sábado,28 mayo 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioIberoaméricaErradicar la pobreza en todas sus formas, mayor desafío actual en Latinoamérica,...
Conclusiones y recomendaciones serán llevadas al Consejo Económico y Social de la ONU (ECOSOC).

Erradicar la pobreza en todas sus formas, mayor desafío actual en Latinoamérica, según su 5° Foro sobre los ODS 2030

Tras finalizar la Quinta Reunión del Foro de los 33 países de América Latina y el Caribe sobre el Desarrollo Sostenible, reunidos esta semana de lunes a miércoles en San José de Costa Rica, el principal compromiso final ha sido erradicar la creciente pobreza tras dos años de Covid "en todas sus formas y dimensiones", redoblando esfuerzos para implementar efectivamente la Agenda 2030.Conclusiones y recomendaciones serán llevadas al Consejo Económico y Social de la ONU (ECOSOC).

El texto íntegro de las conclusiones y recomendaciones del Foro ocupa 19 páginas para mejor implementar la ahora debilitada y comprometida Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible ( ver El Foro LatinoAmérica sobre Desarrollo Sostenible constata insuficiente avance en ODS 2030 y urge una década de acción) , asegurando que nadie se quede atrás, incluidos sus Objetivos y metas, que son de carácter integrado e indivisible y conjugan las tres dimensiones del desarrollo sostenible —económica, social y ambiental. Pero el punto considerado mas relevante del Foro, que congregó a casi 1.200 personas -más de la mitad de ellas de manera presencial- es el párrafo y epígrafe 19 de los 106 del documento final, que dice:

19. Reafirmamos también el compromiso de erradicar la pobreza en todas sus formas y dimensiones, como el mayor desafío a que se enfrenta el mundo y un requisito indispensable para el desarrollo sostenible, reiteramos nuestra determinación de acabar con el hambre, lograr la seguridad alimentaria y la mejora de la nutrición y promover la agricultura sostenible, destacamos la necesidad de mantener en funcionamiento las cadenas de suministro alimentario y agrícola, de garantizar la continuidad del comercio y el transporte hacia los mercados de los alimentos y el ganado, así como de los productos y los insumos esenciales para la producción agrícola y alimentaria, de mantener en funcionamiento los sistemas alimentarios, de evitar la escasez de alimentos, de reducir la pérdida y el desperdicio de alimentos y de salvaguardar la seguridad alimentaria, y alentamos la adopción de medidas destinadas a posibilitar el acceso a alimentos seguros, suficientes, asequibles y nutritivos para todos, así como en apoyo a la agricultura familiar, reconociendo el papel de la agricultura familiar, el pastoreo y la agricultura en pequeña escala en la mejora de la nutrición y la garantía de la seguridad alimentaria de acuerdo con las normas del sistema de comercio multilateral, reafirmamos el compromiso de garantizar una vida sana y promover el bienestar de todos a todas las edades, reiteramos el compromiso de lograr un crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible y el trabajo decente, promover la igualdad de remuneración por trabajo de igual valor, analizar el trabajo de cuidado remunerado y no remunerado y su relación con el cambiante mundo del trabajo, reducir las brechas de participación e ingreso en el mercado de trabajo y procurar el acceso universal a la protección social, recordamos la promesa de reducir la desigualdad en los países y entre ellos, reiteramos el compromiso de garantizar modalidades de consumo y producción sostenibles, y de que la población de nuestra región tenga la información y los conocimientos pertinentes para el desarrollo sostenible y los estilos de vida en armonía con la implementación y revitalizar la Alianza Mundial para el Desarrollo Sostenible.

20. Reiteramos la urgencia de promover el trabajo decente para todos, así como políticas de protección social destinadas a evitar el desempleo, reducir la informalidad laboral y la quiebra de las microempresas y pequeñas y medianas empresas, y a aumentar los mecanismos de apoyo a los ingresos para ayudar mejor a la población más vulnerable y marginada en momentos de crisis, a fin de erradicar la pobreza en todas sus formas y dimensiones;

