro Económico Mundial de Davos, al apoyar a Uruguay hasta el año 2020, para que pueda sostener sus logros de crecimiento con equidad en un contexto externo más complejo.

“Uruguay se destaca en la región por haber experimentado una década de crecimiento con inclusión, privilegiando la sustentabilidad ambiental y social”, aseguró Danilo Astori, Ministro de Economía y Finanzas de Uruguay, quien agregó que la nueva estrategia acordada con el Grupo Banco Mundial “será un importante medio para direccionar los esfuerzos del organismo en procura de los objetivos nacionales. Priorizamos el aporte a Uruguay de los organismos multilaterales, y del Grupo Banco Mundial en particular, como contribución a la reflexión con expertos globales sobre desafíos de largo plazo, apoyando al país a reducir sus vulnerabilidades, y aumentando la productividad con innovación, sin jamás perder de vista que el crecimiento debe beneficiar a todos, en especial a quienes más lo necesitan”, afirmó Astori.

La estrategia del Grupo del Banco Mundial (GBM) está estructurada en torno a tres pilares: a) aumento de la resiliencia ante vulnerabilidades económicas y climáticas; b) políticas sociales enfocadas hacia los niños y jóvenes más vulnerables y, c) integración a las cadenas globales de valor.

Durante el período de la estrategia (2016-2020), el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF, rama principal del GBM) y la Corporación Financiera Internacional (IFC – miembro del GBM que apoya al sector privado), trabajarán en forma conjunta para acompañar los esfuerzos nacionales en el logro de resultados específicos. El BIRF trabajará con el país para aumentar la eficiencia de las inversiones públicas y fortalecer las capacidades de gerenciamiento de las empresas públicas.

 

Grupo Banco Mundial

Algunas iniciativas contribuirán a que las redes logísticas y de transporte sean más eficientes, mediante la reducción de costos operacionales, y a promover el aumento del financiamiento mediante la modalidad de Participación Público Privada. La nueva estrategia también apoyará al sector privado en el desarrollo sostenible de sectores clave como la agricultura y la infraestructura y continuará el fuerte compromiso de IFC de apoyar al sector privado del país a nivel local y en las inversiones Sur-Sur.

La estrategia 2016-2020 también se enfocará en aspectos sociales, como la promoción del desarrollo de la primera infancia, fijándose como meta el aumento de las inscripciones en educación inicial, la reducción del porcentaje de madres de 18 a 29 años que no estudian, trabajan ni buscan trabajo y que pertenecen a los dos quintiles más bajos de la población, y el aumento del porcentaje de adolescentes de entre 15 y 17 años que asiste a una institución formal de educación.

“Luego de diez años de crecimiento y de avances sociales que son modelo en el mundo, Uruguay parece haber alcanzado un punto en el que apuesta a revitalizar su modelo de desarrollo con aumento de la productividad”, sostuvo Jesko Hentschel, Director del Banco Mundial para Argentina, Paraguay y Uruguay. “La productividad no es un asunto sencillo, de manera que no hay una fórmula general, pero el gran desafío para un país que aspira a seguir creciendo con equidad, es generar el capital humano con las destrezas necesarias, fomentando la productividad e innovación, y al mismo tiempo asegurando que el beneficio obtenido sea también para las personas más vulnerables”.

La Estrategia que se dió a conocer esta semana es el resultado de un amplio proceso de consultas e intercambios, que incluyó a las autoridades del gobierno, técnicos, los partidos políticos, el sector privado y la sociedad civil.

 

De interés

Artículos Relacionados