domingo,23 enero 2022
Espacio euroiberoamericano de diálogo sobre la innovación social, profesional y académica
InicioGobernanza económicaMoody´s degrada el ´rating´ de Telefónica pese a reducir el dividendo a...
Negocia ventas a Viacom en Argentina y a AT&T en México

Moody´s degrada el ´rating´ de Telefónica pese a reducir el dividendo a sus accionistas un 46%

Redacción
La agencia de calificación Moody´s ha degradado este lunes el ´rating´ de Telefónica desde Baa2 a Baa3, pese a anunciar el 27 de octubre la rebaja del dividendo un 46%. El hecho se interpreta en el mercado como otra llamada a reducir su deuda, próxima a 50.000 millones, tras cambiar planes de vender algunos activos. Se ignora si entre ellos figuran Telefe en Argentina, por la que ha recibido una oferta de Viacom por 400 millones de dólares, y la operadora de México, por la que interesa a AT&T.

La rebaja del ráting, con perspectiva estable, llega después de que Telefónica revisara tanto su dividendo como antes su estrategia de desendeudamiento, abandonando su objetivo de deuda de 2,35 veces ebitda para finales de 2017, para no tener que vender activos mientras reduce gastos con el recorte del dividendo.

La nueva calificación crediticia del grupo en Baa3 es justo un nivel por encima del conocido como 'bono basura' o grado especulativo de inversión. Moody's, obstante, deja la calificación en un nivel "estable", lo que evitará nuevas revisiones a corto plazo tras frenar los planes de desinversión previstos a raíz de los fracasos cosechados en las ventas de sus filiales O2 y Telxius.

La agencia aplaude la medida de la compañía de reducir el dividendo, si bien critica que el cambio en la estrategia -que prevé reducir deuda con los mejores ingresos de caja evitando ventas "oportunistas"- implicará en un freno en la previsión de desapalancamiento para diciembre de 2017.

No obstante, las noticias del pasado fin de semana indicaban que Telefónica negocia vender la argentina Telefe a la norteamericana Viacom, que mejora la oferta de Ted Turner (Time Warner, hoy AT&T) y el venezolano Grupo Cisneros. Viacom supera los 400 millones de dólares (unos 360 millones de euros) que exigía la operadora española, cuyas deudas totales rondan los 50.000 millones de euros, aunque el Banco de Inglaterra anuncio este viernes que la ha incluido dentro de las compañías cuyos bonos podrá adquirir en su plan de compra de deuda corporativa (corporate bond purchase scheme) para rebajar el coste de financiación de las empresas y estimular la economía, como Scottish Power, filial de Iberdrola; National Express, grupo que integra a la española Alsa y competidores de la telecomunicaciones como Vodafone, British Telecom, las estadounidenses AT&T y Verizon, además de otras multinacionales como Apple, BP, Bayer, E.ON o EDF.

En la Argentina Telefe, Viacom, el quinto conglomerado de medios del mundo (tras Comcast, Walt Disney, Time Warner y 21st Century Fox), ha planteado mejor oferta que los otros dos candidatos: los también norteamericanos de Turner -una división de Time Warner, ahora AT&T- y el venezolano Grupo Cisneros, según informan en España Hispanidad, Expansion y El Economista.

Viacom se dedica a la producción de películas (Paramount Pictures y DreamWorks) y a la televisión por cable y satélite (con canales como el conocido y polémico MTV Networks, BET y Nickelodeon) y también por Internet. Mientras que Turner, al pertenecer a Time Warner, cuenta con canales como (CNN, Warner Bros TV, Cartoon Network o TNT) y además es propietario de la televisión pública chilena. Por su parte, el Grupo Cisneros es propietario de una de las principales cadenas de televisión de Venezuela, Venevisión).

Con este movimiento, el presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, pone fin a las reticencias del presidente de Argentina, Mauricio Macri, quien desde que llegó a la Casa Rosada tenía a la operadora española en el punto de mira por el presunto apoyo que Telefe habría prestado a su antecesora, Cristina Fernández de Kirchner, a diferencia del grupo Clarín, que ahora espera ser beneficiado por Macri.

Las tensiones con el mercado por los 50.000 millones de deuda de Telefonica, uno de los motivos por los que Financial Times críticó la gestión de Alierta con motivo de su cese de lujo (con indemnización de 50 millones, presidencia de la Fundación, desde donde predica la igualdad, y continuidad en el consejo), han provocado que la pasada semana tuviera que anunciar la mala noticia para sus millones de accionistas reducir el di­vi­dendo desde los 0,75 anteriores y comprometidos inicialmente para 2016 hasta los 0,40 euros, a fin de ahorrar de 1.800 a 1.900 mi­llones en 2017. La presión de los analistas sobre el excesivo apalancamiento de la compañía ha creado un mal ambientes y Pallete se ha enfrentado previamente a la mayoría de los analistas, según Hispanidad. El apalancamiento de la compañía es de 3,2 veces su ebitda, superior a 2,2 veces, el estándar del mercado para empresas similares. Ratio no alarmante, según Pallete, porque la compañía tiene palancas suficientes para generar ingresos: en un documento remitido a la CNMV, Telefónica dice tener activos más que suficientes para reducir el apalancamiento, entre ellos los de Argentina y México, donde también hay negociaciones de venta.

Coincidiendo con dichas noticias, Cinco Días, diario económico del grupo PRISA, participado en un 13% por Telefonica, dice que Esta parece confiar en la nueva trayectoria de Argentina, bajo la presidencia de Mauricio Macri, que llegó al cargo en diciembre de 2015. Así, la operadora invirtió en los primeros nueve meses del año un total de 447 millones de euros en el país austral, una cifra que supone un incremento de casi un 35% más que en el mismo periodo del ejercicio anterior.La compañía anunció recientemente un plan de inversiones en el país de 36.000 millones de pesos (unos 2.150 millones de euros) para el trienio entre 2016 y 2018.

La operadora destacó que las inversiones llevadas a cabo durante los primeros meses de 2016 se han dirigido al despliegue de las redes de telefonía móvil 4G así como a la mejora de la red fija. De esta manera, la red móvil LTE alcanza ya una cobertura del 74% de la población, 13 puntos porcentuales más que en septiembre del año pasado.Además, la teleco defendió la mejora de las cuentas en el país austral y la aceleración a lo largo del ejercicio. Así, la empresa indicó que los resultados del tercer trimestre de Telefónica de Argentina presentan una significativa mejora gracias a la actualización de tarifas (tanto reguladas como no reguladas), a la buena evolución de las promociones realizadas en el prepago móvil, al fuerte crecimiento del consumo de datos y a la progresiva implantación de medidas de eficiencia.

En moneda local, los ingresos de Telefónica de Argentina aceleraron su ritmo de crecimiento interanual hasta un 18,9% entre enero y septiembre (un 19,7% en el tercer trimestre), por un 9% del beneficio operativo antes de depreciaciones y amortizaciones. En el tercer trimestre, el aumento fue del 39,8%. El margen aumentó en 4,4 puntos porcentuales entre julio y septiembre hasta el 27,9%.En la actualidad, Argentina es el quinto país en aportación de ingresos al grupo Telefónica, con cerca del 6% del total. La teleco gestiona 26,8 millones de accesos en el país, el 7,6% del total de la operadora.

De interés

Artículos Relacionados