21. Destacamos que la recuperación posterior a la pandemia debería ampliar y apoyar las políticas de desarrollo en América Latina y el Caribe, fomentar la inversión en innovación, investigación y desarrollo, así como una solidaridad y cooperación regionales renovadas, para, entre otras cosas, potenciar los sistemas de salud pública y el control epidemiológico, y, al mismo tiempo, fortalecer la democracia y asegurar el goce de los derechos humanos por parte de todos, y reconocemos la importancia de elaborar planes de recuperación que promuevan el desarrollo sostenible e impulsen un cambio transformador hacia sociedades pacíficas, justas e inclusivas, incluso mediante el empoderamiento y la participación de todas
las mujeres, adolescentes y niñas, con el compromiso efectivo de todas las partes interesadas pertinentes, incluida la sociedad civil;

22. Instamos a los Estados miembros y a otras instancias pertinentes a que aceleren la función catalizadora que las tecnologías digitales, el acceso a Internet y la inclusión digital desempeñan en la reducción de los efectos de la pandemia de COVID-19 sobre el aprendizaje permanente y la educación de calidad, la salud, las comunicaciones, el comercio y la recuperación económica, y a que aseguren el camino hacia el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, al tiempo que se avanza en la superación de las brechas digitales dentro de los países y regiones y entre ellos;

Al terminar la Quinta Reunión del Foro de los países de América Latina y el Caribe sobre el Desarrollo Sostenible,  autoridades y delegados realizaron también un sentido homenaje a Alicia Bárcena, Secretaria Ejecutiva de la CEPALEl evento de tres días contó con la participación de 260 delegados registrados, además de 230 representantes del Sistema de las Naciones Unidas -entre ellos la Vicesecretaria General de la ONU, Amina Mohammed, segunda autoridad de la entidad mundial-, 21 de organismos intergubernamentales, 19 provenientes de instituciones financieras y 22 de agencias de cooperación, junto a más de 300 representantes de la sociedad civil, la academia, y el sector privado. A ello se sumaron las miles de personas que siguieron la reunión por las plataformas sociales y las transmisiones públicas de las sesiones.

Hoy despedimos a una socia, Alicia Bárcena, en esta lucha por el bienestar de América Latina y el Caribe, a una amiga, casi una cómplice… pero el legado que hemos construido junto a ella y que es un activo invaluable de nuestra región, debe permanecer, desarrollarse y llevarse a la práctica”, declaró el ministro Solano. Sus palabras fueron seguidas por una ovación cerrada de varios minutos por parte de los delegados, en  agradecimiento al trabajo incansable de la Secretaria Ejecutiva de la CEPAL, primera mujer en ocupar ese cargo.

En su intervención, el Canciller Solano resumió los principales trabajos del Foro y planteó 12 conceptos clave que surgieron de los debates: impulsar la Paz, diálogo y participación activa, como ruta al desarrollo sostenible; acortar las grandes brechas y asimetrías entre los países y dentro de los países, económicas, sociales, ambientales; acceso a financiamiento innovador para que América Latina y el Caribe pueda revertir la crisis; cooperación y transición para que los países de nuestra región no queden afuera de la cooperación y del acceso a fondos concesionales; una recuperación que sea realmente transformadora, basada en la ciencia, que sea sostenible, verde y azul, inclusiva, justa, innovadora y resiliente; visibilizar la biodiversidad de nuestra región; cambio climático, al cual nuestra región es altamente vulnerable; nuevos pactos sociales y económicos para que la recuperación sea sostenible; igualdad de género; sociedad del cuidado; integración regional, mayor diálogo político y, sobre todo, unificar nuestra voz frente a la comunidad internacional; y aspirar a un nuevo multilateralismo ponga en primer lugar el desarrollo sostenible y que incluya la reconfiguración de la arquitectura financiera internacional.

Por su parte, en sus palabras de cierre Alicia Bárcena destacó que el Foro de los Países de América Latina y el Caribe sobre el Desarrollo Sostenible es el espacio que permite a la región hablar con voz propia, reconocer su rica diversidad, pero al mismo tiempo, hacer converger y alentar aspiraciones comunes.

Resaltó también la presentación del 5° informe sobre el progreso y los desafíos regionales de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible en América Latina y el Caribe, titulado Una década de acción para un cambio de época, en el que se presentaron propuestas específicas en cuatro áreas: el fortalecimiento del multilateralismo, en particular en materia de financiamiento para el desarrollo; la mejora de la implementación de las políticas productivas, sociales y ambientales de alcance nacional y regional; el aumento de la resiliencia de las instituciones, y la superación de conflictos mediante acuerdos y pactos.

