lunes,29 noviembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioSociedad, Política y SostenibilidadLa Comisión propone a los Estados Miembros usar fondos de desarrollo rural...
Derogaciones temporales y ayudas al almacenamiento privado

La Comisión propone a los Estados Miembros usar fondos de desarrollo rural para compensar la crisis

Soraya Aybar Laafou
Durante las últimas horas, la Comisión Europea ha anunciado la expansión del paquete de medidas que tratarán de suplir la crisis que ha provocado el coronavirus entre los sectores agroalimentarios. El comisario Wojciechowski apuntó como objetivo la necesidad de proporcionar una ayuda estricta para fomentar la estabilidad en el entorno europeo, a través de la flexibilización del mercado y el apoyo a los programas o la derogación temporal de algunas normas de competencia europea.
La Comisión ha publicado este lunes el último paquete de medidas excepcionales para seguir apoyando a los sectores agrícolas y alimentarios más afectados por la crisis del coronavirus. Las medidas excepcionales (anunciadas el 22 de abril) incluyen la ayuda al almacenamiento privado para los sectores lácteo y cárnico, la autorización temporal para la auto organización de medidas de mercado por los operadores de los sectores más afectados y la flexibilidad en la aplicación de programas de apoyo al mercado.

Además de estas medidas de mercado, la Comisión propuso permitir a los Estados miembros utilizar los fondos de desarrollo rural para compensar a los agricultores y a las pequeñas empresas agroalimentarias con importes de hasta 5000 y 50000 euros, respectivamente.

Janusz Wojciechowski, Comisario de Agricultura y Desarrollo Rural, ha declarado: 'Hemos actuado rápidamente para disponer de todas las medidas necesarias lo antes posible para apoyar a los agricultores y a los necesitados. Algunos mercados agrícolas y alimentarios se han visto gravemente afectados por la crisis. Sin embargo, ahora confío en que la adopción de estas medidas proporcionará un apoyo tangible, enviará la señal adecuada a los mercados y pronto proporcionará cierta estabilidad. Este paquete y las medidas de apoyo anteriores demuestran que la Comisión está preparada y actuará como la situación lo exija. Seguiremos supervisando la situación en estrecho contacto con las partes interesadas, el Parlamento Europeo y los Estados miembros.'

Las medidas excepcionales de mercado propuestas el 22 de abril y ahora plenamente adoptadas y publicadas incluyen:

  • Ayuda al almacenamiento privado: la Comisión apoyará la ayuda al almacenamiento privado de productos lácteos (leche desnatada en polvo, mantequilla, queso) y carne de vacuno, ovino y caprino. Esta medida permite la retirada temporal de productos del mercado durante un mínimo de 2 a 3 meses y un período máximo de 5 a 6 meses. Las solicitudes de participación en el régimen se abrirán a partir del 7 de mayo de 2020. Esta medida tiene por objeto estabilizar el mercado reduciendo temporalmente la oferta disponible.
  • Flexibilidad de los programas de apoyo al mercado: la Comisión permitirá flexibilidad en la aplicación de los programas de apoyo al mercado del vino, frutas y hortalizas, aceitunas de mesa y aceite de oliva, apicultura y el programa escolar de la UE (leche, frutas y hortalizas). Esta flexibilidad tiene por objeto limitar la oferta disponible en cada sector para lograr un reequilibrio de los mercados. Además, permitirá reorientar las prioridades de financiación hacia medidas de gestión de crisis.
  • Excepción temporal a las normas de competencia de la UE: El artículo 222 del Reglamento de la Organización Común de Mercados (OCM) permite a la Comisión adoptar excepciones temporales a determinadas normas de competencia de la UE en situaciones de graves desequilibrios del mercado. La Comisión adoptó tales excepciones para los sectores de la leche, las flores y las patatas. Estas excepciones permiten a los operadores organizarse y aplicar medidas de mercado a su nivel para estabilizar su sector y para el funcionamiento del mercado interior durante un período máximo de seis meses. Por ejemplo, se permitirá al sector lácteo planificar colectivamente la producción de leche y al sector de la flor y la patata retirar los productos del mercado. También se permitirá el almacenamiento por parte de operadores privados. La evolución de los precios de consumo y cualquier posible compartimentación del mercado interior serán objeto de un estrecho seguimiento para evitar efectos adversos.
Además de lo anterior, la Comisión propone que los Estados miembros con los fondos de desarrollo rural restantes puedan utilizar este dinero para apoyar a los agricultores y a las pequeñas empresas agroalimentarias en 2020. Esto debería proporcionar socorro inmediato a los más afectados por la crisis. Los Estados miembros pueden ofrecer ayuda de hasta 5.000 euros por agricultor y 50.000 euros por pequeña empresa. Esto se suma a la ayuda de minimis para el sector agrícola y al aumento del límite máximo de ayuda estatal adoptado anteriormente. Esta propuesta debe presentarse al Consejo y al Parlamento para su aprobación.

Estas medidas son consecuencia de un amplio conjunto de medidas adoptadas anteriormente por la Comisión. Estas medidas proporcionaron apoyo al sector agroalimentario en estos tiempos difíciles, con un aumento de los importes de la ayuda estatal, pagos anticipados más elevados y plazos ampliados para presentar solicitudes de pago. La mayor flexibilidad de las normas de la Política Agrícola Común tiene por objeto aliviar la carga administrativa de los agricultores y las administraciones nacionales.

De interés

Artículos Relacionados