martes,7 diciembre 2021
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioOpiniónLos 33. El círculo secreto.
Alfonso Aguado/ Ed: Algon, 227 pags, 16 euros

Los 33. El círculo secreto.

Redacción
¿Le suena ´me duele la cara de ser tan guapo´ o ´qué difícil es hacer el amor en un Simca 1000´? Son algunos de los éxitos del grupo de los 80 Los Inhumanos, donde Alfonso Aguado era su vocalista. Aguado vio la historia de los 33 mineros de Aracama un reflejo de los que vivió como músico: "Los mineros vivieron el ascenso a la fama, el uso por los medios de comunicación y las discográficas y el abandono absoluto después".

Los 33, el círculo secreto desvela las miserias de aquella operación de rescate que, el 10 de octubre de 2010, salvó las vidas de los "humildes mineros" pero los lanzó al "infierno mediático" con contratos blindados para hacer videojuegos, películas y material de merchandinsing.

"Mercantilizaron sus vidas y pasaron de ser estrellas del rock and roll a quedarse tirados: dos están en un psiquiátrico, la mayoría en paro y sólo siete llevan una vida equilibrada", explica Alfonso Aguado.

En el libro desvela las miserias de aquella operación mediática en la que se ocultó que "uno era un presidiario fugado o que otro era trígamo y dos de sus esposas fueron apartadas de la parafernalia mediática para no desentonar", agrega. En torno a los mineros se sucedieron episodios sórdidos como el aterrizaje de una "madre que había abandonado a su hijo y las peleas entre los familiares". También se mitificó, cuenta, la supervivencia de los mineros en el pozo: "No tenían comida, pensaban que se iban a morir y vivieron aislados. No se pasaban el día rezando", asegura. Actualmente ya se rueda la película.

El autor encuentra un paralelismo entre la tragedia de Atacama y la que viven los mineros leoneses. "Durante la marcha negra fueron el centro de atención de todos los medios y ahora están olvidados. Y aquí no hay final feliz", apunta.

El autor señala que "no se trata de un libro pesimista porque yo no lo soy, lo que intento transmitir es que el éxito no es lo que tienes que buscar. Quizás podemos disfrutar con cosas más cotidianas, como Sidharta, ser barquero y pasar a la gente".

De interés

Artículos Relacionados