Sobre este informe, inspirador del documento final de conclusiones, se hizo un llamado a los 28 países de la región que ya han presentado los exámenes nacionales voluntarios en la serie de sesiones ministeriales del Foro Político de Alto Nivel sobre el Desarrollo Sostenible bajo los auspicios del Consejo Económico y Social, y a los 8 países  que se preparan para hacerlo en 2022 —de los cuales 4 presentan un segundo o tercer examen— y destacaron el compromiso y el liderazgo demostrados por esos países en sus esfuerzos por implementar la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, en particular integrándola en sus estrategias nacionales y adaptando sus arreglos institucionales.

A manera de despedida, Alicia Bárcena señaló además que en sus 14 años al frente de la CEPAL dedicó sus esfuerzos a “acopiar datos, develar los números, construir en base a análisis rigurosos los argumentos para demostrar que el ancla estructural que inhibe nuestro desarrollo justo es el peso brutal de nuestro rasgo distintivo: la desigualdad”, dijo. “No nos quedamos solo en el diagnóstico. Con el oído atento, con los ojos abiertos a los datos y necesidades de los países de nuestra región hemos tratado de construir propuestas, de dotarnos de herramientas analíticas y de política pública para avanzar, en pleno respeto a la voluntad soberana de cada uno de nuestros países, en el camino de nuestra urgente emancipación”, declaró, añadiendo: La joven que fui hace ya algún tiempo tomó precoz conciencia del orden injusto que se ofrecía ante sus ojos. Se encendió entonces una llama de rebeldía. La mujer que soy hoy agradece que esa llama siga encendida y tengo la secreta esperanza de haber contagiado en otras y otros ese mismo fuego.

Las conclusiones y recomendaciones serán llevadas al Foro Político de Alto Nivel sobre el Desarrollo Sostenible de 2022, que se realiza bajo los auspicios del Consejo Económico y Social de la ONU (ECOSOC).

En ellas se reconoció también la entrada en vigor (el 22 de abril de 2021) del Acuerdo Regional sobre el Acceso a la Información, la Participación Pública y el Acceso a la Justicia en Asuntos Ambientales en América Latina y el Caribe, conocido como Acuerdo de Escazú, y se invitó a los Estados parte a participar en la primera reunión de la Conferencia de las Partes en el Acuerdo (COP 1), que se celebrará del 20 al 22 de abril de 2022 en Santiago de Chile.

Del mismo modo, se recordó la importancia de la Declaración Política sobre una Recuperación Sostenible, Inclusiva y Resiliente en América Latina y el Caribe, aprobada por los Ministros y Ministras de Relaciones Exteriores y Altos y Altas Representantes de la región, reunidos virtualmente con ocasión del trigésimo octavo período de sesiones de la CEPAL, que se celebró bajo la Presidencia de Costa Rica, del 26 al 28 de octubre de 2020.

Asimismo, los delegados piden una respuesta multilateral coordinada a nivel mundial para abordar las repercusiones que la pandemia de COVID-19 está teniendo sobre el desarrollo sostenible, así como las políticas necesarias para hacer frente a la actual recesión económica y a la futura depresión, iniciar la recuperación económica y reducir al mínimo los efectos negativos sobre los medios de subsistencia, procurando al mismo tiempo volver a la senda del logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Por lo mismo, se recalca la necesidad de conceder una dispensa especial a los países vulnerables de la región, en lo que respecta a las acciones de las agencias de calificación crediticia y a las medidas necesarias para lograr la sostenibilidad de la deuda y reducir el endeudamiento de los países en desarrollo.

Reiteran también el llamamiento para que se sigan atendiendo las necesidades específicas de desarrollo de los países de ingreso medio a través, entre otras cosas, del financiamiento innovador para el desarrollo. En este sentido, invitan a la CEPAL a que continúe reuniendo información del impacto que produce la pérdida de acceso a la asistencia oficial para el desarrollo y al financiamiento en condiciones favorables en los logros en materia de desarrollo a medida que los países alcanzan diferentes niveles de ingreso, lo que incluye el enfoque de desarrollo en transición, sin limitarse a él, y la forma en que el sistema internacional y los gobiernos nacionales pueden asegurar que los logros de desarrollo alcanzados vinculados a un mayor ingreso se mantienen en los países en transición hacia el desarrollo sostenible.

Noticias relacionadas en Ibercampus.es:

De interés

Artículos Relacionados