lunes,17 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadGranados y la trama Púnica cobraban 900.000 euros por adjudicar cada colegio...
Nuevas revelaciones sobre el ex-número 2 de Madrid y el PP

Granados y la trama Púnica cobraban 900.000 euros por adjudicar cada colegio concertado en 19 casos

Redacción
El exsecretario general del PP madrileño y de Esperanza Aguirre en el Gobierno de Madrid, Francisco Granados, diseñó y ejecutó con su socio David Marjaliza un negocio para lucrarse a través de la construcción de colegios concertados, según destaca hoy ABC. Ambos cobraban entre 900.000 y 1,2 millones de euros por cada colegio que ponían en marcha a través de Alfedel, una sociedad registrada en Valdemoro que habría adjudicado así hasta 19 colegios concertados.

Hacienda sospechaba que Marjaliza, el amigo de Granados y presunto socio del mismo en la trama Púnica, cobró una ´mordida´ de medio millón por la construcción de un colegio. Hoy el diario ABC dice que en total se habrían adjudicado hasta 19 colegios concertados con la mediación de Alfedel, una sociedad dministrada por Alfonso Ferrón del Río. El informe de la Agencia Tributaria está incorporado al sumario del ´caso Púnica´ y pide "indagar" por qué una empresa del socio de Francisco Granados cobró 522.000 euros entre los años 2008 y 2009 de la cooperativa que levantó un centro educativo en Valdemoro (Madrid), según había publicado el digital Vozpópuli, que hoy completa la información diciendo que Marjaliza engordó 9,85 millones sus cuentas suizas durante los 8 años de Granados en el Ejecutivo de Aguirre. Dias pasados tambien se supo que el socio de Granados dio un ´pelotazo´ de 20 millones de euros en Valdemoro con una residencia de ancianos.

Hoy, en el contexto de la batalla de los últimos días por el control del PP madrileño entre Esperanza Aguirre y el presidente Rajoy, ABC detalla que Granados usaba sus influencias políticas para que los Ayuntamientos cedieran el suelo a un precio muy inferior al de mercado argumentando que el colegio era un servicio para el municipio. La empresa Alfedel aseguraba a las cooperativas de profesores – sus clientes – que el colegio iba a recibir el concierto por parte del Ejecutivo regional y pagaba una comisión, camuflada bajo la apariencia de un contrato de consultoría entre Alfedel y una sociedad de Marjaliza. En total se promovieron así 18 centros en Madrid y uno en Cartagena. Otra de las empresas de Marjaliza era la encargada de las obras de construcción de los colegios.

Vídeo del ex-numero 2 de Aguirre denunciando la confusión del PSOE entre lo público y lo privado tras inaugurar instalaciones deportivas en Torrelodones.

Estas informaciones complementan las de días pasados sobre que un escrito anónimo presentado en 2013 ante Fiscalía Anticorrupción reveló los contratos entre una empresa de la Púnica y varios ayuntamientos madrileños. La empresa organizaba "por decreto" las fiestas patronales. Los "sobrantes" de los contratos volvían al partido. Un negocio más que rentable para Granados, pues según publica el diario ABC, el ex secretario general del PP de Madrid, Francisco Granados, y su socio, David Marjaliza, se lucraban con casi un millón de euros por cada colegio concertado que construían.

En concreto, por cada centro que ponían en marcha, cobraban entre 900.000 y 1,2 millones de euros. El dinero lo recibían por parte de Alfedel, sociedad dedicada a promover colegios concertados, cuyo dueño,Alfonso Ferrón del Río, ha sido imputado por los pagos. Granados y Marjaliza, números uno y dos de la trama Púnica se encuentran en prisión incondicional desde el pasado 27 de octubre.

El diario madrileño ha realizado un esquema de los procedimientos:  Granados, ex secretario general del PP de Madrid y número tres del Gobierno de la Comunidad, quien antes del escándado participó varias veces en proramas televisivos criticando la corrupción, usaba su influencia política para que los ayuntamientos madrileños cedieran el suelo a bajos precios. El argumento: que el colegio concertado era un servicio para el municipio. Alfedel, dueño de la empresa que promovía los colegios, para luego venderlo a cooperativas de profesores, les aseguraba a estos que el centro educativo iba a recibir el concierto por parte del Ejecutivo regional. La comisión se enmascaraba mediante un contrato falso de consultoría entre Alfedel y una sociedad de David Marjaliza, número dos de la trama Púnica.

De esta forma, Alfonso Ferrón del Río pagaba las comisiones, siempre presuntamente, a través de facturas falsas con una apariencia legal. Así no había que manejar dinero negro. Alfedel ha promovido 20 centros, 19 de ellos donde la trama Púnica actuaba, la Comunidad de Madrid (18) y Cartagena.

Rajoy da por zanjada la crisis en Madrid

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, eludió ayer las preguntas sobre la crisis abierta en Madrid y las razones que le han llevado a decantarse por Cristina Cifuentes como candidata a la Comunidad de Madrid, y abogó por mirar al "futuro", elogiando tanto a Cifuentes y a la candidata al Ayuntamiento, Esperanza Aguirre. "Dos apuestas muy buenas, dos candidatas que salen con el ánimo de ganar las próximas elecciones", dijo en la rueda de prensa conjunta que dio con el presidente de Guatemala, Otto Pére Molina. Preguntado sobre la polémica con Aguirre sobre el momento en que debería dejar la presidencia del PP madrileño, Rajoy insistió en que es un tema ya "zanjado".

ABC apunta que desde Moncloa se "insiste en imponer la paz tras la tensión causada por Aguirre". Fuentes próximas al presidente apuntan que se trató de "un malentendido", mientras que otros sectores del Gobierno y del PP, citados por el diario, están molestos con el comportamiento de la candidata a la Alcaldía.

Esperanza Aguirre recordó ayer en el programa de Ana Rosa, en Telecinco, que "el alcalde de Madrid no ha sido nunca el presidente del partido", con lo que se ratificó en su intención de dejar el cargo si sale elegida alcaldesa. Aguirre dijo tener "todo el apoyo del presidente" y "de la vicepresidenta", Soraya Sáenz Santamaría.

Aguirre dijo que lo primero que hará si gana los comicios es dejar la sede de Cibeles y volverla a trasladar a la Plaza de la Villa por motivos de "ahorro". Según EL MUNDO, Aguirre quiere sumar en su carrera electoral a la presidenta del PP en el País Vasco, María San Gil. La candidata a la Alcaldía apeló a sus orígenes "liberales" y recordó los de Cifuentes en Nuevas Generaciones.

A este respecto, Cristina Cifuentes, candidata al gobierno de la Comunidad de Madrid con el apoyo de Mariano Rajoy que ha desplazado al actual Ignacio González, igualmente involucrado en un escándalo por el alquiler y compra de su ático desde un paraiso fiscal, evitó entrar en "rivalidades de tipo ideológico". En cualquier caso, confirmó que hará "tándem" en la campaña electoral con Aguirre porque es "lógico". "Ambas pertenecemos al PP y compartimos los mismos principios y valores del partido", añadió.

De interés

Artículos Relacionados