sábado,23 octubre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpiniónEs imprescindible resituar en el centro de la política europea los aspectos...
Fundamentando la unión social europea

Es imprescindible resituar en el centro de la política europea los aspectos sociales

Enrique Calvet Chambon, euro parlamentario ponente para la reforma del Reglamento Fundacional de Eurofound, y Juan Menéndez-Valdés, director de Eurofo
Es imprescindible resituar en el centro de la política europea los aspectos sociales. Es uno de los mensajes claves de la siguiente tribuna redactada para Expansión y compartida con Ibercampus.es por Enrique Calvet Chambon, miembro del Parlamento Europeo y ponente para la reforma del Reglamento Fundacional de Eurofound, y Juan Menéndez-Valdés, director de Eurofound, la Agencia Europea tripartita, con sede en Dublín, que asiste en el desarrollo de las políticas sociales y de empleo.

Para quienes ya cumplimos algunos años, la Unión Europea ha sido siempre motor de paz, libertad y derechos. Un proyecto integrador que lleva en sus genes la dimensión social. La idea de progreso social, ya está presente desde el Tratado de Roma y en las declaraciones de nuestros padres fundadores. La UE solo puede existir si es capaz de combinar progreso económico, libertad y justicia social. En este contexto, no es de extrañar que una de las primeras Agencias creadas por la Unión Europea fuera la Fun- dación para la mejora de las condiciones de vida y de trabajo, que ahora conocemos por su acrónimo Eurofound, aunque por muchos años algunos la llamamos simplemente Fundación Dublín, por la ciudad que aloja su sede central. Circunstancias de la vida han hecho que, 43 años después de su fundación en 1975, los firmantes de este artículo coincidamos en el proceso de revisión del mandato y operatividad de esta Agencia. Uno como Director de la misma. El otro como ponente en el Parlamento Europeo para la reforma de su reglamento fundacional. Un privilegio al tratarse de la Agencia Europea, cuyo mandato es el de proporcionar el conocimiento necesario para avanzar en mejores políticas sociales y de empleo a nivel europeo y de los Estados miembros.

En el actual contexto de postverdad y escepticismo, el rigor del conocimiento y la evidencia científica se hacen más necesarios que nunca para que los agentes políticos y sociales, a cualquier nivel, puedan fundamen- tar sus decisiones. El trabajo de Eurofound, permiteidentificarlosproblemas, anticiparse al futuro, analizar mejores prácticas y fundamentar desde la razón y los datos la dinámica política a seguir. La UE tiene la exigencia de que cada iniciativa política tenga que venir acompañada de documentos que demuestren de antemano su valor añadido y evalúen su impacto potencial en diversos ámbitos. Sin duda una buena práctica, que ya quisiéramos ver en los nacionales de manera sistemática. La evidencia científica, como la que proporciona Eurofound, juega un rol relevante para fundamentar las buenas decisiones políticas sociolaborales. Por citar algunos ejemplos, la investigación de Eurofound contribuyó a la justificación y el enfoque de medidas como la Garantía juve- nil, o las recientes propuestas de Directiva para la conciliación laboral y familiar de padres y cuidadores, o para del derecho a unas condiciones de trabajo transparentes y predecibles. El impacto de la digitalización en el mundo del trabajo, o el segumiento de las tendencias de convergencia o divergencia de los estándares de vida y de trabajo en Europa, son otros ejemplos claves donde Eurofound está ayudando a identificar retos de futuro y señales de alarma social en el seno de la Unión, que puede justificar la adopción de nuevas iniciativas.

Eurofound ha venido desempe- ñando este papel desde hace decenios. ¿Qué hay de nuevo entonces?, De un lado, la regulación de 1975 se había quedado inevitablemente obsoleta en muchos aspectos. Por otro lado, adapta la operatividad de la agencia a los nuevos tiempos con sus nuevas tecnologías y también con las nuevas exigencias éticas y de rendiciones de cuentas. Amplía el

Eurofound es esencial en fundamentar las decisiones de la UE en políticas sociolaborales

servicio de Eurofound a las Instituciones de la UE, a los agentes sociales y a los actores nacionales, o llama a cooperar con instituciones de carácter tripartito. Aumenta la exigencia de que las Instituciones Europeas consideren la investigación de Eurofound antes de formar sus decisiones. Mantiene y amplía aspectos democráticos y de participación en su sistema de Gobierno, con nuevo papel del Parlamento Europeo. Preserva el tripartismo en toda su extensión cuestión que es parte del ADN de la Fundación. El diálogo social no solo es intrínseco al modelo social europeo, sino que persis- te como uno de los pocos modelos ejemplares de debate y resolución de la discrepancia.

El acuerdo político alcanzado y la adopción del nuevo Reglamento fundacional de Eurofound con ambición de cubrir otros 40 años es, en este contexto, una buena noticia pa- ra los ciudadanos europeos. Sobre

este espíritu de cooperación y de rigor, es necesario seguir proporcio- nando la mejor evidencia para unas políticas mejor informadas, que ayuden a combatir la desesperanza y crisis de confianza que todavía experimentan los ciudadanos. Las indudables mejoras en la economía y el em- pleo han propiciado un aumento del optimismo, y el aumento de la confianza en la UE en más de 10 puntos desde 2013, pero todavía son demasiados los que no confían en el proyecto Europeo. Ya sea por las heridas de la crisis, la globalización, las migraciones, las desigualdades, lo cierto es que la cooperación, indispensable integración y el multilateralismo parecen no estar de moda. El hecho de que la confianza en las instituciones nacionales sea aún menor, poco debe servirnos de consuelo, cuando observamos la brecha abierta entre valores como la solida- ridad y el apoyo creciente a las pro- puestas de aislacionismo y ensalza- miento de la diferencia.

En este contexto, resulta imprescindible resituar en el centro de la política europea los aspectos sociales, que trasladen al ciudadano los valores de la solidaridad, la integración y la cooperación. Y hacerlo promoviendo políticas basadas en evidencias racio- nales que mejoren su calidad de vida y de trabajo. Hace ahora un año que en la cumbre de Gothemburgo, contempló la proclamación del Pilar Europeo de Derechos sociales . Un conjunto de veinte principios, que Unión Europea, gobiernos y agentes Sociales tendrán que llevar a la práctica y para ello la ayuda del renovado Eurofound será indispensable.

De interés

Artículos Relacionados