domingo,5 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadLos críticos de Sánchez logran que dimita sin votar la abstención para...
Elegido por bases y cesado por cuadros, volverá a primarias

Los críticos de Sánchez logran que dimita sin votar la abstención para facilitar que gobierne Rajoy

Redacción
Pedro Sánchez dimitió este sábado como secretario general del PSOE a las 11 horas de confusa reunión del consejo federal y ante las presiones desencadenadas por sus críticos, después que el expresidente González y PRISA pidieran su cabeza en línea con algunas de las principales empresas del IBEX. Elegido por las bases y cesado así por los cuadros del partido, su intención es volver a presentarse a primarias, aunque da por hecho que entre tanto Rajoy será investido con la abstención socialista.

La dimisión de Sánchez, anunciada 24 horas antes por el si no lograba mayoría en sus propuestas deja abierta la puerta a volverse a presentarse a las primarias del partido en el futuro, posibilidad confirmada por el dimisionario al presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, quien dijo que este cese es lo más grave sucedido en España durante los ultimo años, y lo atribuyó a "los poderes económicos", como informó Ibercampus. Pedro Sánchez perdió una votación por 107 votos a favor y 132 en contra y dimitió al constatar que los dirigentes del PSOE ni le apoyaban ni aceptaban el congreso que proponía siempre desde el ‘no’ a la continuidad de Mariano Rajoy .

La gestora presidida por el asturiano Javier Fernández, confirmando lo informaron antes de publicarse la maniobra de Felipe González, se hace cargo de un partido roto por completo, una organización que según EL PERIÓDICO este sábado ofreció el espectáculo político más dantesco de los últimos tiempos: militantes en la puerta de la sede increpando a los adversos al ya exsecretario general (“¡golpistas!, "¡casta!", “¡sinvergüenzas!”, gritaban), mientras puertas adentro pasaban horas y horas de discusión sobre qué, quién y cómo se votaba, urnas que aparecían y desaparecían, dirigentes disputándose el micrófono de la sala, gritando e insultándose entre sí.

Sánchez quería plantear el debate en términos de Rajoy sí o Rajoy no, con él personificando el sentir de las bases, contrario al PP. Pero los críticos, liderados por los barones de mayor peso orgánico (y en especial por la presidenta andaluza, El Comité Federal del PSOE sigue reunido y nombrará una gestora que se haga cargo de la formación hasta la celebración de un congreso extraordinario. Esta opción es la que defendían los críticos en los últimos días. se ve como probable recambio), le dijeron que no, que lo que aquí se debatía, en realidad, era si él debía seguir o no al frente de las siglas. Aun así, tras el reconocimiento de su derrota, Sánchez dio por hecho que el PSOE acabará absteniéndose para que el presidente en funciones continúe en el poder. 

Sánchez no aceptó preguntas ni aclaró si abandonará su escaño en el Congreso de los Diputados. Tampoco dijo si pensaba plantear batalla en el futuro congreso del PSOE, en el que los militantes elegirán a su próximo secretario general. No lo harán el 23 de octubre, como el exlíder y sus colaboradores querían para dirimir ahí también si el partido debía abstenerse, ir a terceras elecciones o intentar, como él defendía, un Ejecutivo alternativo al del PP gracias a un muy difícil pacto con Podemos y Ciudadanos

Al final, cuando ya habían pasado 11 horas desde el inicio de la reunión (con múltiples recesos, altercados y negociaciones a cara de perro) y después de que los enfrentados a la dirección recogieran firmas para una moción de censura, llegaron a una vía intermedia: se votó sobre el congreso que buscaba Sánchez y contando las papeletas de los que aún formaban parte de la ejecutiva, pero no en secreto. Solo la balear Francina Armengol estaba en el otro bando. Sin embargo, la veintena de los miembros del PSC en el comité federal votaron a favor del ya dimitido. Es enorme el miedo de los socialistas catalanes ante la probable llegada de Susana Díaz y lo que uno de ellos definió como su “regionalismo rampante”, según EL PERIÓDICO. La andaluza dijo el pasado jueves que ella quería volver a “coser” al PSOE, pero nadie ve con qué hilo. 

Despedida de Sánchez y entrada de gestora

"Siempre he creído que el PSOE tenía que dar una alternativa, desgraciadamente en la pasada legislatura no fue posible", dijo el secretario general al anunciar su dimisión. "El congreso era para dirimir esas dos cuestiones. Y sigo creyendo que debe ser la militancia quien decida esas cuestiones, tiempo hay". Después, Sánchez ha deseado "todo el acierto del mundo" al sector que se ha hecho con el mando del partido. Tras apuntar que va a servir al partido "de manera leal", ha agregado: "Es un orgullo ser militante del PSOE". "La propuesta la traje porque entendía que había un debate de largo sobre el cuestionamiento del secretario general, así lo he sufrido", se quejó.

Es la tercera gestora que se hace cargo del PSOE desde la Transición pero la segunda vez que los cuadros del partido cesan al secretario general elegido en primarias sin pasar la decisión por los militantes. Pero Sánchez hizo un llamamiento a la militancia, a los "socialistas de corazón, con o sin carné", para que "hoy más que nunca" estén orgullosos de militar en la formación. En la calle, los militantes del PSOE coreaban vítores a favor de Sánchez y gritaban "Manos arriba, esto es un atraco".

"Están matando al partido"

Algunos miembros del PSOE manifestaron durante toda la tarde su pesar por la situación que atraviesa la formación. El exdirigente de Izquierda Socialista y excandidato a liderar el PSOE José Antonio Pérez Tapias abandonó el Comité Federal y al salir declaró que "el partido está roto" porque la reunión de este sábado "está acabando de la peor manera posible". 

Por su parte, el diputado socialista vasco Odón Elorza cree que en su partido "se han vuelto locos sin remedio" y están "matando" al PSOE, y piensa que la responsabilidad de toda está situación que está dinamitando la formación es "compartida".

 

 

"Compartida por los partidarios del secretario general, Pedro Sánchez, y los críticos", ha escrito en su cuenta de Twitter.

Y mientras tanto, exclama Elorza en el mismo tuit, "¡Rajoy sin moverse!". Minutos antes, ha publicado la foto de una rosa en blanco y negro llorando lágrimas de sangre.

Por su parte, el secretario general del PSC, Miquel Iceta, ha tachado en su cuenta personal de Twitter de "decisión equivocada" la votación del Comité Federal del PSOE y ha agradecido a Pedro Sánchez su "valentía" después de que haya anunciado su "inevitable" dimisión.

De interés

Artículos Relacionados